11 Feb 2013

La magia y las bestias del sur salvaje

Escrito por: Natalia Marcos el 11 Feb 2013 - URL Permanente

Érase una vez una niña que vivía en un mundo muy, muy lejano. La niña vivía con su papá, pero a veces tenía que sobrevivir varios días sola en su cabaña en un pequeño poblado. Su mamá se había ido nadando hace tiempo, pero cuando se sentía mal, hablaba con ella, y eso le hacía sentirse mejor. La niña, su papá y el resto de habitantes del poblado vivían alejados de la civilización, marginados por ella en un terreno pantanoso y peligroso. La vida era más o menos sencilla hasta que papá se puso malo y vino la gran tormenta, que dejó todo el poblado inundado e hizo que muchos animales y plantas murieran. Además, unas bestias prehistóricas salieron del hielo en el que se conservaban y se pusieron en marcha hacia el poblado. La vida ya no fue tan fácil. Pero había ratos buenos. Sobre todo cuando llegaba la magia.

Bestias del sur salvaje es una pequeña fábula que se ha colado entre las candidatas al Oscar (con cuatro nominaciones). De hecho su protagonista, la niña del párrafo anterior, opta al premio a la Mejor actriz principal. Es la actriz más joven de la historia en estar en esa lista (tiene solo 9 años, 6 cuando rodó la película). Y es puro amor. La niña Quvenzhané Wallis (Hushpuppy en la película) es toda la película. Ella y una banda sonora envolvente que te traslada a un mundo diferente en el que da igual que no haya argumento y que pasen cosas que no entiendes. Te puedes relajar, mirar, disfrutar y dejarte llevar. Con eso es suficiente.

Si sintoniza contigo, será una película que te emocionará y llegará al corazón sin saber bien por qué. Eso sí, no intentes encontrar un motivo a todo; simplemente, déjate llevar. A veces, las mejores cosas no tienen explicación. Solo pasan y ya está. Relájate y disfruta de la película como si fueras una niña de 6 años que vive alejada de la civilización moderna. Como si fueras Hushpuppy.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Ene 2013

Django cazarrecompensas

Escrito por: Natalia Marcos el 30 Ene 2013 - URL Permanente

Bajo el pretexto de un homenaje al género del spaghetti western y con el telón de fondo del racismo y la esclavitud en el sur de Estados Unidos dos años antes de que estallase la Guerra Civil estadounidense, Tarantino no decepciona. Django desencadenado es lo que se espera de él. Desde la banda sonora hasta las interpretaciones, pasando por las irrupciones sangrientas y violentas. Con ritmo pausado y diálogos certeros, Quentin Tarantino nos cuenta la historia del esclavo Django, que pasa a ser Django Freeman tras ser comprado, y liberado, por un cazarrecompensas que le necesita para hacerse con la cabeza de tres hermanos a los que Django conoce.

Mientras que en Malditos bastardos la historia se centraba en los avatares de varios personajes, aquí todo gira en torno a los dos personajes principales, interpretados por Jamie Foxx y por el (otra vez) excelente Christoph Waltz. En esta ocasión, se encuentran apoyados por las grandes interpretaciones de Leonardo DiCaprio y Samuel L. Jackson como los malos de la película, que tardan en aparecer pero aportan una variedad que que hacia la mitad del filme empezaba a echarse de menos.

En los más de 160 minutos de metraje da tiempo para pasar por algún bajón de ritmo (quizá sobra algo de cinta) pero la recta final, como sucede siempre con Tarantino, compensa los traspiés del camino. Como es costumbre en las películas de este director, merece mención a parte la banda sonora, en la que siempre pone especial cuidado y que cuenta con temas de Ennio Morricone y otras piezas rescatadas para la ocasión. Me quedo con la canción de los títulos de crédito iniciales:

En definitiva: si te gusta Tarantino, te gustará Django. Risas, buenos diálogos, sangre (mucha sangre; litros y litros de sangre), tiros, reflexión (el tema de la esclavitud está ahí siempre...). Y ese toque que hace únicas a sus películas. No será su mejor filme, pero mantiene el nivel en lo más alto.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

25 Ene 2013

Enamorarse de 'El lado bueno de las cosas'

Escrito por: Natalia Marcos el 25 Ene 2013 - URL Permanente

No es fácil hoy en día hacer una comedia romántica y que nada huela a lo mismo de siempre. Lo sencillo es caer en el cliché, en el chico conoce chica, chico y chica se quieren pero no chico no quiere comprometerse con chica, chica llora, chico se arrepiente y comprende sus sentimientos, chico y chica terminan juntos. Y mientras, alguna que otra gracieta y diálogos rápidos para provocar la risa.

Eso es lo sencillo. Pero no es fácil que una comedia romántica (o dramedia, para ser más exactos) te sorprenda. Y El lado bueno de las cosas, o bien por sus personajes, o por la historia, o las circunstancias varias, lo consigue. Claro que hay un chico conoce chica y todo eso. Pero aquí, en el fondo, lo importante no es eso. Lo importante es la historia de superación, de fuerza de voluntad, lo que nos ha ocurrido a todos aunque no estemos enfermos, lo que nos podría pasar a ti y a mí. Porque a los seres humanos nos cuesta horrores rehacer una vida que se ha convertido en añicos de repente.

Para El lado bueno de las cosas funcionará (espero, tengo fe en vosotros) el boca a boca. Porque cuando terminas de verla quieres decir a todo el mundo que la vea, quieres que todos se enamoren de esta pequeña joya. Y funcionará que tenga ocho nominaciones a los Oscar (entre ellas, el cuarteto principal de Mejor película, Director, Actor y Actriz protagonista). Y funcionan ellos. Funciona Bradley Cooper, que te emociona y te hace reír cuando toca; funciona Jennifer Lawrence, para mi sorpresa; incluso funciona Robert De Niro, que puede dar rienda suelta a su tendencia a la sobreactuación en algún momento pero que está más contenido de lo habitual en la mayor parte de la cinta.

Todo funciona en esta película. Rebosa ternura y emoción por los cuatro costados, pero sin llegar al empalago. Y rebosa optimismo. Una historia sencilla, bien narrada (que no es nada sencillo) y que te deja con tan buen sabor de boca que solo quieres recomendarla a todo el mundo.

Soy consciente de que no he contado mucho sobre el argumento ni sobre los personajes. Es mejor así. Dejaos sorprender. y vedla. Hacedme caso. Enamoraos de El lado bueno de las cosas.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

04 Ene 2013

'El hobbit': más de lo mismo

Escrito por: Natalia Marcos el 04 Ene 2013 - URL Permanente

En un agujero en el suelo vivía un hobbit...

No conecto con el mundo de Tolkien. Empiezo por ahí para que quede clara mi postura. No he leído los libros y no me gustaron las películas de El señor de los anillos. Me entretienen un rato, pero la extensión de las historias me termina aburriendo. Cuando se empezó a hablar del proyecto de Peter Jackson para volver a llevar a la pantalla otra de las historias de Tolkien, El hobbit, me temí lo peor: pasó de ser un par de películas a una nueva trilogía de casi tres horas cada filme, y ahí nos echamos a temblar tanto los iniciados en ese mundo fantástico como los escépticos.

Y la realidad no ha hecho más que confirmar los temores. La primera parte de la nueva trilogía estira una historia que quedaría perfecta en una película (vale, si quieren de tres horas; pero qué obsesión con hacer películas extremadamente largas...), pero que para que pueda tener tres entregas hay que alargar innecesariamente.

En la primera película tenemos la presentación de los protagonistas, con un Bilbo Bolsón bien interpretado por Martin Freeman, los 13 enanos (no demasiado enanos), el regreso de Gandalf, caras conocidas en el mundo de los elfos y muchos ogros. El mejor momento de la película se reserva para Gollum y una secuencia en la que compite con Bilbo utilizando adivinanzas como armas.

En definitiva: más de lo mismo. Un rencuentro con el mundo y los personajes de Tolkien y con los maravillosos paisajes de Nueva Zelanda. A quien le gustara El señor de los anillos, le gustará El hobbit. A quien estuviera harto de la Tierra Media, se puede ahorrar El hobbit (si puede resistirse a la presión social). Pero seguro que todos coinciden en que es demasiado larga. Pues pensad esto: aún quedan otras dos partes.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Dic 2012

Lucha. Sueña. Desea. Ama

Escrito por: Natalia Marcos el 30 Dic 2012 - URL Permanente

Partamos de que Los Miserables no es una película para todo el mundo. Tienes que reunir varios requisitos: primero (e imprescindible), tienen que gustarte los musicales, pero los musicales de verdad, los de todo el rato cantando; segundo, tienes que sintonizar con el Romanticismo, con ese que va más allá del amor, el de las revoluciones, el de los sentimientos radicales, el de "sufro tanto que me voy a matar"; tercero, lleva preparados los pañuelos. Estás advertido.

Tom Hooper vuelve a la gran pantalla tras el éxito de El discurso del rey con otra producción de época. El reto de llevar al cine la versión teatral-musical de la obra de Victor Hugo era tal que las expectativas estaban altísimas, a lo que ayudaron también los primeros tráilers.

Siglo XIX. Francia. Los ecos de la Revolución Francesa todavía resuenan en los oídos de los jóvenes parisinos. Jean Valjean (Hugh Jackman) es un exconvicto que ha conseguido hacerse un hueco en la alta sociedad parisina pero que no consigue escapar de su anterior yo, el preso 24601 con el que se obsesionó el inspector Javert (Russell Crowe). La salvación de Valjean llega en forma de niña, hija de una empleada despedida de su fábrica textil (Anne Hathaway).

Por delante tenemos dos horas y media (quizá demasiado tiempo) en las que da igual que se vea la película en versión original o doblada: en la versión doblada solo hay cinco o seis frases en castellano, el resto está todo en versión original subtitulada. Uno de los puntos fuertes del filme está en las interpretaciones. Hugh Jackman sabíamos que iba a brillar gracias a su voz y a su físico, aunque quizá por eso esperaba algo más. Anne Hathaway ganará el Oscar por un largo e intenso primer plano de más de dos minutos con sufrimiento saliendo por todos sus poros mientras canta I dreamed a dream. Russel Crowe es quizá el más flojo vocalmente pero su presencia y su porte compensan sus carencias; ponedme un malo con carisma y caeré rendida: a sus pies, señor Crowe.

Mi parte "menos favorita" (que no quiere decir que no me gustara) es la historia de amor entre Cosette y Marius. Amanda Seyfried y Eddie Redmayne se quedan a medio camino (para mí; para otra gente, Redmayne ha sido uno de los descubrimientos de la película). No así Samantha Barks, Éponine, la otra, a la que el chico no hace caso pero daría su vida por él. Fantástico el On my own de esta actriz curtida en la versión teatral del musical en Londres interpretando este mismo papel. Por último, una pareja cómica que desentona en medio de tanta intensidad y tanto drama: Sacha Baron Cohen y Helena Bonham Carter haciendo los papeles que tan bien saben interpretar pero cuyas escenas chirrían.

Los primeros planos sacan partido de las interpretaciones musicales de los actores, con el sonido grabado directamente en el plató. Es decir, no se doblaron a sí mismos grabando las canciones en un estudio, como se suele hacer en los musicales, sino que Hooper prefirió que los intérpretes cantaran mientras actuaban y ese es el sonido que oímos.

No es para todos los públicos; hay que saber a qué se va. Pero una vez dentro y dispuesto a disfrutar, déjate llevar y goza, que hay motivos para ello. No será una película de 10, pero sí es una gran experiencia y llega al corazón.

¿Montamos una revolución? ¿Nos enamoramos? ¿Cambiamos el mundo? Me apunto.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

29 Oct 2012

'Argo', cuando la realidad se convierte en película

Escrito por: Natalia Marcos el 29 Oct 2012 - URL Permanente

Pónganse en situación: embajada de Estados Unidos en Teherán convertida en prisión en la que los iraníes retienen como rehenes a estadounidenses pidiendo a cambio que les devuelvan al Sah para juzgarlo en su país. Fue la crisis de los rehenes de Irán, entre noviembre de 1979 y enero de 1981. Mientras los manifestantes tomaban la embajada, seis diplomáticos consiguieron escapar por la puerta de atrás y permanecieron refugiados en la casa del embajador de Canadá. Pero la situación se estaba poniendo cada vez más fea y había que intentar sacarlos como fuera del país. La CIA baraja varias ideas para llevar a cabo el rescate. Ningún plan parece demasiado bueno. Pero Tony Méndez se le ocurre algo totalmente descabellado: fingir que están rodando una película en Irán y que esos seis diplomáticos son parte del equipo de rodaje.

Aunque todo esto parezca fruto de la imaginación de la mente enrevesada de algún guionista de Hollywood, sucedió tal cual. Y Ben Affleck se ha puesto por tercera vez detrás de las cámaras para contar esta historia en Argo.

Argo es una cinta rodada sin grandes pretensiones aparentemente, pero que apunta muy alto (ya suena en las primeras quinielas de candidatos a los próximos Oscar). Con el mismo Affleck como protagonista, combina tensión, suspense y bastantes risas, más de la que cabría esperar en una película de esta temática. En cuanto a actores, destacan secundarios como un genial Alan Arkin , el siempre eficiente John Goodman o uno de los hombres de moda en la televisión, Bryan Cranston (Walter White en Breaking Bad).

Un filme que puede gustar al público adulto más variado, con su toque justo de patriotismo pero sin caer en la 'americanada' insultante y ese punto cómico de la crítica del propio Hollywood. En definitiva, Argo es la película que confirma a Ben Affleck como un director con pulso, mejor detrás de la cámara que delante de ella, y que sabe elegir bien sus trabajos.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

23 Jul 2012

La despedida del Batman de Nolan

Escrito por: Natalia Marcos el 23 Jul 2012 - URL Permanente

Christopher Nolan nos ha dejado una trilogía sobre El caballero oscuro para el recuerdo. Sin embargo, el cierre de su reinterpretación de Batman no deja el buen sabor de boca de los anteriores filmes. Batman Begins nos acercaba a un Batman más humano que en otras versiones con una película más profunda y oscura que marcaba el camino que seguiría el director. Sin embargo, el golpe de efecto llegó con El caballero oscuro gracias al riesgo de recuperar al Joker y acertar con el actor y el momento. El caballero oscuro se convirtió en leyenda incluso antes de ser estrenada: después se confirmó como una de las mejores películas del siglo XXI.

Y así llegamos al final de la trilogía, con las expectativas por las nubes, como es obvio. En La leyenda renace nos encontramos con dos horas y 40 minutos de metraje del que fácilmente se podría cortar media hora larga y que termina mejor que se desarrolla, aunque con secuencias brillantes.

La historia se retoma ocho años después del final de El caballero oscuro, con Batman retirado y recluido en su mansión y un villano, Bane, que quiere no sé sabe muy bien qué ni por qué, pero que, con su voz de Darth Vader, lidera un ejército que se enfrenta a la policía y que pide a los ciudadanos de Gothan que se liberen de sus cadenas y tomen el mando del lugar en una especie de vuelta de tuerca a Occupy Wall Street muy a tono con los momentos actuales. Sin embargo, el verdadero objetivo de Bane, obvio, es Batman en una historia que quiere volver sobre el argumento de Batman Begins para cerrar el círculo.

Además, tenemos a catwoman. El anuncio de que Anne Hathaway sería quien se encargaría de dar vida de nuevo a la ladrona creó muchas dudas, pero Hathaway ha salido más o menos victoriosa del reto.

El caballero oscuro: la leyenda renace tiene momentos brillantes, claro. Pero el recuerdo de su precedente y el desarrollo de la cinta nos deja la sensación agridulce de que podría haber estado mejor. Es lo que tienen las expectativas por las nubes...

Entretiene a ratos, sí; pero a Nolan le pedíamos algo más.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

21 May 2012

6 superhéroes en busca de venganza

Escrito por: Natalia Marcos el 21 May 2012 - URL Permanente

Acción casi sin respiro, diversión, alguna que otra risa y mucho entretenimiento. Los Vengadores no se quedará en tu memoria, quizá no sea la mejor película de superhéroes, pero como entretenimiento merece un 10.

El argumento es lo de menos. Cualquier excusa es buena para juntar a un buen puñado de superhéroes, muchos de ellos ya con sus propias películas y con secuelas en camino para aprovecharse todavía más de la fiebre de los últimos años, o de la década, por las películas de superhéroes. En esta ocasión los elegidos son el Capitán América, Iron Man, Thor, la Viuda Negra, Hulk y Ojo de Halcón, con el profesor Nick Furia a los mandos, todos ellos personajes de Marvel. El malo (también, lo de menos) es Loki, hermano del dios Thor. La Tierra, en una situación desesperada. La única opción de salvación: reunir a los superhéroes para que, sumando sus poderes y dándoles donde más les duele, en su ego, consigan derrotar a las fuerzas del mal.

Lo dicho, lo de menos es el argumento. Lo mejor es ver una coreografía tal de tortas, explosiones y golpes en la gran pantalla. Y chistes que funcionan. Y un personaje y un actor con tanto carisma que se come a todos los demás, Iron Man/Robert Downey Jr. Un blockbuster, típico cine palomitero para pasar el rato, por supuesto. Pero entretenimiento del bueno. Y para toda la familia. Y con un reparto lleno de caras conocidas. ¿Se puede pedir algo más?

Una película para disfrutar y dejarse llevar. Nada más. Nada menos.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Abr 2012

'Intocable', reírse cuando tocaba llorar

Escrito por: Natalia Marcos el 30 Abr 2012 - URL Permanente

Se ha convertido en la película de habla no inglesa más taquillera de la historia. Por algo será. Esta película francesa busca el gran público con un relato que roza el cine social pero se adentra sin reparos y de lleno en la comedia a partir de una historia basada en hechos reales y que, a priori, poco tiene de graciosa: un tetrapléjico perteneciente a la aristocracia y millonario contrata para cuidarle a un inmigrante que vive en un barrio marginal y que su madre acaba de echar de casa.

Intocable muestra desde el humor la relación de estos dos hombres, tan diferentes a priori pero que tienen una conexión especial que desarrollarán rápidamente y sin complejos. Lo mejor de este filme no es que los espectadores se puedan reír de situaciones en las que en realidad lo más sensato sería llorar. Lo mejor no es que sus 110 minutos de duración se pasen en un suspiro. Lo mejor es la interpretación de sus dos protagonistas. La química entre los personajes y los actores hace que la historia funcione. El guion lo pone fácil, por supuesto, pero buena parte del mérito está en ellos. Dos personajes con dobleces, como debe ser, pero con los que el espectador congenia de modo inmediato.

Intocable es una película dirigida al público de grandes salas, sí. Y ahí reside precisamente su mérito. Hay que celebrar que una historia con un gran guion, unas interpretaciones excelentes y una factura cuidada llegue a tener tanta repercusión.

En definitiva, cine francés que bien podría ser hollywoodiense, una historia amable pero con alma, una comedia que tiene por protagonista a un tetrapléjico. Y una película que se entiende igual en su país de origen que en cualquier otra parte del mundo. Altamente recomendable. Para todos los públicos. Y difícil que te decepcione.

Una última recomendación: si vas a verla, no veas ni el tráiler. Déjate sorprender.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

08 Mar 2012

Política, traición y lealtad

Escrito por: Natalia Marcos el 08 Mar 2012 - URL Permanente

Los idus de marzo coincidían con el día 15 de ese mes según el calendario romano. Aunque eran días de buenos augurios, la fecha se hizo famosa porque fue el día en que fue asesinado Julio César gracias a una conspiración en la que participaron hombres de confianza del emperador como Bruto o Casio. La traición y la política, ya desde la época de Roma, van de la mano.

George Clooney vuelve a ponerse tras las cámaras como director para retratar precisamente ese lado oscuro de la política, la parte que no se ve, lo que queda fuera de foco y que termina siendo el que realmente mueve los hilos de lo que luego ocurre dentro de foco.

Ryan Gosling (sí, no paró durante el año pasado, y sí, aquí está mejor aún que en Drive) trabaja en la campaña electoral de uno de los candidatos (George Clooney) a las primarias del Partido Demócrata. Pero el idealismo del chico se da de bruces con un mundo turbio en el que siempre es bueno tener un as guardado en la manga por si acaso.

La cinta va ganando ritmo según pasan los minutos, pero queda lejos de ese otro retrato lleno de crudeza que mostró Clooney en Buenas noches y buena suerte. Los mejores momentos de Los idus de marzo llegan en la segunda parte del filme, cuando toma ritmo de 'thriller' y los protagonistas ponen sobre la mesa sus cartas en un juego en el que la línea que diferencia la lealtad de la traición en el juego político se hace cada vez más delgada.

Un reparto de lujo, que incluye, además de Gosling y Clooney, a Paul Giamatti, Marisa Tomei, Philip Seymour Hoffman y Evan Rachel Wood, mantiene a buen nivel la película, rodada con pulso pero que da la sensación de que podría haber tomado más vuelo del que finalmente toma.

Los idus de marzo es desesperanza, desilusión, traición, dureza... Un retrato cruel de la política, sobrio y sin compasión en el que destacan Gosling en la actuación y Clooney delante y detrás de las cámaras pero que deja la sensación de que podría haber tomado más altura aún de la que finalmente toma.

Compartir

  • Eskup
  • Compartir en Facebook
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Sobre este blog

Avatar de Natalia Marcos

De cine

Películas interesantes, prescindibles y obras maestras, junto con avances de lo que podremos ver en la gran pantalla en el futuro.

ver perfil »

En Twitter (@cakivi)

    Natalia en Flickr

    Mis críticas en Muchocine.net

    EL PAÍS en Facebook

    ELPAIS.com on Facebook

    Tags

    ElPais.com Cultura

    Esperando Contenido Widget ...

    Suscríbete

    Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):