20 Mar 2009

Un obispo anglicano afirma que los matrimonios gays son 'aberraciones'

Escrito por: J. Enrique Cáceres-Arrieta el 20 Mar 2009 - URL Permanente

EMILIO DE BENITO - Madrid - 20/03/2009

No solo la Iglesia católica es contraria al matrimonio entre personas del mismo sexo. La anglicana, al menos en África (esta confesión no tiene un Papa ni un poder centralizado), también se muestra contraria. A las amenazas de un cisma por el ordenamiento de un obispo gay, el prelado de Nigeria (el país más poblado del continente) Peter Akinola ha añadido una amenaza mucho más general.

Derechos reconocidos

En una carta enviada a los parlamentarios en la que pide que se ilegalice la posibilidad de que los gays y lesbianas se casen, Akinola añade que quienes asistan a una de estas ceremonias -aunque sean simbólicas- sean castigados con un año de cárcel. Los contrayentes deberán pasar cinco años en prisión, según el obispo. "El mismo matrimonio homosexual, aparte de ser impío, es antibíblico, poco natural, no rentable, malsano, incultural y antinigeriano. Esto es una perversión, una desviación y una aberración que es capaz de engendrar el holocausto moral y social en este país", dice la carta del obispo, según informa el diario digital transexual Carlaantonelli.com. "La proscripción de ello debe asegurar la existencia continuada de esta nación. La necesidad de hacer esto es urgente, obligatoria e imperativa", afirma Akinola.

El país, fuertemente dividido entre el sur cristiano y el norte musulmán, es importante por el ejemplo que supone para todo África. En febrero de 2009, el ministro de Asuntos Exteriores de Nigeria, Ojo Madueke, dijo ante una comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas que en su país no había ningún gay, lesbiana ni bisexual. Madueke aseguró: "Durante nuestro Foro Nacional Consultivo, salimos en la búsqueda de agrupaciones de gays, lesbianas o transgéneros, pero no pudimos encontrar ni un solo nigeriano con tales características sexuales".

Fuente: Diario El País de España.

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/obispo/anglicano/afirma/matrimonios/gays/aberraciones/elpepusoc/20090320elpepusoc_7/Tes

[En minutos comentaré esta nota]

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

1 comentario · Escribe aquí tu comentario

J. Enrique Cáceres-Arrieta dijo

Este tema es interesante y cotroversial. Lo analizaremos punto por punto.

1) Todas las iglesias neotestamentarias (regidas por el Evangelio del Señor Jesús) saben que el "matrimonio" homosexual es antiblíblico. Por ende, los homosexuales y bisexuales no son ordenados como ministros, salvo que aparenten ser cristianos sin serlo. (Llama la atención que la Iglesia católica condene tanto a los homosexuales y tenga no pocos sacerdotes gays, abusando de niños y jóvenes. Es fácil mirar la paja en el ojo ajeno) Más, la homosexualidad en los tiempos del Antiguo Testamento era condenada con lapidación. Desde luego, ya no vivimos en esos tiempos.

Aun Sodoma y Gomorra tuvieron su oportunidad antes de ser destruidas, narra el Antiguo Testamento. Otras conductas sexuales atentan contra la identidad sexual pero no la destruyen como lo hace la homosexualidad. De ahí que sea muy difícil para un homosexual salir de la homosexualidad. Pero lo que es imposible para los hombres, es posible para Dios. De ello hay muchos ejemplos vivientes.

2) Por no vivir en esa dispensación del AT, el homosexual no debe ser apedreado. Pero sí exhortado a dejar su mala conducta, que ahora llaman "preferencia sexual" con "derechos".

"Con misericordia y verdad se corrige el pecado, y con el temor de Dios los humanos se apartan del mal", asegura la Biblia. Por tanto, la actitud de juicio de Peter Akinola y de otros líderes religiosos y laicos es censurable y alejada del amor y la misericordia del Señor Jesús. Recordemos que al Señor lo acusaban de comer y beber con publicanos y pecadores. (He tenido compañeros en la unversidad, vecinos y clientes homosexuales y dudo que se hayan dado cuenta de que sé que son homosexuales, pues siempre los trato con respeto y amabilidad)

Ojo, Jesús es solo amor y misericordia; también es justo. Esto es, el amor y la misericordia sin justicia empachan y están desequilibrados. Y la justicia sin amor y misericordia es legalismo. Dios me perdona y acepta como soy, pero debo apartarme (arrepentirme, volverme) de mi pecado, pues mañana me pedirá cuentas.

Si no actúo en consecuencia con el amor y misericordia del Señor Jesús, no debo sorprenderme por la retribución de mi mal camino y de mi corazón impenitente. Recordemos que Dios perdona nuestros pecados, pero Jesús tuvo que pagar el precio. Yo perdono a mi hijo por romper el televisor, mas debo pagar el precio y comprar otro. Tú perdonas la bofetada, pero quien paga la ofensa y vergüenza eres tú. Y quien no pone sus pecados sobre Jesús deberá pagar por ellos. Créeme que solo Jesús pudo pagar el precio. A ello se debe que tipos como Bertrand Russell se equivoquen al creer que la oración de arrepentimiento es equivocada y denigrante. Se nota que Russell y tíos como él no concen a Dios y su poder para cambiar vidas que a Él vienen.

También es reprochable la actitud de quienes abogan por los supuestos derechos de los homosexuales. No hay derechos porque nadie nace homosexual y la homosexualidad es un conflicto de identidad sexual, aunque muchos "expertos" digan que no. Yo prefiero creerle a la Biblia que dice que tanto la homosexualidad como el lesbianismo son pecados antinaturales. (Romanos 1)

Si los homosexuales tienen derechos, también en la prostitución, la pedofilia, bestialismo (zoofilia) pederastia y otras aberraciones hay derechos, pues sus praticantes podrían arguir que esas conductas son su preferencia sexual.

Seamos sinceros: ¿es natural, lógico, razonable o, como queramos llamarlo, que un hombre se bese con otro y una mujer bese y acaricie a otra mujer? ¿Es natural, lógico, razonable... que personas del mismo sexo hagan el acto sexual? Debo decirlo, con solo pensarlo me da asco. San Pablo escribe que tales cosas ni aún se nombren porque contaminan.

Si eso es admisible, razonable, logico y natural, también deben aceptarse las aberraciones anotadas arriba. (No me extrañaría que alguien diga que hago apología a tales conductas, o me insulte y escriba de qué voy a morir por no reconocer los "derechos" de los homosexuales)

Si alguien gusta ahondar el tema, puede leer mi ensayo titulado ¿Qué dice la Biblia sobre la homosexualidad y el matrimonio homosexual?

Dejémoslo de ese tamaño.

Escribe tu comentario


Si prefieres firmar con tu avatar, haz login
Inserta un emoticono

Sobre este blog

Avatar de J. Enrique Cáceres-Arrieta

El blog de J. Enrique Cáceres-Arrieta

Soy periodista. Mis pasatiempos preferidos son leer, escribir, investigar. Creo en el respeto a las ideas (creencias) y filosofía (cosmovisión) de los demás, pues las ideas se refutan con ideas y hechos reales, no con irrespeto ni insultando a los que no piensan igual que yo. No respondo críticas destructivas ni irrespetos. Pero agradezco muchísimo las críticas constructivas y nutritivas. Parafraseando a Benito Juárez, diríamos: El respeto al pensamiento ajeno es la paz.

ver perfil »

Fans

  • enrique-launi

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

ElPais.com Ultima Hora

Esperando Contenido Widget ...

EL PAÍS en Facebook

ELPAIS.com on Facebook