25 Jun 2012

El viaje inminente

Escrito por: Marina Sanmartin el 25 Jun 2012 - URL Permanente

Termino 'Santuario' y escucho el piano de Desplat. Hoy sólo he salido al banco y a socorrer a mi vecina, que me ha llamado por el patio de luces porque se ha mareado después de que le sacaran sangre en el ambulatorio: le he dado un vasito de Coca-cola light y me he sentado un rato con ella: yo en pijama en medio de una casa ajena e impoluta, con todas las puertas abiertas y la ropa de cama blanca.

Tenía mala cara y, aún así, a la una se ha marchado a recoger a su nieto en el penúltimo día de colegio.

Me he comprado una guía de Lisboa; he hecho la maleta.

He hablado por teléfono con Antonio de nuestro encuentro mañana en Badajoz, donde no hay libre ni una habitación de hotel por culpa de José Tomás, que arranca allí su brevísima temporada. He hablado por teléfono con Javi, apenas cinco minutos, y nos hemos dado el relevo. Tardaremos en vernos.

A veces los días se convierten en planetas extraños.

Travesías submarinas.

Elijo las lecturas y la música para el viaje; y hay algo que no me digo: sobre la tarde densa y tediosa de verano planea la inquietud de un animal en celo.

Todos lo somos.

Las aberraciones colonizan incluso las mentes de los genios.

Que tire la primera piedra quien esté libre de visiones oscuras.

Hay sombras en el cristal, y un ansia de vivir que se ahoga en este sol demasiado amarillo, con tendencia a quedarse en las promesas.

Los soñamos: no existen los valientes.

Y ahí es dónde se esconde la razón del viaje inminente, en esa búsqueda incansable de escondite, que subyace también en las obras de arte.

Faulkner dice de su protagonista:

"Al cerrar la polvera, protegida por el ala de su elegante sombrero nuevo, dio la impresión de seguir con los ojos las ondas de la música, de disolverse en los compases moribundos del metal para -más allá del estanque y del opuesto semicírculo de árboles, donde, entre intervalos de sombra, cavilaban tranquilas las reinas muertas en sus mármoles com pátina- perderse finalmente en un cielo que yacía, postrado y vencido, estrechamente abrazado a la estación de la lluvia y de la muerte".

No hay refugio posible.

_______________________________________
La Fallera Cósmica | Promocionar tu página también

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Escribe tu comentario


Si prefieres firmar con tu avatar, haz login
Inserta un emoticono

Sobre este blog

Avatar de Marina Sanmartin

La Fallera Cósmica

Las palabras que pronunciamos no siempre suenan como creemos. Es posible que haya tantos idiomas como hombres, tantas gramáticas como centímetros de piel. ¿Y si las claves para llegar hasta nosotros se hubieran perdido en el momento en que nos hicieron daño por primera vez? Quizás entonces, en un intento por permanecer a salvo, permitimos que cayeran al abismo a la velocidad con que perdimos la inocencia. Es así como nos protegimos, pero también como nos quedamos solos.

MEJOR BLOG NACIONAL DE CREACIÓN LITERARIA 2010. PREMIOS REVISTA DE LETRAS

SI TE GUSTA ESTE BLOG, TE GUSTARÁN ESTOS LIBROS:
El amor que nos vuelve malvados. Ed. Principal de los Libros. Marzo 2014
La Clave Está En Turgueniev. Ed. Eutelequia. Octubre 2012
La Fallera Cósmica. Ed. Baile del Sol. Noviembre 2010
Antología Mujeres Cuentistas. Ed. Baile del Sol. Noviembre 2009
La Vida Después, relatos de Marina Sanmartín. Ed. Baile del Sol. Mayo 2009

CONTACTA
lafalleracosmica@yahoo.es

ver perfil »

La Fallera Cósmica en Twitter

    Tags

    Fans

    Suscríbete

    Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):