30 Jul 2011

“El matrimonio es la tumba del amor salvaje” - Benedetto Croce “Donde haya matrimonio sin amor, habrá amor sin matrimonio” - Benjamin Franklin

Escrito por: foro-juidico el 30 Jul 2011 - URL Permanente


El siglo XIX puso de moda el matrimonio. Hasta entonces, casarse era una práctica exclusiva de las clases poderosas, que teniendo patrimonio, necesitaban legalizar un contrato económico entre dos familias que se unen a través de sus futuros descendientes. El matrimonio ha sido, tradicionalmente, una institución basada en el intercambio genético y la actividad reproductiva, y también en el intercambio de bienes y propiedades del patrimonio familiar.

Los matrimonios, eran, pues, cosa de reyes y reinas, condes y condesas, marquesas y marqueses, vizcondes, etc. Eran actos públicos que tenían normalmente unas consecuencias políticas relevantes para los Estados y para la vida cotidiana de sus ciudadanos.

Mediante estos enlaces nupciales se configuraban y desconfiguraban los reinos, se cambiaban los mapas de la época, y se lidiaban los asuntos políticos de los gobernantes de cada país. Ahora que los países ya no son propiedad de los monarcas, las bodas reales siguen manteniendo sin embargo su poder simbólico, porque su visionado por televisión sigue vendiéndonos un modelo de pareja muy concreto, heterosexual, monogámico e idealizado, manteniendo los sueños de mujeres que quieren ser princesas.

Y lo curioso es que desde sus inicios, y hasta el Romanticismo,

amor y matrimonio no tenían nada que ver. El amor no ha sido nunca un requisito para la firma del contrato entre dos familias. De hecho, muchos autores defienden la idea de que el amor ha sido siempre un fenómeno extramatrimonial, es decir, de carácter adúltero; un ejemplo de ello es el amor cortés, del que aún conservamos restos en nuestra cultura amatoria.

En el matrimonio, las cuestiones económicas iban por un lado, y las cuestiones amorosas por otro. Ha sido así a lo largo de los tiempos hasta que cambió la tendencia; en la actualidad la mayor parte de las parejas se unen por amor (en España, por ejemplo, el amor es citado en las encuestas como principal motivo para unirse legalmente a alguien).

Los primeros intentos de institucionalizar el matrimonio tuvieron lugar en Europa alrededor del siglo XII, en el seno de la religión cristiana. Según Amando de Miguel (1998), la poligamia comenzó a perder aceptación en el siglo VIII, y la monogamia fue abriéndose camino poco a poco, especialmente en la mayoría de las comunidades judías (excepto la española).

Por otro lado, la práctica del concubinato era muy común en el mundo Mediterráneo; tan común que no es raro encontrar verdaderos contratos de concubinato en los registros notariales de la Baja Edad Media, según Leah Otis-Cour (2000). En Italia toda una generación de juristas de Ferrara defendió su legitimidad, pero en Francia, Alemania e Inglaterra los tribunales eclesiásticos procesaban a los hombres que vivían en concubinato; muchos de estos casos acababan en matrimonio.

Según Otis-Cour (2000), en el Norte de Europa la mayoría de las relaciones de concubinato parecen haber sido equiparables al matrimonio; era incluso habitual que los amantes compartiesen sus propiedades como cónyuges. Cuando había hijos, sin embargo, se podían casar para evitar su bastardía o ilegitimidad. Con el tiempo, el concubinato fue progresivamente degradado social y simbólicamente; el siglo XV fue una época de endurecimiento progresivo de las normas morales, tanto por parte de las autoridades eclesiásticas como los intelectuales y las autoridades civiles.

Fue alrededor de los siglos XII y XIII cuando se instituyó el matrimonio como un sacramento indisoluble. Ahí comenzó la lucha de la Iglesia cristiana contra el concubinato, la poligamia y el incesto: el clero quería evitar la endogamia de los poderosos, que se casaban entre sí creando grandes concentraciones de tierras y riqueza.

Además se intentó que las clases populares adoptaran las mismas costumbres que las clases altas, pero como hemos visto, a la gente en la Edad Media no le gustaba casarse y preferían las relaciones que se adoptan libremente sin la mediación de ningún factor externo como el Estado o la Iglesia. Debido a las resistencias de la población , la Iglesia tuvo que ofrecer una razón convincente a los campesinos para que accedieran a regularizar su situación ante las autoridades religiosas, o al menos, una motivación que encubriera la necesidad de la Iglesia de tener presencia en todos los momentos importantes en la vida de las personas: nacimientos, uniones, entierros…

La teoría legitimadora del sacramento matrimonial se basó en presentar el erotismo como pecado, condenando así la relación sexual fuera de la tarea reproductiva. Se hizo énfasis en el amor, que se erigió como factor importante entre los cónyuges. Dado que iban a permanecer toda su vida unidos trabajando la tierra, lo mejor era que lo hiciesen en armonía, llevándose bien, respetándose mutuamente, cuidándose el uno al otro.

En el siglo XVIII, momento en el que la clase media adquirió protagonismo y aumentó en número, la nobleza y la burguesía acomodada no disimulaban en absoluto la conveniencia en el matrimonio. Eduard Fuchs, en su “Historia Ilustrada de la Moral sexual” (1911), aporta multitud de ejemplos que permiten documentar “cuán cínicamente se prescindía en todas partes del más mínimo disimulo ideológico, evitándose el uso de la palabra amor en la boda, prohibiéndose incluso en ocasiones, como cosa risible y pasada de moda. (…) En el caso de la mediana y pequeña burguesía no podemos hablar de un cinismo semejante. Aquí el carácter comercial del matrimonio está cargado de embellecimiento ideológico. El hombre decía cortejar durante mucho tiempo a una joven, hablar únicamente de amor, ganarse el respeto de la joven cuya mano solicitaba y debía ganar su amor demostrando cuán digno era de ella”.

Así vemos como cuando no se puede por la fuerza es mejor utilizar medios más sutiles: seducir a la mujer mitificando el amor y la figura de la feliz casada. El segundo paso fue la sujeción legal y económica de la mujer al hombre por medio del matrimonio. Esta realidad afectó sobre todo a la burguesía, porque los campesinos seguían labrando juntos la tierra y porque no tenían patrimonio que legar a sus descendientes.

El tercer estadio, el momento clave, sucedió cuando el libre consentimiento se instituyó como la base del matrimonio: es entonces cuando el amor y el matrimonio quedaron firmemente unidos. Los contrayentes empezaron a elegir pareja, y los cabezas de familia dejaron de decidir sobre el destino de las vidas de sus hijas e hijos; los hombres y las mujeres empezaron a elegir por su grado de afinidad y sus sentimientos. Gracias a esta libertad se constituyó el mito del amor legalizado, que invisibiliza por fin la dimensión económica del matrimonio y lo hace una práctica más sentimental que contractual.

Es cierto que esta dimensión económica solo se tiene en cuenta cuando la gente se casa por amor con alguien de una clase social muy superior; entonces hay gente que emite sus sospechas. Si un hombre de clase social baja se une a una mujer de clase alta los rumores sociales suelen ser: “se casa por dinero”, “se casa por prestigio”, “vaya braguetazo ha dado”, etc. como sucede con el novio de la duquesa de Alba, con el que además de diferencia social y económica, se lleva más de treinta años. En el caso contrario, el ejemplo de la boda real del príncipe heredero español con una mujer de la clase trabajadora madrileña, muchos pueden pensar que él está enamorado, pero que ella es una mujer ambiciosa.

El amor posee una dimensión no sólo económica, sino también política: la gente se siente atraída y se enamora de la gente con poder y recursos. Es lógico en unas sociedades donde existe la propiedad privada, y donde la competición es la norma. Enamorarse de una persona con recursos, según los sociobiólogos, es una ventaja adaptativa que surge frente a la crueldad e injusticia de un sistema desigual en el que impera la ley del más fuerte.

La falta de autonomía femenina (a las mujeres burguesas no se les dejaba trabajar y los sueldos de las obreras han sido siempre inferiores a los de los varones) ha propiciado la dependencia económica de las mujeres en torno a sus padres o sus maridos. El matrimonio ha sido siempre, hasta la incorporación masiva de la mujer al mercado laboral, una forma de salvación porque ser elegida por un hombre implicaba tener asegurados los recursos para las mujeres y sus hijos e hijas.

Quedarse solterona era una desgracia que minaba la autoestima de una mujer, porque se la señalaba como fracasada, rara, víctima social o lesbiana. En la sociedad patriarcal, las “señoras” tienen más estatus que las mujeres solteras, y el anillo nupcial es un tesoro que los hombres patriarcales otorgaban a una mujer, pero no lo hacen con cualquiera ni a cualquier precio.

En las películas de Hollywood siempre se representa a los hombres como eternos furtivos, seres que huyen al galope del compromiso hasta que por su edad no les queda más remedio que asentar la cabeza junto a alguna mujer buena. Mientras, las mujeres buenas imponen el anillo como condición para estar juntos: “yo te doy mi virginidad, tú me das el anillo”. Es una tarea difícil (ablandar su corazón para que se deje querer y para que sepa valorar la ternura que ella le ofrece), pero en los happy end las heroínas lo logran con bondad, autosacrificio, discreción y sobre todo, lealtad.

Son muchos los relatos que nos han hecho creer que

el día más importante en la vida de una mujer es el de su boda. Curiosamente, las mujeres casadas también se ilusionan con las bodas ajenas porque aunque su matrimonio no haya sido la panacea de la felicidad, siguen creyendo en el mito de que la mejor demostración de amor de un hombre es casarse con una mujer. De modo que las mujeres son más propensas a desencantarse con el matrimonio porque le ponen más expectativas que los hombres, que identifican menos las aventuras románticas con el compromiso nupcial.

La Reina Sofía y la Duquesa de Alba, ejemplos de novias felices y realizadas.

Y sin embargo, a pesar de que el matrimonio aparece siempre como la máxima aspiración vital y profesional de las mujeres, creo que no se han estudiado a fondo las ventajas del matrimonio para los hombres, que obtienen, creo, muchas más que las mujeres. En el matrimonio tradicional, los hombres al casarse consiguen una asistenta doméstica que les cuida, que les da hijos, que les alimenta, que les viste, que les desnuda, que les espera en casa.

El problema radica precisamente en lo que cada uno espera del matrimonio. Ahora que las mujeres podemos trabajar y algunas pueden ser independientes económicamente, tener un hombre al lado ya no es suficiente razón para renunciar a la libertad de la soltería. Las mujeres dicen casarse por amor y desean una relación intensa, profunda y romántica, pese a lo imposible de mantener la pasión del inicio durante años. Cuando ésta decae por el paso del tiempo y la convivencia, existe una frustración que flota en el ambiente conyugal, un malestar al hacerse evidente que la armonía y la felicidad matrimonial son un cuento que nos han contado.

En la actualidad, son las mujeres las que interponen las demandas de divorcio, y son muchas las personas que vuelven a enamorarse de nuevo, y a casarse de nuevo, creyendo que por fin ha encontrado el amor eterno que no se agota ni decae. Esta utopía del matrimonio como fuente de felicidad es paradójica, porque todo el mundo conoce las cifras de divorcios y separaciones, pero no parece que desistamos en nuestra idea de encontrar a la media naranja, a la persona ideal, a la pareja perfecta que nos colme por completo y para siempre.

Según Denis de Rougemont (1976) la característica más peculiar del matrimonio en el siglo XX fue que trató de conciliar amor romántico con el matrimonio, cuando son conceptos contrarios entre sí, porque el amor pasional caduca y el matrimonio está concebido para durar para siempre. El matrimonio ofrece estabilidad, seguridad, una cotidianidad, una certeza de que la otra persona está dispuesta a compartir con nosotros su vida y su futuro. El amor pasional en cambio es un amor basado en la contingencia, el miedo a perder a la persona amada, el deseo de poseer lo inaccesible, el delirio arrebatado, el éxtasis místico, la experiencia extraordinaria que nos trastoca la rutina diaria.

Es por esto que existe la crisis del matrimonio burgués, avalada por la cantidad de divorcios. Rougemont dice que muchos depositan sus esperanzas pasionales en el amor domesticado que no casan con la realidad; a causa de estas expectativas surge la frustración. A los seres humanos nos cuesta resignarnos a la idea de que no se puede tener todo a la vez: seguridad y emoción, estabilidad y drama, euforia y rutina. Por eso creo que no hay crisis, sino al revés, que el matrimonio hoy es un acto masivo; incluso gays y lesbianas han querido sumarse a esta práctica.

Pese a la idealización del matrimonio, éste es hoy en día un dispositivo más de consumo, un ritual sentimentalizado e idealizado que luego revela su verdadera dificultad, porque todas las relaciones humanas son dolorosas, difíciles, hermosas, rompibles, indestructibles, intensas, y complicadas.

Si además no somos seres perfectos, ¿cómo vamos a crear estructuras sentimentales perfectas?. El caso es que de utopías nos alimentamos….

BIBLIOGRAFÍA

1) De Miguel, Amando: “El sexo de nuestros abuelos”, Espasa Calpe, Madrid, 1998.

2) De Rougemont, Denis: “El amor y Occidente”, Editorial Kairós, Barcelona, 1976 (8 ed.).

3) Fuchs, Eduard: “Historia Ilustrada de la Moral Sexual”. Vol I. Renacimiento. Alianza Editorial,. Madrid, (1909), 1996.

4) Fuchs, Eduard: “Historia Ilustrada de la Moral Sexual”. Vol.II La época galante. Alianza Editorial,. Madrid, (1911), 1996.

5) Fuchs, Eduard: “Historia Ilustrada de la Moral Sexual”. Vol.III. La época burguesa.(1912), Alianza Editorial,. Madrid, 1996.

6) Othis-Cour, Leah: “Historia de la pareja en la Edad Media. Placer y Amor”, Siglo Veintiuno de España Editores, Madrid, 2000

Fuente: El matrimonio y la dependencia femenina - Coral Herrera Gómez/especialistaenamor.com/LIVDUCA

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Jul 2011

Pifias y errores en los concubinatos de homosexuales; de lesbianas y de heterosexuales en el Código Civil Mexicano

Escrito por: foro-juidico el 30 Jul 2011 - URL Permanente

Siendo el concubinato un tema tan antiguo como la humanidad, Es importante conocer los orígenes de éste, que es un hecho jurídico que produce consecuencias legales, por mandato de la ley, subrayando que según el origen etimológico de esta palabra, concubinatus, significa relación marital de un hombre con una mujer sin estar casados; fijarse bien desde ahora, distinguidos y cultos lectores, que no existe la definición en ningún diccionario del concubinato, como la unión de dos personas del mismo sexo.

* Orígenes en México

En México, fue a partir de 1928, con el Código Civil puesto en vigor el 1 de octubre de 1932, que por primera vez aparecieron normas sobre esta figura, especialmente para darle a la concubina el derecho a heredar, si se reunían entre otros, los requisitos de haber permanecido libre de matrimonio, haber cohabitado con el concubino cinco años cuando menos, en forma permanente e ininterrumpida o haber tenido un hijo en común, lo que permitía no exigir ese lapso; debe agregarse, que aquella ley ordenaba los derechos sucesorios, siempre y cuando el concubino hubiere muerto dentro de los cinco años que habían precedido a la formación del concubinato.

* Código Civil para el Distrito Federal del año 2000

Fue en el año 2000, específicamente el 1 de junio, cuando la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, promulgó, ejerciendo las facultades constitucionales que en su momento le otorgó el Congreso de la Unión, para que tuviera capacidad para legislar en materia civil y penal y poder crear los códigos de la materia para la ciudad capital. El Código Civil de marras creó el Capítulo XI denominado Del Concubinato y dedicó cuatro artículos del 291 bis al 291 quintus a la regulación de los deberes, derechos, obligaciones y facultades en esta figura; su régimen jurídico; los derechos alimentarios y sucesorios de ambos y el que tienen los dos, a demandar una pensión alimentaria, en caso de carecer de ingresos o bienes suficientes, al cesar el concubinato; en otras palabras, lo que hubo hasta hace unos días fue un concubinato heterosexual, con las características señaladas; lo que hay, lo que usted va a leer a continuación es una de las aberraciones jurídicas más grandes que se han cometido contra el Derecho Familiar, el concubinato, sus integrantes, sus efectos, sus hijos y todo lo que a usted se le pueda ocurrir.

* Interrogantes a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal

¿Quién o quiénes propusieron las reformas, hoy vigentes al concubinato? ¿Saben Derecho en general, civil y específicamente familiar quienes integran la Asamblea Legislativa del Distrito Federal? ¿Se copian leyes extranjeras; se satisfacen intereses inconfesables o simplemente son ocurrencias que nos ponen en la reflexión de hasta dónde van a llegar esas reformas? ¿Sabía usted, distinguido lector, que hoy el Distrito Federal ha modificado el Código Civil supramencionado del año 2000; y que es posible jurídicamente, divorciarse por la sola manifestación de la voluntad de uno de los cónyuges; sin que el otro sea oído y vencido en juicio, conforme a los derechos humanos fundamentales, que hoy han enriquecido nuestra Carta Magna y que protegen a la familia diversos preceptos como el 1°, el 4° y el primer párrafo del nuevo 29 constitucional? ¿Que si una persona en el DF es hombre biológico y se siente mujer psicológicamente, tiene derecho con la figura denominada reasignación sexo-genérica, a obtener una nueva acta del registro civil que acredite, porque así es la prueba plena y rotunda de esos documentos, que ese sujeto que era hombre, hoy es una mujer y además, incluso esto llegó hasta el Máximo Órgano Jurisdiccional, sin haber entrado al fondo de esta cuestión, se limitó a decir que permaneciera en la secrecía el acta primigenia y que solo en casos de comisión de delitos o mandatos judiciales, se podía averiguar quién era el sujeto hombre, que hoy por orden de la ley es una mujer? ¿Que de la misma forma, se estableció recientemente el matrimonio de personas del mismo sexo, si bien es cierto y el texto del artículo 146 no se presta a dudas, que dispone: "El matrimonio es la unión libre de dos personas para realizar la vida en común......"; en la transcripción anterior, no dice que se permita el de sujetos del mismo o diferente sexo; lo que refiere claramente, a diferencia de lo que decía el precepto antes de la reforma, era que: "El matrimonio es la unión libre de un hombre y una mujer para realizar la comunidad de vida...."; dejando claro que se trataba de dos personas de diferente sexo? ¿Que en materia de concubinato, fue más grave la reforma, que es el objeto principal de este artículo? Se estableció en el artículo 291 bis, a diferencia de lo que antes ordenaba -la concubina y el concubinario tienen derechos y obligaciones recíprocos, siempre que sin impedimentos legales para contraer matrimonio, han vivido en común...."; que el nuevo concepto de esta figura ordena lo siguiente: "Las concubinas y los concubinos tienen derechos y obligaciones recíprocos, siempre que sin impedimentos legales para contraer matrimonio, han vivido en común en forma constante y permanente por un período mínimo de dos años que precedan inmediatamente a la generación de derechos y obligaciones a los que alude este capítulo.

No es necesario el transcurso del período mencionado, cuando reunidos los demás requisitos, tengan un hijo en común.

Si con una misma persona se establecen varias uniones del tipo antes descrito, en ninguna se reputará concubinato. Quien haya actuado de buena fe podrá demandar, del otro, una indemnización por daños y perjuicios".

* Críticas jurídicas al concubinato

olvidos del legislador

PRIMERA.- Al legislador que entró a la Asamblea Legislativa en el año 2009, se le olvidó que el concubinato original, según la norma del 2000, era como ya lo indicamos, la referencia a un hombre y una mujer al decir la concubina y el concubinario; esto no fue considerado por el legislador de marras y con la moda de las izquierdas mexicanas y lo que esto quiera decir, se ordenó como ya usted lo acaba de leer, que hoy en el año 2011, esta figura se refiere a las concubinas -mujeres- y los concubinos -hombres- pero el de un hombre y una mujer, en singular, ya no existe, no está ni ordenado ni legislado en el precepto 291 bis citado antes. En otras palabras, sin metáforas ni hipérbole, el concubinato regulado en el Distrito Federal es el de parejas en plural, que pueden ser dos mujeres o dos hombres; pero donde la ley no distingue, nadie lo puede hacer, no hay referencia alguna al heterosexual; es decir, al de un hombre y una mujer. Lo simple hubiera sido que los diputados locales hubieran establecido; verbigracia, el concubinato es la unión de hecho de dos personas del mismo o diferente sexo y todo lo demás que ordena la ley.

* Hipótesis absurda

SEGUNDA.- Resulta inexplicable que permanezca en la ley -artículo 291 bis- la hipótesis de que "no es necesario el transcurso del período mencionado -dos años- cuando, reunidos los demás requisitos, tengan un hijo en común"; porque física y biológicamente es imposible que dos hombres o dos mujeres, puedan tener un hijo en común; como no sea en el primer caso adoptando y en el segundo a través de una inseminación artificial, hipótesis que no son a las que se refiere el legislador. Por ello, este texto que sí es congruente con lo que se estableció en esta figura en el 2000, ahora es caduco y obsoleto, porque a manera de ejemplo, aquí ocurre lo mismo que con el matrimonio, que citamos anteriormente y traemos a colación, para mejor ilustrar nuestro aserto, no hay definición respecto a esta figura en el artículo 146 del Código Civil del DF, que se permite el matrimonio entre dos personas del mismo o diferente sexo, ya que a lo más que llega a ordenar el Código es, "matrimonio es la unión libre de dos personas.....".

* Buena fe, daño, perjuicio e indemnización

TERCERA.- La ley ordena en el último párrafo del 291 bis, del Código en comento, que "si con una misma persona se establecen varias uniones del tipo antes descrito, en ninguna se reputará concubinato. Quien haya actuado de buena fe podrá demandar del otro una indemnización por daños y perjuicios". La pluralidad del artículo que venimos reseñando, establece es el de hablar en plural de las concubinas y los concubinos; ¿A cuántas o cuántos hombres o mujeres se refiere la norma, si dice las y los, debemos entender que pueden ser dos, tres o más y en ningún supuesto, uno de cada sexo, aunque fuera el mismo, por ello, resulta una verdad de pero grullo, sancionar la moralidad del concubinato, porque alguien en un momento dado, tenga varias concubinas o concubinos, porque así lo autoriza la ley; en otras palabras, estamos frente a una barbaridad jurídica, por haber pretendido, como dijimos al principio, estar a la moda izquierdizante, vigente hoy en algunos círculos políticos. ¿Qué clase de unión o cómo se calificaría, de acuerdo con esta norma el concubinato plural o el singular, que como ya dijimos, el legislador abrogó y hoy sólo se habla de varios hombres o varias mujeres. También es grave que en esa doble moral, se mantenga la norma de poder demandar una concubina a la otra o a los concubinos como si al haber procedido de mala fe se hubiera generado un hecho ilícito -fuente de las obligaciones en Derecho Civil- para reclamar una indemnización -no se aclara si es común, compensatoria o moratoria- por daños y perjuicios, en lo cual seguramente el legislador no tiene idea de que en materia civil, no en Derecho Familiar, la ley ordena, según el artículo 2108 del Código multicitado, que "se entiende por daño la pérdida o menoscabo sufrido en el patrimonio por la falta de cumplimiento de una obligación"; hipótesis que evidentemente no estaba en la mente del hacedor de la ley y menos en el texto de la misma. La estulticia no termina allí; el artículo 2109, también del cuerpo normativo civil del Distrito Federal, ordena que "se reputa perjuicio la privación de cualquiera ganancia lícita, que debiera haberse obtenido con el cumplimiento de la obligación". En los dos supuestos citados, distinguidos lectores, no hay adecuación, aplicación, bueno ni siquiera aproximación a los que el legislador ordenó en el tantas veces mencionado artículo 291 bis; simplemente, porque el perjuicio priva de cualquier ganancia lícita y el daño, perder o menoscabar también el patrimonio; en dónde podrían darse las hipótesis de el hecho ilícito en el concubinato.

* Regulación del concubinato de un solo hombre y una sola mujer

CUARTA.- Nuevamente el legislador presume de falta de memoria y lo comprobamos al verificar el 291 quintus, texto original creado en el año 2000, que sigue como entonces y que a los diputados que hicieron esta reforma, se les pasó haberlo corregido. Juzguen ustedes, distinguidos lectores. El numeral citado, ordena lo siguiente: "Al cesar la convivencia, la concubina o el concubinario -fijarse bien que no emplean la terminología del 291 bis de 'las concubinas o los concubinos' sino el singular como lo acaba usted de constatar- que carezca de ingresos o bienes suficientes para su sostenimiento, tiene derecho a una pensión alimenticia por un tiempo igual al que haya durado el concubinato. No podrá reclamar alimentos quien haya demostrado ingratitud, o viva en concubinato o contraiga matrimonio.

El derecho que otorga este artículo podrá ejercitarse solo durante el año siguiente a la cesación del concubinato". Al no haberse preocupado el legislador, por ponerle congruencia a esta norma, según sus planes de establecer el concubinato de homosexuales o lesbianas, dejó vigentes hipótesis que son más benéficas en este hecho jurídico que en el acto jurídico del matrimonio; porque si la unión concubinaria de dos hombres o dos mujeres, dura uno, diez, quince o más años, puede permitir la reclamación de una indemnización millonaria, porque así lo ordena el precepto; lo que no puede darse en el matrimonio, porque en esa figura sí el legislador ha tratado de acabar con ella y más todavía con los derechos de los cónyuges, sean hombres o mujeres, como recientemente ha ocurrido con aquella norma del 2000, que permitía reclamar una compensación en el divorcio necesario, cuyo régimen económico hubiera sido separación de bienes, hasta el 50 por ciento de lo que tuviere el otro, si se hubiera dedicado preferentemente al hogar o a la educación de los hijos, si quien demandaba no tenía bienes suficientes o eran menores a lo que su cónyuge -hombre o mujer- tenía.

Por la trascendencia que para el Derecho Familiar ha tenido la nueva Ley de Migración Mexicana, el Canal Judicial ha decidido que el Programa Derecho Familiar, conducido por quien esto escribe, sea transmitido por segunda ocasión en Cablevisión 112, Sky 639, Dish 731 y a nivel internacional por: www.scjn.gob.mx el lunes 25 de julio de 8:00 a 9:00 y de 20:00 a 21:00 horas y el sábado 30, de esa misma semana de las 19:00 a las 20:00 horas; del cual podrán derivarse las siguientes reflexiones:

1.- ¿Cuáles son las diferencias entre los conceptos: emigración, migración e inmigración?

2.- ¿De qué manera afectan a las familias de origen, la inmigración de sus miembros?

3.- ¿Cuál es el status jurídico actual de los inmigrantes que utilizan a México para llegar a Estados Unidos de Norteamérica?

4.- ¿Tienen los gobiernos mexicanos, federal, estatales y municipales, políticas públicas adecuadas o leyes específicas para resolver la problemática de los inmigrantes?

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Jul 2011

Morir en nombre del honor familiar - Inocentes víctimas de su propia sangre

Escrito por: foro-juidico el 30 Jul 2011 - URL Permanente



Miles de mujeres en Europa son sometidas e incluso mueren en nombre del honor familiar.

Todos los años, miles de mujeres de toda Europa son sometidas a un matrimonio forzado, sufren violencia e incluso algunas llegan a morir en nombre del honor familiar.

6 de febrero de 2011, Oberlandgarten (Berlín). Una multitud silenciosa, cargada con ramos de flores se reúne alrededor de una placa conmemorativa, en una parada de ómnibus, en el distrito de Tempelhof de la capital alemana, como han hecho durante los últimos seis años. Fue aquí, el 7 de febrero de 2005, donde una madre de 23 años, Hatun Sürücü, fue tiroteada en esta avenida de bananos deshojados y anodinos bloques de departamentos.

La placa conmemorativa está inscrita a la memoria de Hatun Sürücü y de “las otras víctimas de la violencia de esta ciudad”. El asesinato de Hatun no fue un crimen común: fue un asesinato por cuestiones de honor.

Los asesinatos y la violencia en nombre del honor en los que las chicas (y ocasionalmente los chicos) son “castigados” por actuar en contra de la familia y las tradiciones culturales y tribales, en particular en contra del matrimonio forzoso, es un problema grave en Alemania. La canciller Angela Merkel declaró el pasado año que el intento del país por construir una sociedad multicultural integrada había sido un “fracaso completo”.

Alemania no es el único país que está luchando con este problema. Durante la última década, una práctica que siempre fue tabú por siniestra, se ha revelado como endémica en muchos países europeos que tienen grandes comunidades de inmigrantes como Francia, Italia, Dinamarca, Bélgica, Holanda y el Reino Unido. En 2009, un comité de influencia del Consejo de Europa informó que “durante los últimos 20 años, los crímenes en nombre del honor se han vuelto cada vez más comunes en Europa”. Las cifras exactas son difíciles de determinar porque muchas muertes en Europa hasta hace poco se han considerado erróneamente suicidios o asesinatos convencionales. Algunos expertos hablan de un número global de asesinatos por honor que asciende a 100.000 casos.

Lo que nos produce más impresión de los asesinatos por honor es que son tan premeditados como los homicidios. “No se pueden explicar como un trágico crimen pasional”, afirma el abogado británico Nazir Afzal, especialista en casos de crímenes en nombre del honor.

“La realidad es que la familia completa, madres y hermanas incluidas, se sientan alrededor de una mesa y deciden con calma que una hija o una mujer merece un castigo o la muerte. Se preparan todos los detalles: se identifica al asesino, dónde y cómo va a ser asesinada y cómo se desharán del cadáver”.

Volviendo a 2005, Hatun Sürücü, de 23 años, pensó que por fin estaba libre. En 1999 había huido de un matrimonio de abusos con un primo suyo mucho mayor que ella en Estambul —con el que tuvo un hijo, Çan—que le fue impuesto por su familia cuando tenía 16 años. De vuelta a Berlín, se mudó a un centro de madres solteras y más tarde se mudó a su propio departamento, muy cerca del lugar en el que murió, donde criaba a su hijo.

De pelo azabache, bonita y con una atractiva sonrisa, Hatun estaba a punto de finalizar su formación como electricista. Rechazaba el chador y ahora podía ponerse la ropa que quisiera llevar, ir a bailar y al cine: las cosas que las mujeres europeas dan por sentado pero que para su familia devota y tradicional kurda suní traspasaban todos los límites.

Hatun tenía ocho hermanos, todos nacidos en Alemania menos dos. Sus padres habían llegado del este de Anatolia (Turquía) a principios de los setenta, cuando su padre, Keram, consiguió un puesto de trabajo como jardinero al obtener el permiso de trabajo.

Educó a sus hijos para que fueran estrictamente religiosos, así que la comunicación con Hatun se cortó por completo cuando esta optó por un estilo de vida occidental. Pero ella sentía que estaba más cerca de reconciliarse con su familia. Le acababa de dar a su madre una banqueta de madera que había hecho en el colegio.

Así que cuando su hermano de 18 años, Ayhan, fue a verla a su casa, se alegró. Hablaron en la pequeña cocina y a Ayhan le gustó ver que Hatun tuviera una alfombra para la oración. Entonces, le pidió que lo acompañara hasta la parada del ómnibus de Oberlandgarten.

Por el camino, Hatun se compró un café. Entonces, de pronto, Ayhan le pidió que “renunciara a sus pecados” y dejara su estilo de vida si quería reconciliarse con su familia. Al haber abandonado a su marido, tener novios y no llevar la ropa tradicional, Hatun había “manchado el honor de la familia”, que se encarnaba especialmente en la integridad sexual de las mujeres.

“Saldré con quien me guste”, insistió. Cuando Hatun se negó a oír sus peticiones, Ayhan tranquilamente sacó una pistola de 7,65 mm y le disparó tres tiros en la cara. Hatun cayó muerta en la vereda.

Cuando llegaron los servicios de urgencia y la policía, el café que llevaba se había mezclado con la sangre. Un paquete de cigarrillos franceses que sobresalían del bolsillo superior de su campera de pana llevaba el eslogan “Liberté toujours”.

Dos días después de matar a Hatun, el 9 de febrero de 2005, Ayhan Sürücü estaba en una de las muchas confiterías turcas de aroma dulce de Kreuzberg. A este distrito lo llaman la “pequeña Estambul ” porque un tercio de la población es de origen turco. Su familia vivía en un departamento de cuatro habitaciones y rezaba cinco veces por día.

Ayhan estaba de buen humor mientras le contaba a su novia de 18 años, Melek, que había tenido que matar a su hermana Hatun porque despreciaba su deshonrosa forma de vida. “Con la muerte de mi hermana —le dijo a Melek—, he dormido mejor que en varios años”.

La muerte de Hatun conmovió a Alemania, aunque no a todos. Poco después, en el patio de un colegio, no lejos de donde murió Hatun, los chicos de secundaria de la comunidad de inmigrantes aplaudieron la muerte de Hatun. “Se lo merecía —dijo uno— por vivir como una alemana”.

Ayhan ha cumplido la mitad de la condena de 9 años en una prisión juvenil; pero dos de sus hermanos fueron absueltos de conspiración de asesinato. Abandonaron el tribunal haciendo la “V” de la victoria y anunciaron que celebrarían una fiesta. En 2007, cuando el Tribunal Superior de Alemania dio el fallo absolutorio, los dos hermanos estaban en Turquía.

La muerte de Hatun Sürücü es como un faro que recuerda un vil crimen. “La violencia diaria contra las mujeres es un tema grave y no hay suficiente protección para ellas”, afirma Gülsen Celebi, un abogado de 38 años de Düsseldorf, de origen kurdo, que defiende a las víctimas de los crímenes por honor.

Una de sus clientas, que huyó de un matrimonio obligado violento y que luchó por la custodia de sus tres hijos, fue asesinada por su ex marido turco tras una vista en el tribunal de Mönchengladbach, a pesar de que estaba sometido a una prohibición de acercamiento y pesaba sobre él una orden de detención. Mató también a su hija de 18 años cuando esta llamó a la policía. “Desde su punto de vista —afirma Celebi—, tanto su mujer como su hija lo habían deshonrado: su mujer porque se había divorciado de él y la hija porque se había revelado contra su despotismo”.

“La violencia por causa del honor puede ser anterior al Islam, como lo es la mutilación genital”, afirma la antigua miembro del Parlamento holandés, Ayaan Hirsi Ali, nacida en Somalia. Pero como muchos de los casos se dan entre las comunidades inmigrantes turcas, kurdas, paquistaníes o de Bangladesh, cree que el asesinato por honor es un problema predominantemente islámico.

En 2006, Hirsi Ali fue nombrada Europea del Año por Reader’s Digest por su lucha a favor de las mujeres oprimidas en su país de adopción, tras haber huido de un matrimonio obligado. Reconoce que “los asesinatos por honor ocurren también entre los cristianos coptos, los gitanos, los sijes y los hindúes”. Pero denuncia que la violencia es una parte integral de la disciplina social islámica.

Hirsi Ali argumenta: “Como mujer musulmana, simplemente salir a la calle sin tu hermano o tu padre puede dar lugar a un asesinato”. Por ser muy directa y resuelta, Hirsi Ali viaja con guardaespaldas desde que recibió amenazas de muerte.

Los crímenes por honor no tienen nada que ver con la religión, insiste Sibylle Schreiber, experto en crímenes por honor del respetado grupo alemán “Tierra de Mujeres”, que lleva 30 años ayudando a mujeres. “El noventa por ciento de las chicas que piden ayuda nunca mencionan la religión como un problema, y ninguna religión impone el crimen por cuestiones de honor”.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Jul 2011

Poligamia, matrimonio plural, sororato, poliandría – Juicio a la poligamia: Una forma de vida que se niega desaparecer

Escrito por: foro-juidico el 30 Jul 2011 - URL Permanente


Antes de leer el presente artículo es importante tener absolutamente claras las definiciones de cada uno de los términos empleados o a emplear. De ese modo no se generarán confusiones que pueden inducir a error.

Se trata del caso de un hombre que a decir del articulista, vive en estado de poligamia, lo que no queda claro es, si las otras esposas, son hermanas biológicas de la pareja oficial o si la denominación la da el protagonista.

Por polígamo se conoce a la persona que está casado con dos o más mujeres

poligamia

1.

f. Estado o condición del hombre casado con varias mujeres.

Régimen familiar en el que se admiten los matrimonios múltiples,un hombre con dos o más mujeres o una mujer con dos o más hombres.



No confundir con Poliandría, (del griego polýs: muchos y andrós:

hombre). Condición infrecuente (al menos en tiempos históricos), análoga a la poligamia en la cual una mujer puede estar al mismo tiempo en matrimonio con varios varones. Las formas más notorias de poliandria se han observado en la Creta antigua, las etnias tradicionales del Tíbet o entre los inuit, o entre la etnia matriarcal de los mosuo que habitan las provincias chinas de Yunnan y Sichuan. En todos los casos conocidos, la poliandria se debe a que en las poblaciones en donde se ha practicado ha existido una alta tasa de masculinidad, un "exceso" numérico de varones en relación al de mujeres casaderas disponibles, y los varones de tales etnias no han podido "adquirir" mujeres de otras etnias. La alta tasa de masculinidad entre las etnias en cuestión casi siempre ha sido ocasionada por el infanticiadio de las mujeres neonatas. De modo que se debe evitar la creencia según la cual la poliandria se corresponde "siempre" con sociedades matriarcales (casi siempre sucede lo contrario). En general, la poliandria se ha practicado compartiendo varios hermanos a una mujer, como el caso de Tamar relatado en el Génesis. Si la poliandria no implica matriarcados, en cambio sí suele implicar matrilinajes. En efecto: siendo la única progenitora cierta la mujer, en las sociedades con poliandria resulta más fácil establecer el linaje parental cierto al ser referente la mujer. Es la forma más común de poligamia, y habitualmente se confunde con ella. La poliginia es el tipo de relación institucionalizada por la cual (hablando de la especie Homo sapiens) un varón tiene dos o más esposas al mismo tiempo. Cuando una mujer es quien tiene dos o más esposos se llama poliandria.


El Sororato o Matrimonio sororal es una práctica que consiste en la unión matrimonial de un hombre con todo un conjunto de hermanas, o bien, con la hermana de su esposa legítima.

Se trata de una de las consecuencias más claras de la alianza derivada del matrimonio, alianza que se establece entre los grupos de parentesco originarios de los cónyuges. En las sociedades donde se acepta como válida la práctica del sororato que en Occidente está prohibida en la legislación de casi todos los países, salvo en contados casos, esta institución suele estar reservada para el caso de los hombres cuya esposa ha fallecido o ha dejado vacantes algunas de sus funciones sociales, especialmente la relacionada con la reproducción biológica del grupo. En esas sociedades, cuando un hombre enviuda, el grupo de parentesco de su esposa fallecida está obligado a cederle a la hermana de ésta como esposa sustituta. En caso de no contar con hermanas, los familiares pueden adoptar a una mujer para cumplir con su obligación social. Otro caso de sororato ocurre cuando la esposa es incapaz de concebir. En esta situación, los parientes ceden como segunda esposa a la hermana. Opcionalmente, uno o varios de los hijos habidos en esta segunda esposa son reconocidos socialmente como hijos de la esposa incapaz de concebir.

Debido a que se le conoce también como "matrimonio entre hermanos", se presta para la confusión, ya que se piensa inmediatamente en el matrimonio de un hombre y una mujer de mismos padres. Sin embargo, se trataba del matrimonio de un hombre con una mujer y todas las hermanas que ésta tuviese.

Nuevamente este tema conmocionado al Medio Oeste de los Estados Unidos. UTAH ESTADOS UNIDOS

En Utah, Estados Unidos, la familia Brown es el foco de un Reality show: “Las hermanas esposas". Apareció por primera vez en el año 2010. Los oficiales de policía en el estado donde viven los Brown, Utah, anunciaron poco después de que empezara el programa, que la familia estaba bajo investigación por violar la ley estatal que prohíbe la poligamia. Este miércoles (hoy), los Brown esperan presentar una demanda para impugnar la ley la poligamia. La demanda no está exigiendo que los Estados reconozcan el matrimonio polígamo. En su lugar, la demanda está basada en una decisión del 2003, donde La Corte Suprema de los Estados Unidos, Lawrence contra. Texas, anuló las leyes estatales sobre sodomía como intrusiones inconstitucionales en la "conducta íntima" de los adultos que la consienten. Se pedirá a los tribunales federales de los estados admitir que no pueden castigar a los polígamos por su propia "conducta íntima", siempre y cuando no estén violando otras leyes, como las relacionadas con el abuso infantil, el incesto o la búsqueda de varias licencias de matrimonio.

El Sr. Brown tiene un matrimonio civil, con sólo una de sus esposas, y el resto son "hermanas esposas", con las cuales no está formalmente casado. Los Browns son miembros de la Iglesia Apostólica de los Hermanos Unidos, una rama fundamentalista de la Iglesia Mormona, JESUSCRISTO DE LOS SANTOS DE LOS ULTIMOS DIAS, que renunció a la poligamia en 1890 en Utah, para lograr ser Estado (el 45). Hacer uniones polígamas es ilegal, según ellos, viola el debido proceso y las cláusulas de igualdad en la protección de la Enmienda 14, así como el libre ejercicio, la libertad de expresión y la libertad de asociación de las cláusulas de la Primera Enmienda.

"Nosotros sólo queremos vivir nuestras vidas privadas de acuerdo a nuestras creencias", dijo Brown en una declaración facilitada por su abogado principal, Jonathan Turley, quien se desempeña como profesor de Derecho en la Universidad George Washington.

La conexión con Lawrence v. Texas, un caso que amplió los derechos legales para las personas gay, es similar a los que han solicitado el derecho de los matrimonios de personas del mismo sexo . Quienes se oponen a este tipo de uniones a menudo se refieren a la poligamia como uno de los resultados inevitables-de permitir el matrimonio homosexual. En su opinión contraria en el caso Lawrence, el juez Antonin Scalia citó una amenaza a las leyes estatales ", basado en las opciones morales" contra "la bigamia, el matrimonio del mismo sexo, incesto de adultos, la prostitución, la masturbación, el adulterio, la fornicación, bestialismo y la obscenidad."

El jefe de la Iglesia Católica Romana en Nueva York, Mons. Timothy M. Dolan, hizo una comparación similar en su blog el jueves en un ensayo criticando la legalización del matrimonio de personas del mismo sexo y el posible "próximo paso", que podría ser " otra nueva definición para justificar la promiscuidad y la infidelidad. " Tales argumentos, han sido conceptualizados a menudo como el "desfile de horrores", siendo lógicamente defectuosos, dijo Jennifer C. Pizer, un profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de California, Los Angeles, y director de la escuela legal de la del Williams Instituto , que se centra en la ley de orientación sexual. Las cuestiones relativas, a si las parejas homosexuales deberían poder casarse, son significativamente diferentes de los que participan en el procesamiento penal de los matrimonios múltiples, señaló la Sra PIZER. Parejas del mismo sexo están buscando simplemente participar en el sistema actual de derecho de familia establecido para las parejas casadas, dijo, mientras que "tendría que reestructurar el sistema de derecho de familia de una manera muy fundamental" para reconocer la poligamia. Estima el Profesor Turley que el hecho lleva a otro argumento "un poco de falsa apreciación constitucional", y argumentó que la eliminación de las sanciones penales por la poligamia "No llevará a la sociedad a ninguna parte en particular." La Corte Suprema respaldó la enérgica decisión de los estados por restringir la poligamia en un caso de 1879, Reynolds contra Estados Unidos . El Profesor Turley sugiere que el razonamiento fundamental de Reynolds, que dijo que la poligamia "encadenaría a la gente en el despotismo estacionario", es obsoleto y ha sido barrido por casos como el de Lawrence. Douglas Kmiec, profesor de Derecho en la Universidad de Pepperdine, dijo que los tribunales hoy en día no podría estar de acuerdo con las conclusiones generales de la sociedad de los tribunales del siglo 19, pero señaló que más atención se ha prestado en las últimas décadas a la importancia de los asuntos internos de la familia como parte del ámbito de la política pública. Cuestiones sobre el abuso infantil y el dominio conyugal, señaló, nos obligaría a hacer un examen judicial de la figura de la poligamia, a lo interno.

Aunque este hombre se ve feliz en Venezuela como está el costo de la vida, sería difícil mantener semejante número de mujeres e hijos

"Estamos sensibilizados a todo lo que pueda hacer un hogar muy represivo", dijo, y por lo tanto sus reservas sobre la poligamia "podrían ser aún más profundas."

El Profesor Turley en desacuerdo, señalando que "hay muchas prácticas religiosas en las familias monógamas que muchos creen desagradables y patriarcales", y añadió: "El código penal no es una licencia para la ingeniería social."/ John Schwartz Especialista en Temas Legales USA/ Fuente: The New York Times/LIVDUCA

Opinión:

Este es un tema Moral. Pudiera también acercarse a ser un tema de “Bioética” por todo lo que la ciencia puede aportar acerca de la definición de los sexos y de la sexualidad. Yo viví en UTAH y allá se decía que la “poligamia” estaba “prohibida”, “suspendida” pero que en los “últimos días” sería restablecida pues es una Ley de Amor. O por lo menos así fue concebida, aunque luego se “degenero” o se “desvió” de sus fines o intenciones iniciales. Como muchos saben soy profesor de Filosofía del Derecho y trató de hablarle un poco a mis alumnos sobre el “nuevo derecho” que nos espera: Temas como la “homosexualidad”, la clonación, la donación de órganos, la concepción in vitro, entre otros. Acaban de colocarle a una personas, un par de piernas, que podrá usar en un unos seis o siete meses. El tema es ¿Hasta dónde el hombre debe aceptar o permitir que la ciencia oriente la moral? Su conducta, las costumbres y usos sociales. ¿Es o no necesaria una Nueva Moral que sea más “sincera”, menos hipócrita? O seguiremos oyendo mentiras: ¿Somos los hombres 100% fieles? ¿Nuestros abuelos o bisabuelos (Latinoamérica) tenían o no segundos frentes y hasta terceros o cuartos? ¿Cuántos se divorciaban? O por el contrario había una tolerancia hacia esas conductas y no se presentaba casi ningún divorcio.

Cierto es, el papel de la mujer hoy día es distinto. Cada vez aumentan sus derechos y su perfil de conducta también. Hay un “face to face” frente a sus maridos y muchas les advierten “Si me pegas cachos, yo también te pego”. Si es bueno o malo no sé. Lo que si se, es que el “nuevo derecho” tiene que dar esta discusión con argumentos y con sinceridad. Lo digo porque hay realidades que son imposibles de “evitar” y si hoy día, se plantea a nivel mundial “Legalizar el tráfico de drogas” por ejemplo, porque no “plantear” permitir que las personas que lo consientan se unan de esta manera (poligamia). Igual con respecto a las uniones de personas del mismo sexo, y en esto he venido revisando mucho mi postura frente a ella y es la misma: No estoy de acuerdo con la homosexualidad, no la creo natural ni social ni científicamente pero es una realidad que nos invade todos los días y están de por medio temas como la “discriminación” o los mismos derechos humanos. ¿Qué vamos a hacer con los “homosexuales”? No los podemos matar ni eliminar porque ellos ya forman parte de la sociedad. Muchos hombres viven dobles vidas. Abundan en muchas religiones sobre todo en la “católica romana”.

Aclaro: La moral debe siempre orientar la vida del hombre pero ella de nada sirve si no se practica, sino se ejerce. Más temprano que tarde estos temas ocuparan la escena pública a nivel legislativo y es necesario que las familias impulsen este tema y no los “intereses electorales” de la Asamblea o Parlamentos. Series de TV como BIG LOVE transmitida por HBO han motivado el interés de la gente y aumentado la polémica. El último juicio por poligamia en Utah data de 2001. Tom Green, que estaba casado con cinco mujeres, fue condenado por bigamia, falta de manutención y violación de menor. Pasó seis años en la cárcel. La Iglesia Mormona lo prohibió desde 1890 y ya no es práctica oficial de la Iglesia. Sin embargo por experiencia propia, todo el que se profese mormón en América Latina inmediatamente es tildado de “Polígamo”. Y no me extrañaría que los “Revolucionarios” en su revisión y crítica al capitalismo, califiquen al Matrimonio actual como “EGOISTA” y promuevan lo comunitario del “Matrimonio Plural”. Ahí si es verdad que ganarían miembros./Angel Monagas/ http://angelmonagas.blog.com.es/LIVDUCA

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

30 Jul 2011

España estudia reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, sin cambios desde 1882 . Por primera vez se regularizaría la figura de la "víctima"

Escrito por: foro-juidico el 30 Jul 2011 - URL Permanente


La noticia:

El Consejo de Ministros ha dado el visto bueno a dos anteproyectos de ley presentados por el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, que suponen una reforma "radical" de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim), y que darán al fiscal la investigación, pero reforzarán el papel del juez de garantías.

La reforma afectará al 70% de las causas que llegan a los juzgados "No es una ley con menos juez, sino todo lo contrario, con más juez", ha defendido Caamaño en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, en la que ha desgranado las novedades de esta reforma, que ahora se enviará al Consejo General del Poder Judicial, al Consejo General de la Abogacía y al Consejo Fiscal para que emitan los correspondientes informes preceptivos.

El titular de Justicia ha asegurado que el Ejecutivo intentará que esta reforma pueda ver la luz antes del final de la legislatura, y ha expresado su confianza en el trabajo de los grupos parlamentarios y en la posibilidad de que se alcance el consenso necesario para su aprobación.

Para el portavoz del Gobierno, José Blanco, la nueva ley nos acerca más a las democracias modernas, y ha destacado que su cambio "estructural" afectará al 70% de las causas que llegan a los juzgados. Además, proporcionará al ciudadano "más garantías y más seguridad", según Blanco, que ha recordado que esta reforma era un compromiso adquirido por el Gobierno.

La reforma de la LECrim se aborda a través de dos anteproyectos, el primero para regular los aspectos concretos y el desarrollo del procedimiento, y el segundo, el anteproyecto de ley orgánica de desarrollo de los derechos fundamentales vinculados al proceso penal, con el que se refuerzan los derechos y garantías de los detenidos y los investigados.

Asimismo, por primera vez se regula la figura de la "víctima", que tendrá un estatuto propio que recogerá sus derechos en el procedimiento.

Nueva forma de investigación

La futura LECrim dejará la investigación en manos del fiscal, pero reforzará la posición de los jueces como "garantes" del proceso penal, al establecer un juez de garantías, un juez de control en la audiencia preliminar y, por último, el juez que juzgará en el juicio.

Desaparecen los decanos para dar paso a los presidentes en los nuevos tribunales de instanciaDe esta forma, los representantes del Ministerio Público podrán poner fin a un procedimiento en el momento en el que no se acrediten indicios de delito, y serán los encargados de dirigir las labores de investigación de la policía judicial, tarea que hasta ahora correspondía a los jueces.

Además de estos dos anteproyectos, el Gobierno ha aprobado también para su remisión al Congreso el proyecto de ley por el que se crean los tribunales de instancia, órganos colegiados que en tres años sustituirán a los juzgados tradicionales (ahora unipersonales), lo que supondrá, según Caamaño, un cambio profundo en la organización de la Administración de Justicia.

Los nuevos tribunales de instancia englobarán a los jueces de un partido judicial por secciones (de instrucción, social, penal, mercantil, civil de violencia sobre la mujer...) y tendrán un presidente, que sustituirá a la actual figura del decano, aumentando sus competencias. Dicho presidente será elegido por los jueces que integren el tribunal para un mandato de cuatro años.

Las claves

La reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim) que el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, ha presentado este viernes al Consejo de Ministros, introduce cambios radicales en una jurisdicción penal decimonónica con la pretensión de dar un paso hacia delante en el camino de las garantías procesales.

Las principales novedades, que se recogen en dos anteproyectos de ley, pasan por otorgar al fiscal, y no al juez de instrucción como hasta ahora, la dirección de la investigación en el proceso penal, si bien se refuerza la posición de los jueces como garantes del proceso al establecer un juez de garantías, otro de control en la audiencia preliminar y un tercero que juzgará en el juicio.

La reforma incluye otras claves que corrigen el anterior texto fechado en 1882:

El fiscal investigador: La instrucción será responsabilidad del Ministerio Público, de quien depende la policía judicial, siempre bajo el control del juez, que actuará como garante de los derechos de los investigados. El fiscal iniciará la investigación mediante decreto y podrá tener a su cargo un equipo de fiscales en causas complejas y decidir el archivo del procedimiento si no hay indicios de delito.

Los 'imputados' son sustituidos por los 'investigados', que podrán conocer todos los datos referentes a su procesoDesaparecen los "imputados": Se sustituye la figura del imputado por la de "investigado", que podrá entrevistarse con su abogado antes y después de declarar ante la Policía. Se regula su derecho a intérprete y a conocer todos los cargos y el expediente íntegro de la causa abierta contra él. El fiscal será también quien informe a los medios de comunicación sobre el proceso de investigación abierto, sin facilitar la identidad o imagen del investigado durante la fase de instrucción.

La instrucción: Se limita temporalmente a un año, excepto para casos de terrorismo y crimen organizado, en los que podrá ampliarse para evitar investigaciones indefinidas. Con ese mismo fin se incorpora plenamente el derecho a la segunda instancia penal para acabar con las llamadas "penas de telediario".

Los derechos de los detenidos: Se especifican las causas de detención, que no podrá prolongarse más tiempo del imprescindible, salvo casos de terrorismo. El juez debe regularizar la situación personal del detenido en el plazo de 72 horas, o autorizar la prórroga de la detención. La prisión incomunicada sólo se decretará en determinados delitos, como homicidio, detención ilegal o secuestro, o si hay riesgo de destrucción de pruebas.

Intervenciones e inspecciones corporales: Las inspecciones, cacheos, registros de ropas y análisis de ADN quedan regulados para garantizar los derechos a la intimidad de los detenidos. Se requiere autorización del juez de garantías para obtener muestras biológicas del investigado sin su consentimiento. Se regulan también las entradas y registros y la figura del "agente encubierto", que actuará con autorización judicial.

El Estatuto de la víctima: por primera vez se incorpora una definición expresa de "víctima" en el proceso penal, se garantizará que no exista una confrontación visual con el acusado, tendrán derecho a recibir información sobre las actuaciones, a personarse como acusación particular y a ser protegidas si es necesario. No se podrán difundir la identidad ni la imagen de las víctimas y testigos menores de edad.

Las administraciones públicas, los partidos políticos y los sindicatos no podrán personarse como acusación popular.

Interceptación de las comunicaciones: sólo podrán practicarse, previa autorización del juez, para delitos graves y siempre que no exista otro medio menos gravoso. Se prohíbe toda intervención de las conversaciones con el abogado encargado de la defensa del investigado, salvo que haya indicios de su participación en un delito, y las grabaciones se destruirán una vez finalizado el proceso.

La acusación popular: Se ponen limites a su ejercicio, tanto subjetivos, que prohibirán ejercerla a las administraciones públicas, partidos políticos y sindicatos, como objetivos, que supondrán que el acusador popular no podrá actuar en delitos privados, semipúblicos y faltas, ni tampoco en los casos en los que la víctima y el fiscal hayan pedido el sobreseimiento.

El juicio oral: El juicio ya no comenzará con el interrogatorio del procesado, que pasará a sentarse junto a su letrado, sino que será la acusación la que tenga que demostrar sus tesis y no sólo contradecir lo que el acusado sostiene. Podrán existir "interrogatorios cruzados" o careos entre los testigos y se reservará también un lugar en la sala a la víctima./LIVDUCA

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

10 Jul 2011

El requisito previo de ser abogado para ser juez de 1ª Instancia en España

Escrito por: foro-juidico el 10 Jul 2011 - URL Permanente

La Administración de Justicia es una de las más sagradas labores

ejercidas por el hombre. De ahí que la misma tenga tantos auxiliares. De ahí que los jueces deberían de requerir de un mínimo de experiencia para impartir justicia.

Los abogados en ejercicio, como auxiliares de la justicia, nos encontramos con un enorme problema a la hora de ejercer solemnemente nuestra profesión y es el hecho de que quienes imparten justicia no son capaces de utilizar la empatía con los abogados cuando administran justicia.

Esta ponencia la presentaré con el fin de crear debate sobre esta gran cuestión que permitiría que la Administración de Justicia cobrara vida viéndose la misma desde otro punto de vista.

Espero que el objetivo de esta ponencia logre el resultado deseado.

CAPÍTULO 1

Condiciones para ser juez de 1ª Instancia en España

Para ser juez en España sólo es necesario tener la Licenciatura en Derecho y luego presentarse a una oposición. Dichas oposiciones son una especie de examen en las que, luego de estudiar un temario te examinas del mismo y los que obtengan las cien primeras notas, de cien plazas, pasan a la condición de juez; a partir de ese momento te consideran funcionario en prácticas con sueldo y beneficios a cargo del Estado.

Luego son inscritos en la Escuela de Práctica Judicial en la cual se le impartirá un curso cuya duración es de dos años. La capacitación consiste en una parte teórica y otra práctica. Aquellos que superen, mediante un examen, el curso teórico-práctico, son nombrados Jueces entrando en la Carrera Judicial.

CAPÍTULO 2

Condiciones para ser juez de 1ª Instancia en la República Dominicana

A veces los países que, supuestamente, estamos menos desarrollados, disponemos de leyes que servirían de ejemplo a países “desarrollados” como los de la Unión Europea. Así es interesante comparar las condiciones para ser juez en España con la República Dominicana.

Las condiciones para ser juez en la República Dominicana vienen estipuladas en el artículo 74 de la Constitución el cual dispone que: ART. 74.- Para ser Juez de Primera Instancia se requiere ser dominicano, hallarse en el pleno ejercicio de los derechos civiles y políticos, ser licenciado o doctor en Derecho, y haber ejercido la profesión de abogado durante dos años o haber desempeñado por igual tiempo las funciones de Juez de Paz o de Fiscalizador .

“Bolivia, lo tiene claro desde 1851.

Ver enlace: http://www.bancotematico.org/archivos/legislacion/2783.pdf

Sin ir muy lejos, revisemos el siguiente enlace:

http://www.apmagistratura.com/apm/deliberacion/informe.htm

Otro ejemplo de país centroamericano es El Salvador:

http://es.wikisource.org/wiki/Cap%C3%ADtulo_III:_%C3%93rgano_Judicial_(Constituci%C3%B3n_de_El_Salvador_-_1983)

Y en Chile:

En primer lugar estar en posesión del título de Licenciado en Derecho. Ejercer la profesión. Opositar a la Escuela Nacional de Judicatura de Chile, superar dicha oposición, para posteriormente, formar parte del curso de jueces, fiscales y abogados del Estado de donde se nutre el CGPJ de Chile, para la designación de vacantes a cubrir.

De igual modo en Argentina:

http://www.argentina.gov.ar/argentina/portal/documentos/constitucion_nacional.pdf

Haití:

http://derealidadesnagua.blogspot.com/2011/01/cual-es-la-edad-ideal-para-ser-juez-de.html

Esto es así hasta en China:

http://spanish.china.org.cn/xi-sifa/6.htmAnexo de Redacción

CAPÍTULO 3

Razones por las que sería necesario haber ejercido la profesión de abogado durante dos años

Quizás el requisito de haber ejercido la profesión de abogado para ser juez de Primera Instancia parezca una especie de tercer-mundismo; pero si analizamos fríamente este requisito nos daremos cuenta de lo importante que es: un abogado en ejercicio es aquel que sufre los más grandes desengaños de la administración de justicia. Tiene que tratar diariamente con personas, luchar contra otros abogados, enfrentarse a los fiscales y, por último, recibir las sentencias de los jueces. Cuando este abogado en ejercicio llega a juez le es más fácil administrar justicia pues es capaz de ponerse en el lugar del abogado ejerciente, así como del fiscal y, lo más importante, de las personas. Un juez que nunca haya ejercido la profesión de abogado sería como una persona que nunca ha tenido hijos aconsejando a padres; todo sería pura teoría pues carecen de la práctica sabia.

Hace unos años el ex-Ministro de Justicia, Don Mariano Fernández Bermejo, proponía como requisito para ser juez que los licenciados en derecho con mejores expedientes académicos entraran en las carreras de jueces y fiscales sin necesidad de opositar; era el colmo de los colmos, ¿se imaginan a un estudiante recién graduado de la Licenciatura en Derecho siendo juez? ¿dónde estaría su capacidad de administrar justicia? ¿su experiencia? ¿su empatía?

Este sería el momento de razonar sobre esta propuesta a fin de tener una mejor Administración de Justicia.

CONCLUSIÓN

Consideramos necesario, a fin de una mejor Administración de Justicia, que se establezca un nuevo requisito para ser juez: el de haber ejercido la profesión de abogados por lo menos por dos años.

Habiendo tantos aspirantes a jueces no sería imposible que este importante requisito sea dispuesto para alcanzar tan noble labor.

Un juez que antes haya ejercido la profesión de abogado sería capaz de ponerse en el lugar de quienes luchamos por el sagrado Derecho de Defensa de los clientes. Sería capaz de ponerse en el lugar de las personas y sus sentencias, más que florida teoría del derecho, se convertirían en excelentes hipótesis confirmadas.

Además, a la hora de evacuar sentencias las mismas tendrían una versatilidad acorde con los tiempos en que se necesitarían las mismas beneficiándose económicamente aquellos que, con tanto sacrificios interponen las debidas acciones ante los juzgados./Luis Alberto Luciano Rosario/LIVDUCA


Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

22 May 2011

HABEAS DATA

Escrito por: foro-juidico el 22 May 2011 - URL Permanente


Ivette Durán Calderón

En el moderno Derecho Constitucional, los grandes tratadistas de esta rama del Derecho, nos ofrecen varias novedades. Las mismas que paulatinamente vienen siendo incorporadas en los textos constitucionales de algunos países.

Una de las figuras jurídicas que viene a complementar las garantías constitucionales (no estamos haciendo referencia a derechos constitucionales que es otra cosa, porque nuestros juristas y aún políticos las confunden), es la denominada “HABEAS DATA”, que no tiene añeja o rancia prosapia. Es una de las garantías constitucionales más modernas, aunque su nomen juris esta mitad en latín y mitad en inglés, porque no debemos extrañar que su nombre se ha tomado parcialmente de la antigua institución del HABEAS CORPUS, en el cual el primer vocablo significa “conserva o guarda tu…”, mientras que el término inglés DATA”, es un sustantivo que significa: “información o datos”, lo que querría decir que el HBEAS DATA traducido literalmente sería “CONSERVA O GUARDA TUS DATOS”.

Partiendo de estos principios diremos entonces que el HABEAS

DATA conceptualmente sería concebido como EL DERECHO QUE ASISTE A TODA PERSONA A SOLICITAR JUDICIALMENTE LA EXHIBICIÓN DE LOS REGISTROS EN LOS CUALES ESTAN INCLUIDOS SUS DATOS PERSONALES O DE LOS DE SU GRUPO FAMILIAR, PARA TOMAR CONOCIMIENTO DE SU EXACTITUD, REQUERIR LA RECTIFICACIÓN, O LA SUPRESIÓN DE DATOS INEXACTOS Y OBSOLETOS O QUE IMPLIQUEN DISCRIMINACIÓN.

Es que, en la permanente interferencia del Estado de Derecho en el pasado, sabemos que se efectuaron calificaciones sospechosas que las incluyeron en registros estatales, y aún privados, llegando a perjudicar de alguna manera a las personas, y todavía estamos y nos encontramos en esa posibilidad.

Esta figura jurídica tiende precisamente a proteger a la persona contra esas calificaciones sospechosas que hemos anotado, y que conspiran contra los Derechos Humanos, constituyéndose en un importante criterio de legitimación política en el campo del sistema de legitimación de los países con una tecnología desarrollada.

No debemos olvidar que la revolución del conocimiento así nos lo impone, habida cuenta de que el auge de los núcleos informáticos de datos a los cuales se puede acceder fácilmente, podría darse la posibilidad de propagar datos personales, cuya difusión pudiera perjudicar a su titular, contrariando así a su derecho a la intimidad.

Que ocurriría por ejemplo, al dar informaciones sobre la actividad

judicial, en el caso de un juicio de familia donde tenemos la presencia de menores, y ese contenido quedará registrado en las computadoras u ordenadores, cuyo acceso es relativamente fácil, inclusive vía internet o por vía telefónica, y que alguien violando los recaudos de seguridad pudiera registrar todo lo acontecido en esa acción judicial familiar que incumbe solamente a sus protagonistas, para luego divulgarlo con perjuicio de las partes que tuvieron esa contienda.

Es relevante, por lo tanto, la importancia del HABEAS DATA, de modo que se preserve por el Estado y la Ley del derecho a la intimidad, que actualmente se encuentra consagrado en los cuerpos legales de la mayoría de los países.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

27 Feb 2011

RELACIONES HUMANAS EN EL PODER JUDICIAL Lo ético o moral como cuestión intrínseca e inmanente a las relaciones humanas

Escrito por: foro-juidico el 27 Feb 2011 - URL Permanente

Por Ivette Durán Calderón

Una empresa o institución que tiene una elevada ética, alta moral, equidad y disciplina, además de de un importante espíritu de cuerpo, facilitador de iniciativas, logrará un notorio equilibrio en sus actuaciones por medio de buenas relaciones humanas. La estabilidad así concebida, significa el equilibrio interno y externo de la empresa o institución que le dé capacidad de resistir los cambios de la dinámica de la organización y las presiones de afuera, sin sufrir conflictos con su personal y en el medio ambiente. Dentro de este mismo concepto, la LEALTAD es también un resultante del establecimiento de adecuadas relaciones humanas y de la constitución de un buen espíritu de cuerpo, con alta moral y equidad.

En base a principios de identidad, participación y reconocimiento, se puede motivar en las personas su interés y lealtad con los objetivos sociales de la institución y los propios de sus grupos. La lealtad se la obtiene no por incentivos económicos, sino por la fusión de las relaciones humanas idóneas y decorosas con el individuo, su grupo informal y la institución.

Si bien la Ética deriva de “ethos” = costumbre, su sinonimia con el término moral

proviene de la generalización del uso de la latina “more” = “ethos” es decir, costumbre.

La primitiva función que se confirió a este término, fue adjetiva y no sustantiva, pues se usó la expresión “ética” para calificar en general los caracteres estimables del comportamiento humano ordenado. La Ética surgió como una doctrina de costumbres, como una teoría de los actos humanos habituales ordenados de modo objetivo, en virtud de ciertos principios o postulados propuestos por el hombre mismo.

La ulterior evolución del vocablo, confirió a éste sentido, más restringido y específico, el de aludir al comportamiento moral, y dentro de éste, al comportamiento JURÍDICO. De esta manera lo ético, en tanto dimensión ontológica de la conducta del hombre fue siendo progresivamente identificado con lo BUENO, HONESTO, JUSTO y en general, con lo positivamente VALIOSO dentro de un orden de vida plenaria exigible.

El abogado frente a la sociedad, debe cumplir deberes y obligaciones que son consecuencia de su profesión, y que si bien interesan a su propia dignidad, influyen de manera indirecta en la dignidad y prestigio de la abogacía. Ángel Osorio en su clásica obra, señala la escala de valores que el abogado debe tener en cuenta: “En el abogado. La rectitud de la conciencia es mil veces más importante que el tesoro de los conocimientos – primero es ser bueno; luego es ser firme; después ser prudente”, la Ilustración viene en cuarto lugar; la Pericia en el último.

Dueño de todos estos valores, el abogado ejerce su profesión con el orgullo de cumplir en verdad una misión social, se sabe útil a la sociedad y esto ya es mucho, porque la sociedad encuentra en él uno de los pilares esenciales, para mantener el ambiente de la legalidad, de paz, de libertad, sin el cual no se concibe una sociedad civilizada.

Por lo ampuloso del tema, no se puede olvidar la consideración de la DEONTOLOGÍA, en su origen viene de dos palabras griegas: deontos, genitivo de deon = deber y de logos = tratado, por lo que etimológicamente equivale Tratado o ciencia del Deber. En lo atinente al Derecho, Deontolgía Jurídica quiere decir Tratado o Ciencia de los derechos y obligaciones; en consecuencia viene a ser una reiteración de la ÉTICA.

No es menos cierto que el desarrollo tecnológico ha materializado la conducta del

hombre, a tal punto, que el profesional en cualquiera de las discusiones del saber humano, ha desnaturalizado el concepto de valores éticos y espirituales, es decir, ya nada es respetable o sagrado, el individuo en su vida misma, ignora la normas elementales de la ética.

En lo que atañe al abogado, la Deontología Jurídica exige e impone que se observe una conducta profesional idónea y aceptable moralmente, ya que no es suficiente ser abogado, ante todo se debe demostrar y practicar un comportamiento honorable, honesto y digno de todo respeto, porque la actividad del abogado supone confianza, pericia, sabiduría y prudencia; estas dotes personales, hacen que el cliente lo considere su confesor, a quien le entrega sus intimidades, las cuales debe guardar en los pliegues de su toga, con suprema serenidad y con mucho profesionalismo.

La vida moderna ha creado subculturas de la desvergüenza, la impunidad, el latrocinio y paralelamente, el poder económico dolorosamente conseguido, ha cubierto con un manto de falso mérito a sus poseedores. Sin embargo el dinero sugestivamente obtenido no tiene prevalencia sobre los valores morales y éticos, los cuales siempre han de mantenerse en la cúspide de la escala axiológica.

Realizadas las pertinentes reflexiones sobre todo lo analizado en acápites precedentes; una empresa o institución debidamente organizada debe cimentarse en principios de elevada moral, equidad, disciplina, honradez, honestidad, valores, es decir, fomentar la aplicabilidad de relaciones humanas, interpersonales, precisamente aquellas que lamentablemente están ausentes en el Poder Judicial.

Esta crítica desapasionada que no es destructiva, sólo quiere mostrar las deficiencias que esta entidad acusa, ya que el deterioro que exhibe en su parte anímica; es decir en su componente humano, ciertamente es deplorable. En efecto, inmediatamente de que el litigante o abogado se aproximan al mostrador de cualquier Juzgado, buscando información sobre sus contingencias jurídicas – el trato hostil y displicente sale a relucir de inmediato por parte del funcionario subalterno; en ese momento evidentemente se establecen RELACIONES HUMANAS “cara a cara” en el tono más áspero, mostrando el funcionario judicial, su total iracundia; ese trato prepotente a veces se recibe inclusive de parte del propio Jueza, Jueza, Vocales y hasta del Fiscal.

Muchas veces, en esferas de esta institución no prevalece el concepto de respeto, consideración, cortesía y menos amabilidad hacia el solicitante y, de forma ostensible se aprecia que los básicos principios sobre relaciones humanas, no caben en la mente de dichos funcionarios. Por consiguiente, el trato dispensado al abogado o litigante es sencillamente torpe y carente de toda regla de trato social y urbanidad, ya que ni siquiera se responde al saludo de “buenos días” o “buenas tardes” menos un “hasta luego”.

Es difícil describir en pocas líneas el

suplicio de abogados y litigantes en los tribunales, quien escribe lo verificó, por ello opina que hace falta en esta institución, una adecuada política de selección de personal, que no sólo debe limitarse a la exigencia de los requisitos mínimos para ocupar el puesto ( esto vale también para cubrir los cargos de jueces, vocales y fiscales) sino que también debe exigirse condiciones mínimas de comportamiento social, que hacen a las Relaciones Humanas, las cuales implican inclusive el repertorio adecuado sobre la forma de vestir, servirse alimentos, tomar asiento en las sillas ( corrientemente se ve a subalternos sentados en los escritorios) y, al ser ignoradas estas normas básicas de Relaciones Humanas, obviamente mucho más se desconocen los principios fundamentales de ética y moral.

Infelizmente, las leyes de Organización Judicial, en ninguno de sus capítulos, títulos

y artículos ha previsto la inclusión de este importante acápite referido al comportamiento humano o relaciones interpersonales. En algunos países si bien tocan este aspecto de manera soslayada, recomiendan superficialmente cuidar aspectos de protocolo o etiqueta social.

Cosa similar tendrá que ocurrir con los códigos de ética para el ejercicio de la abogacía, pues incomprensiblemente tampoco prevén el capítulo de las RELACIONES HUMANAS, pese a que quienes los redactan, se encuentran en una posición jerárquica sobre el resto, porque estipulan las reglas y normas de conducta desde un punto de vista moral.

Curiosamente se pudo constatar que en las diferentes facultades de Derecho del Sistema Universitario, tampoco se ha considerado esta materia, siendo precisamente la formación universitaria, la base de desenvolvimiento profesional del futuro abogado, y es precisamente éste quien pasa a constituirse en la “carta de presentación” de la Justicia a través de sus administradores.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

20 Ene 2011

Leyes existentes que no se aplican, ¿deben continuar vigentes?

Escrito por: foro-juidico el 20 Ene 2011 - URL Permanente


La pena de muerte en Guatemala

Ivette Durán Calderón

El Código Penal guatemalteco, que data de 1973, prevé la pena de muerte aunque, antes de las dos ejecuciones de 1996, raramente se había aplicado en Guatemala hasta el año 2000. Es decir es una ley vigente, pero que no aplica, que está ahí para que su aplicabilidad se haga efectiva no se sabe cuándo ni se sabe para quiénes.

La pena capital en Guatemala, se relaciona con las obligaciones contraídas por este país conforme a las normas internacionales de derechos humanos, los casos actuales de presos en espera de ejecución y las recomendaciones de Amnistía Internacional, indujeron a su presidente, Álvaro Colom, pedir este viernes al Congreso la abolición de la pena de muerte en el país, mientras reconoció su fracaso en combatir la inseguridad, la cual atribuye a la penetración del narcotráfico.


Estados Unidos, Cuba, Belice, Guyana y una decena de islas anglófonas del Caribe mantienen vigente la pena de muerte en América, según Amnistía Internacional.

El presidente socialdemócrata de Guatemala, Álvaro Colom, ya había afirmado antes que no indultará a los condenados a muerte, facultad que el parlamento le restituyó en la víspera y con lo cual se restablece en los hechos la aplicación de la pena capital, en suspenso desde 2000.

Mientras se procede a su abolición, el gobierno y las instancias judiciales pertinentes asegurarán todas las garantías procesales a los encausados en casos capitales, concretamente el derecho a gozar de las garantías mínimas de defensa. La pena de muerte sólo podrá imponerse cuando la culpabilidad del acusado se base en pruebas claras y convincentes.

La defensa de los encausados por delitos que pueden conllevar la pena de muerte debe ser realizada únicamente por abogados colegiados y en ejercicio.

Las garantías para los condenados a muerte deben seguir la legislación internacional pertinente, en concreto el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y las Salvaguardias para garantizar la protección de los condenados a la pena de muerte, adoptadas por el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas.

En el limbo de la gloria o la condena, o entre el infierno y el cielo es el estado en el que se encuentran actualmente los condenados que esperan en Guatemala a que las autoridades competentes les concedan un indulto definitivo que les salve la vida, tras haber sido acusados de cometer delitos de secuestro, violación y asesinato. Aunque la última ejecución de la pena máxima en el país fue hace 10 años, ésta sigue estando contemplada en el Código Penal, justificación a la que se aferran ciertos partidos políticos de ultraderecha y un alto porcentaje de sociedad civil. Unos y otros presionan al Gobierno con el objetivo de que esta medida vuelva a ser implementada de forma eficaz.

“Hay que regresar, lamentablemente, a los tiempos de la G2 y las ejecuciones extrajudiciales para ponerle freno a esta situación. La pena capital es un mal necesario en Guatemala. Como dice un refrán, aquí el que a hierro mata, a hierro muere”, opina convencido J.P. Pérez, ciudadano guatemalteco. Pese a lo taxativo de sus declaraciones lo cierto es que son muchas las personas que piensan como él. Durante los últimos meses decenas de afiches con el lema ¡Pena de muerte ya!, escrito sobre un fondo rojo sangre, empapelan los principales edificios del centro histórico capitalino y las calles más transitadas. Un brote de radicalidad que coincide con el alarmante recrudecimiento de la violencia que se ha venido observando desde principios de año. Por eso, para comprender las raíces del debate en torno a la pena máxima, primero hay que mirar hacia atrás. Al pasado. A los antecedentes.

Un vacío legal que dura 10 años

Eran las 7:20 hora local. A unos 25 kilómetros de la capital guatemalteca, en el “módulo de la muerte” del Centro de Detención Pavón. Unos dedos, los de Tomás Cerrate, se movieron durante 8 minutos de agonía hasta que se quedaron finalmente quietos, sin signos vitales. La dosis letal de dormicum, cloruro de potasio y penthotal administrada por vía intravenosa, había surtido efecto. Lo mismo había sucedido, momentos antes, con su compañero, Luís Cetino, también miembro de la banda de secuestradores “Los Pasaco”. Sus madres se desmayaron, mientras que los demás siguieron orando en un espectáculo, cual reality show, que fue retransmitido por los principales canales de radio y televisión guatemaltecos. Niños, ancianos, enfermos, chicleros, empresarios. Aquel tenebroso 29 de junio del 2000, todos vieron u oyeron en vivo la noticia.

“Con estas dos muertes “legales”, diría el reportero, se eleva a 5 el

número de ejecutados desde la firma de los Acuerdos de Paz de 1996. Guatemala es, junto con Cuba y los EE.UU. uno de los pocos países que todavía no han abolido esta medida”. Pero los “ajusticiamientos”, llevados a cabo en medio de una oleada de violencia asesina y rabia social, no hicieron surtir el efecto disuasorio deseado, más bien al contrario. Por eso, poco después, el Presidente Alfonso Portillo, que llevaba en el poder poco más de 6 meses, se arrepintió de su decisión y renunció a su potestad de indultar o no a los penados a muerte. Ante esta situación la Corte de Constitucionalidad (CC) resolvió que la ley que regula el proceso y que data de 1982 no especifica qué autoridad debe encargarse de valorar los recursos de gracia presentados por los condenados, por lo que le correspondía al Congreso legislar para enmendar este vacío legal. Mientras, la pena capital quedó aletargada, en suspenso.


Una década más tarde la situación no ha variado mucho. Cuando hace dos años la aprobación de una nueva ley volvió a facultar al Presidente en curso para decidir sobre la vida y la muerte, Álvaro Colom decidió vetarla, al considerar que esta forma de castigo entra en contradicción con el derecho a la vida del reo, la retroactividad de la ley y los compromisos internacionales firmados por Guatemala como miembro de la Convención Americana de Derechos Humanos, posición que ha mantenido hasta el día de hoy. “En ningún estado, argumenta, la pena de muerte ha sido un mecanismo disuasivo para la violencia ya que la única forma de acabar con ella es fortalecer las instituciones judiciales y de seguridad y que haya paz y tranquilidad social”. Tres años de legislatura sin resultados positivos en esta dirección, sin embargo, han dado alas a las tendencias políticas de oposición más radicales.


Noticias de las última horas dan cuenta que Bancadas opositoras de derecha en el Congreso de Guatemala anunciaron su rechazo a una propuesta del presidente, Alvaro Colom, que busca abolir la pena de muerte en el país, vigente pero que no se aplica desde 1998.


La iniciativa, enviada al Congreso el viernes anterior, pretende sustituir la pena capital por una de "prisión de alto impacto" de 75 años inconmutables.

El proyecto "lo único que demuestra es la debilidad del gobierno, lo tibio en sus decisiones y lo falto de carácter" contra la criminalidad, que deja un promedio de 18 muertos diarios, declaró el diputado del Partido Patriota Gudy Rivera al diario Siglo XXI.

"La pena de muerte es imprescindible para disuadir a los criminales", agregó Rivera.

"Esto (la iniciativa) es una payasada del presidente, lo que nosotros proponemos es una consulta popular para que el pueblo ejerza su derecho de decidir al respecto", estimó el jefe de bancada Libertad Democrática Renovada, Roberto Villate.

La propuesta pretende conmutar la pena de muerte por prisión de 75 años a los condenados por parricidio, asesinato, ejecución extrajudicial, plagio o secuestro, desaparición forzada y crimen contra los presidentes del Ejecutivo, Legislativo y Judicial, así como vicepresidente.

Colom, en su propuesta, invocó el artículo 3 de la Constitución donde el Estado garantiza y protege la vida humana desde su concepción, así como la integridad y la seguridad de la persona.

Diferentes sectores, incluida la Iglesia Católica, han demandado la abolición de la pena capital en Guatemala.


Colom vetó el pasado 4 de noviembre, por segunda vez en dos años, un decreto del Congreso que pretendía reactivar la aplicación.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

27 Dic 2010

Datos curiosos de delitos en Internet

Escrito por: foro-juidico el 27 Dic 2010 - URL Permanente


Todos los días aparecen nuevas amenazas de delitos en Internet. Aquí te mostramos algunos casos interesantes acerca de esta forma de cibercrimen. ¿Sabías que …

Algunos hechos curiosos de delitos en Internet:

> La media de dinero robado por fraude on-line a cada víctima ha aumentado desde 5.249 euros en 2003 hasta 6.383 en 2006.

> España ocupa el tercer puesto mundial en fraude a través de Internet.

> El fraude online en los primeros cuatro meses de 2006 en España creció un 50% más que en el año 2005.

> Durante el pasado mes de mayo de 2006 se registró un máximo histórico en todo el mundo de intentos defraude bancario por Internet.

> El 70% del malware detectado en el prImer trimestre de 2006 estaba relacionado con el ciberdelito (spyware, troyanos, bots y backdoors).

> Un 60% de las redes WiFi carecen de protección.

> En España, el 75% de los casos detectados de Phishing en 2005 fueron a bancos, el 20% a empresas de subastas online y de intercambio de dinero, y el 5 % a paginas web falsas de recargas de móviles.

> Las víctimas del robo de identidad emplean 600 horas recuperándose de este crimen, (papeleos, denuncias, juicios.) después de un período de años. Hace tres años, esta media era de 175 horas, lo que supone un incremento de un 2470%. Estas horas equivalen a unos ingresos de unos 16.000 € de pérdidas potenciales o de ingresos no generados (por pérdidas de tiempo). A este dato, hay que añadir lo que el autor puede llegar a robar.

> Casi 7 millones de personas fueron victimas de robos de identidad en 2003, Esto equivale a 19.178 cada día, o 13.3 por minuto.

> El robo de identidad es el delito de mayor incremento durante los últimos años en Estados Unidos, según la Oficina Federal de Investigaciones (FBI).

> El 70% del malware detectado en el prImer trimestre de 2006 estaba relacionado con el ciberdelito (spyware, troyanos, bots y backdoors). En el primer trimestre de 2006 los troyanos representaban el 47% del total del nuevo malware detectado, mientras que en el segundo ha aumentado hasta el 54% (Fuente PandaLabs). Mientras que en 2004 los troyanos representaban el 24,3% del total de nuevo malware detectado, en 2005 aumentaron hasta el 40,3%. Las detecciones de nuevos gusanos han descendido notablemente desde 2004 -en que representaban el 34,7%- hasta 2006, en el que sólo alcanzan el 17,1%. Esto indica que los ciberdelincuentes están concentrando sus esfuerzos en aquellos tipos de malware que proporcionan beneficios económicos.

> PandaLabs registró en 2005 un significativo aumento del número de especies nuevas de malware recibidas, más de un 240%. En total, más de 46.000 nuevas amenazas, entre virus, gusanos, troyanos, bots y todo tipo de malware, frente a los poco más de 13.000 detectados en todo el año 2004. Dentro de la cifra total, destaca especialmente la incidencia de los bots, que sumaron más de 10.000 nuevas detecciones en 2005. Por el contrario, descendieron espectacularmente las nuevas especies de virus, y se mantuvieron en porcentajes significativos tanto gusanos como troyanos.

> Los bots han aumentado un 175% en 2005 con respecto al año anterior, habiéndose detectado más de 10.000 ejemplares. Los bots suponen más del 20% del total del nuevo malware detectado en 2005.

> Las tecnologías TruPrevent han detectado más de 46.000 ejemplares de malware únicos y desconocidosdesde su lanzamiento en agosto de 2004.

> El coste estimado que supone el Spam para un empleado de una empresa, contabilizando exclusivamente el tiempo que tarda en mirarlo, supone en estos momentos más de 3.500 Euros por trabajador y año. A esto hay que añadir que el 98% de los fraudes y de los problemas de seguridad tiene su origen en un correo no deseado. Según estimaciones de la consultora Ferris Research, el spam supuso un coste global de 50.000 millones de dólares en 2005, de los cuales 17.000 millones eran de empresas sólo de EEUU.

> Durante el mes de mayo de 2006 se registró un máximo histórico en todo el mundo de intentos de fraude bancario por Internet, según datos del Centro de Mando Antifraude de RSA. Un total de 157 marcas sufrieronataques de phising, de las cuales seis eran bancos españoles.

> La entidad financiera más atacada en 2005 ha sido el BBVA con 55 ataques, seguida de Bancaja 51, y Caja Madrid 50, ya a más distancia Banesto 22 ataques y Banco Popular 10 , BSCH 11 y La Caixa con 7 ataques. Ebay con 20 ataques y Pay Pal con 6 encabezan el listado de entidades no financieras atacadas por Phising.

> Se estima que entre mayo del 2004 y mayo del 2005, aproximadamente 1.2 millones de usuarios de computadoras en los Estados Unidos tuvieron pérdidas a causa del phishing, lo que suma aproximadamente 929 millones de dólares estadounidenses.

> En diciembre de 2005 se produjeron 15244 ataques phishing distintos en el mundo.

> Algunos delincuentes pueden hacer cambios en tu ordenador de manera que cuando accedas a tiendas online, o a servicios bancarios no veas la página original, sino otra que la imita a la perfección. Si introduces tus datos en esas páginas irán a parar directamente a manos de criminales que podrán usarlos de forma fraudulenta. Normalmente, los cambios necesarios para este ataque se hacen utilizando troyanos, por lo que la mejor defensa es tener siempre un antivirus actualizado.

> En ocasiones, los ladrones consiguen los datos necesarios para cometer suplantaciones de identidad en Internet mediante el robo de correspondencia, con falsas llamadas telefónicas aparentando ser empleados de la compañía de eléctrica, por ejemplo, e incluso buscando papeles en la basura de las posibles víctimas.

> Según el Grupo de Investigaciones de Interés Público de California, además de las perdidas directas por una estafa online o un robo de identidad, las víctimas de estos ataques gastan en promedio 175 horas investigando y dando seguimiento al delito y 23 meses corrigiendo y controlando sus informes de crédito.

> En caso de ser víctima de un fraude online se debe contactar inmediatamente con las compañías emisoras de las cuentas o tarjetas de crédito implicadas para que sean canceladas e informar sobre el incidente a la policía.

> Antes de efectuar compras online es muy conveniente revisar el acuerdo con el usuario y la política de privacidad del sitio Web, para averiguar cómo la compañía utiliza la información de su tarjeta de crédito y el resto de sus datos personales.

> La mayor parte de las estafas se realizan en foros y blogs de Internet, y pueden tener graves consecuencias, incluyendo rupturas sentimentales o problemas laborales.

>
En 2004, la Comisión Federal del Comercio de USA recibió más de 650.000 denuncias por robo de identidad,si bien estimó que hubo casi 10 millones de usuarios afectados por ese tipo de delitos.

> En 2005 las vulnerabilidades en programas han aumentado un 15%. Las más importantes a nivel de usuario están relacionadas con Windows (Internet Explorer, Microsoft Office y Outlook Express), reproductores multimedia y mensajería instantánea. A nivel de servicios de red, fallos en Windows y equipos Cisco.

> El impacto emocional al descubrir un delito debido a un robo de identidad es similar al que ocurre cuando se produce un crimen con violencia.

Si tienes algún caso de fraude on-line, envía tu denuncia pulsando aquí.

Fuentes de información: Panda Software - PandaLabs, Asociación de Internautas, Gartner, CERT, Antiphishing Working Group, CSO, FBI, Ferris Research, Asociación de Usuarios de Internet, RSA.



Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Sobre este blog

Avatar de Ivette Durán Calderón

Foro Jurídico

Este es un espacio abierto a la opinión, análisis, críticas y sugerencias. Permite la libre circulación de ideas de juristas a nivel internacional. Ivette Durán les da bienvenida.

ver perfil

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

Tags