16 Jun 2011

Apple y Microsoft, dos gigantes atrapados en la trampa de las patentes

Escrito por: Gaizka Manero López el 16 Jun 2011 - URL Permanente

No es la primera vez que hablamos en el blog de cifras astronómicas en el mundo de la tecnología. Beneficios récord de Apple, acuerdos multimillonarios entre Nokia y Microsoft, o crecimientos de ventas y cuotas de mercado desmesurados... incluso el valor de las marcas tecnológicas parece pletórico.

Lo que no es tan habitual es ver a estas poderosas empresas caer de su torre de cristal y tener que pagar multas e indemnizaciones a otras mucho más pequeñas o en horas más bajas. Este es, precisamente, el caso de Microsoft y Apple, que han perdido sus juicios contra i4i y Nokia.

Apple pagará por las patentes de Nokia


Así de conciso era el titular del pasado martes del Ciberp@ís. Después de muchos meses de litigio con el gigante finlandés, Apple pactó hace unos días cerrar todos sus frentes sobre patentes. La cuantía del acuerdo aún no se ha hecho público, pero los expertos lo suponen lo suficientemente alto como para que ambas compañías retiren todas las demandas que tienen interpuestas contra su rival ante las autoridades comerciales estadounidenses.

De hecho, Nokia ha anunciado que revisará sus previsiones de ingresos ya que el acuerdo tendrá "un impacto financiero positivo", así como la entrada de Apple en el conjunto de compañías que emplea licencias finesas bajo pago.

La batalla legal, que empieza en 2009, comenzó cuando Nokia acusó a los de Cupertino de haber violado diez patentes laponas en el iPhone. Todo se agravó aún más con la aparición del iPad -de facto un súper iPhone que no llama- y que se saldó con una contraofensiva de los californianos. Sin embargo, desde el principio parecía que Apple perdería pues Nokia le acusaba de emplear 46 patentes en "prácticamente todos sus productos"... y la guerra saltó a Alemania y los Países Bajos.

El momento decisivo se dio en abril de este mismo año cuando un tribunal norteamericano concluyó que no había pruebas suficientes como para dictaminar que Nokia había infringido patentes de la empresa de Steve Jobs.

Ahora que Apple ha cerrado uno de sus frentes tendrá que centrarse en su batalla contra Motorola que ha pedido que bloquee la importación de productos con el logo de la manzana puesto que infringen patentes registradas por los de Illinois. Éstos llegaron a un acuerdo similar a los de Jobs y Elop con BlackBerry para el intercambio pagado de patentes.

La otra batalla de los californianos es contra el fabricante taiwanés HTC al que acusan de haber infringido, al menos, 20 patentes del iPhone. Estas licencias están relacionadas con el hardware, la arquitectura del dispositivo, el interfaz del software y otros puntos centrales en su fabricación. Jobs fue claro: "podemos seguir sentados y contemplar a nuestros competidores robando o patentando nuestras innovaciones, o podríamos hacer algo. Hemos decidido hacer algo". Esperemos que tengan más suerte que con Nokia.

Microsoft, condenada a pagar 200 millones de dólares


Cuando comenzó en 2007 la batalla entre i4i -una pequeña entidad canadiense de software que ostenta la patente de edición XML- contra Microsoft, muchos en Wall Street y Silicon Valley dijeron que era una batalla desigual. David contra Goliat. Cuatro años más tarde la resolución del Tribunal Supremo de EEUU nos ha demostrado, una vez más, que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra... y David le va a cobrar por ello 200 millones de dólares a Goliat.

El voto para la resolución fue unánime e impone a la compañía creada por Bill Gates la mayor multa económica establecida jamás en un caso de violación de patentes. Lo más curioso es que la estrategia de Microsoft -apoyada por Apple y por el defensor de los pequeños, Google, (quién la ha visto y quién la ve)- ha cambiado pasando de alegar que la patente era suya, a argumentar que ya había retirado esta herramienta de sus últimas versiones de Word.

La apuesta de Microsoft, sin embargo, iba mucho más allá de esta patente. Pretendía cambiar la regulación sobre patentes al demostrar que el actual sistema legal beneficia al demandante, pues es demasiado exigente con las pruebas necesarias para invalidar una patente. A este respecto, la juez Sonia Sotomayor del Tribunal Supremo espetó que el estándar actual es "claro y convincente" y que este ha de ser empleado para los veredictos en lugar de la "preponderancia de las pruebas".

La batalla fue tan importante que, mientras que por parte de Microsoft se alinearon los ya nombrados Apple y Google además de Verizon e Intel, por parte de los canadienses lo hicieron las empresas farmacéuticas.

Una batalla perdida, un precedente sentado y, sobre todo, una gran multa que no le vendrá nada bien a una empresa que pierde cuota de mercado.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Escribe tu comentario


Si prefieres firmar con tu avatar, haz login
Inserta un emoticono

Sobre este blog

Avatar de Gaizka Manero López

La Caverna Cibernética

Esta bitácora digital nace tras un viaje a Nueva York con mi esposa Arantxa en el verano de 2010. Tras visitar la capital del mundo vimos que, en muchos otros lugares, la tecnología es una parte absolutamente indispensable de la vida cotidiana.

Es por ello que, a partir de ahora, intentaremos descubrir juntos como la ciencia y sus avances nos hacen la vida más fácil.

ver perfil »

Tags

Amigos

  • Jordi Torre

Fans

  • Tucho Novoa
  • JRC.
  • Emilio Fuentes Romero
  • evelio47
  • ivette-duran
  • presunta
  • teo-tango
  • Loli
  • Carlos M
  • aphelp
  • techconsumer
  • Germán
  • patricio simó gisbert
  • Jose Antonio Suarez Lopez

Ídolos

  • wlafactoria

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):