10 Sep 2012

La anécdota literaria como un género en sí mismo

Escrito por: lambgar el 10 Sep 2012 - URL Permanente

♣ Wordsworth empujando una carretilla con Coleridge, en ella, con ampollas en los talones; el serio niño Milton viendo al delgado Shakespeare y al gordo Ben Jonson tambaleándose hacia casa desde el pub La sirena; Rousseau encerrado todo el día en su ático porque había mandado a su criado decirle al escritor escocés Boswell que no estaba en casa y el intrépido escocés no cejando y buscando la manera de verlo y consiguiéndolo al final; Joyce y Proust en un taxi, el uno bajando las ventanillas debido a la claustrofobia y el otro subiéndolas por culpa de su asma, arriba y abajo, abajo y arriba, hasta el Maxim’s; Eliot y Pound levantando los pies para que pasase la aspiradora imaginaria de un interno mientras conversaban en el Hospital de lunáticos de St Elizabethsl... La anécdota literaria, como observa Donald Hall en la introducción de Recordando a poetas, y luego recogido por Guy Davenport, de quien tomo la noticia, es todo un género en sí mismo “en la periferia de la literatura”. ¿Periferia? A veces lo más profundo está en la superficie.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

1 comentario Escribe tu comentario

Rosita

Rosita dijo

Agradable post, si fuera más extenso hubiera podido incorporar a otros escritores. Un saludo de Rosita.-

Escribe tu comentario

Mi nombre: Lamberto.
Procedencia: Portugalete
Mantengo un blog algo irreverente: La oveja feroz (http://laovejaferoz.blogspot.com/)

Amigos

  • raravis
  • juanmanuelabal
  • antxon-urrutia
  • Manuel Mora Morales
  • Antonio J. Olivera
  • Pablo Alcázar

ídolos

  • Consuelo García del Cid Guerra
  • envoltura

Texto

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

ElPais.com Lo más visto

Esperando Contenido Widget ...