31 Dic 2007

Las cosas por su nombre

Escrito por: Félix Calderón Saucedo el 31 Dic 2007 - URL Permanente

Que sorpresa¡¡¡

Grata sorpresa, por la grata satisfacción que me produjo ver a esos cardenales quitarse el antifaz y dejar de hacerse los santos inocentes para simular un atraco a la sinceridad. No es...sino una falta de respeto, la relación que intentaron establecer estas personas entre la religión que proclaman y los derechos humanos que consideran "correctos". No es compatible, señores, la religión con la ética. Son dos líneas paralelas que a veces se tornan del mismo color, más no son iguales, ni tienen el mismo punto de origen. Frases que dañan la razón, como la introducción de un hombre en una de las imágenes señalando a una familia y diciendo "esto es una familia de verdad, con sus hijos y sus...". ¿A qué coño juegan? Si lo que quieren es degradar la concepción de matrimonios homosexuales saquen un diccionario de la real iglesia católica, pero no mientan ni impriman tales falacias, que en el espacio no sé si habrá, pero aquí, señores cardenales, hay vida inteligente.

Que gran credibilidad pueden tener estos señores, cuando sale uno del mismo "partido" que ellos, comparando la pederastia con la homosexualidad. Quizás con tanta biblia, y tantas bendiciones, se han olvidado el diccionario en casa. Y estos señores, que se elevan en nombre de Dios, se atreven a criticar las acciones de un gobierno, como si de un partido opositor se tratara. Es un problema de atemporalidad, mientras los tiempos avanzan, la tecnología se desarrolla, la ciencia engendra descubrimientos cada vez más profundos, la religión se mantiene intacta y paralizada. Como una mole de hormigón, como una piedra dura y burda, como un telón de acero.

Sólo puede ser concebida la religión en el tono de creencia, de fé, dentro de un contexto social, ética-políticamente dirigido por personas competentes, y con un claro concepto de las cosas. Nunca, representantes de estas creencias, deberían dar unas lecciones tan demacradas y famélicas de una ética que ni entienden ni comparten. La hipocresía elevada a la máxima potencia. Que la ley de aprobación del matrimonio homosexual, ha sido como un jarro de agua fría para la iglesia, se sobreentiende, pero que salgan estos señores que son predicadores de una moral tan supuestamente inocente, defendiendo unos ideales políticos, y lo más destacable, criticando otros, es más que insultante, deplorable. Increíblemente sorprendente...

Ultimamente los representantes de la iglesia están dando notablemente la nota, "insuficiente", temiendo el hecho de quedar aislados, u obsoletos, se cambian el disfraz mostrando unas declaraciones con inducciones cada vez más políticas y cada vez más insultantemente incorrectas. Se atreven ustedes a hablar de familia, cuando Dios es su padre, su madre es una servidora, y usted está crucificado. Abandonen las primitivas creencias que en esta sociedad quedan ínfimamente pérfidas, y sean un poco racionales. Al Dios que ustedes rezan, no le gustaría las mentiras con las que supuestamente le defienden. En la biblia no hablaban de los homosexuales...pero claro, tampoco hablaban de la pederastia que ustedes a menudo, han practicado, y que en la actualidad, excusan con falacias y mezquinas declaraciones que son insultos a la inteligencia y a la ética.

Cuando decidan su papel en la sociedad, su función, y admitan la representación de sus creencias; cuando dejen de servir como mercenarios a la política, recuerden los mandamientos que representan y dejen de jugar a los disfraces, cuando sean más, lo que supuestamente son, entonces, avisen a los verdaderos cristianos que se asombran al oír tantas barbaridades. Dejense de calumniosas divagaciones desastrosamente irracionales, y flemáticamente fuera de lugar, y aclaren su rol...pero mientras tanto, por favor, para evitar confusiones y malentendidos, las cosas, por su nombre.

Agente Gaba

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

2 comentarios Escribe tu comentario

anonimo

anonimo dijo

Cuando los hombres se meten sexualmente en el ceno de la madre, ellos piensan que se metieron en el cielo, cuando por primera vez ellos piensan que esto va a ser solamente bien, al pasar el tiempo, se dan cuenta que ese cielo esta muy pequeño, casi físicamente hablando, pero ya no hay otro cielo para ellos se empiezan a sentir desesperados, y muy atrapados, pero ya no hay salvación, una vez procreado el otro nuevo ser que viene a ser el hijo de esos dos seres, los hombres se sienten perdidos, porque dejaron de ser quienes eran ya no son alguien en esta vida, se siente inferiores, inválidos asustados, se sienten que cualquiera los pueden destruir, fue una mutación genética, casi completamente, para dar vida a otro nuevo ser, los hombres casi no quieren a sus nuevos hijos, los necesitan tenerlos cerca para sentir que son alguien, pero cuando los hijos se alejan los hombres se ponen tristes, porque no sienten nada, y dejan de querer a los hijos mucho mas, cuando esos hijos, procrean nuevos hijos, los padres de esos hombres, que vidrian sondeo los abuelos, les piden a sus hijos con nietos que no vengan cerca, porque se sienten casi como nadie con tantas mutaciones genéticas, cuando estos hombres se siente que su cielo no es mas grande que el de el seno materno en donde hacen sus relaciones sexuales, y ven que no es mas grande, se empiezan a enojar, y empiezan a pelear con los hombres vírgenes, porque se dan cuneta que los hombres vírgenes, tienen todavía el cielo muy grande, y empiezan a querer meterse en el cielo de los hombres vírgenes, los hombres sexualmente maduros, empiezan a creer que el cielo grande debe de estar adentro de los hombres vírgenes, y empiezan a querer hoyar dentro de los hombres vírgenes, no les gusta ver a los hombres vírgenes, les quieren sacar las entrañas, debería de ser al contrario que los hombres vírgenes deberían de aborrecer a los hombres maduramente sexuales, pero si es muy seguro que las parejas de heterosexuales, se enojan con su destino que les dio la vida, tardamente, y empiezan a violentar y a crimar en contra de la gente virgen. Muchos verdaderamente creen que los sacerdotes no tienen ninguna necesidad de andar profanado, niños, lo que si es casi seguro es que muchos hombres, casi quieren y necesitan hoyar, en los niños, para curar su pecado, y quieren que la iglesia desaparezca para poder profanar y violentar a los niños, que la iglesia vigilan y cuidan.

Félix Calderón Saucedo dijo

Su léxico metafórico parece un rompecabezas. Entiendo que sea dificil hacer filosofía en un comentario a un texto, lo que no entiendo es porque no intenta ser más claro, suponiendo que lo que desea es que se le entienda. ¿Hombres vírgenes y hombres maduros? "muchos hombres, casi quieren y necesitan hoyar, en los niños, para curar su pecado y quieren que la iglesia desaparezca para poder profanar y violentar a los niños, que la iglesia vigilan y cuidan. " los niños no son un medio, ni para curar pecados ni para nada. Los pecados los ha inventado la iglesia, y los que usan a los niños para eso, no son pecadores, son enfermos y necesitan ayuda sanitaria, no ayuda divina. Los niños no son sagrados, no se profanan, los niños son humanos, son inocentes y no necesitan iglesias que los cuiden, tienen familias, y familias terrestres que, independientemente de la condición sexual que profesen,se preocupan de ellos. No es necesario darles un padre en el cielo, y una casa en la iglesia.

Podemos ver en su comentario, parte del problema que existe hoy en día con la religión, tienen un lenguaje propio, un léxico cuasi-sectario, y en ese léxico, en ese lenguaje, cualquier cosa, como "profanar y violentar niños" puede ser cualquier otra cosa amparada dentro del seno de la iglesia. Creo que usted intenta opinar de algo, que no ha entendido, por si acaso, se lo repito, "A las cosas, por su nombre". Cuando digo nombre, digo léxico social, de la sociedad, no religioso; y cuando digo cosas, digo comportamientos de las personas que, de forma más extremista, ejercen sus creencias hasta el punto de criticar otras. De todas formas, le digo que este texto se escribió hace tiempo, cuando pasó aquello que en el texto se menciona, y una serie de representantes de la iglesia salieron a la palestra a hacer cosas, que no saben, "A las cosas por su nombre" ¿Qué cosas? Tomar posición por un partido político, el partido popular; ¿Qué nombre? Política.

Escribe tu comentario

Si prefieres firmar con tu avatar, haz login

Sobre este blog

Avatar de Félix Calderón Saucedo

No somos nadie...

Soy un estudiante de psicología que pretende analizar en profundidad a fondo la actualidad que nos rodea. Lejos de partidismos o ideales personales, busco el sincero análisis crítico y escéptico de las situaciones que conforman el entorno que se nos presenta. Tampoco encontrarán en mis textos toques moralistas, teológicos, o subrayados de opiniones subjetivas, la intención es solo ser crítico, la intención es solo accionar los potenciales que juegan un partido vital dentro de sus cabezas.

ver perfil

Amigos

  • Roberto Vals
  • miranda
  • jonas
  • Jesús Miguel Sáez González
  • Cristina LuzdeLuna

Fans

  • finitaf37

Ídolos

  • Juan Carlos Garrido Curbeira
  • sexybomb

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):