20 Sep 2007

ME PREGUNTO SI ALGUIEN LA AYUDÓ A BIEN MORIR

Escrito por: Ione M. Christensen el 20 Sep 2007 - URL Permanente

“Soy como un avión que ha salido a la pista y no ha despegado, prefiero volver a la terminal o volar de una vez”.
Son palabras de Elisabeth Kubler-Ross, poco antes de morir. Era médico psiquiatra y autora del reconocido libro “Sobre la muerte y los moribundos”, con el que comenzó a ganar un reconocido prestigio en este tema. Dedicó la mayor parte de su vida trabajando con los enfermos terminales y sus familias, especialmente niños.
Mi meta era romper con la barrera de negación profesional que prohibía a los pacientes expresar sus más íntimas preocupaciones”, decía.
En 1995, una serie de apoplejías la dejó paralizada de su lado izquierdo y enfrentando la muerte de cerca. A pesar de que su salud se estabilizó, no llegó a recuperarse completamente y en 2004 murió.
Su último libro, “Life Lessons” (Lecciones de vida) habla de los misterios de la vida y los vivos. Ella dijo “Quise, finalmente, escribir acerca de la vida y el vivir.”
¿Y cómo murió quien, a lo largo de su vida, acompañó a tantos moribundos en el último trance?
Ella se fue alejando progresivamente de los caminos académicos y científicos para adentrarse en las propias teorías y suposiciones acerca de lo que hay “más allá de la muerte”, propugnando que la conciencia y el “alma” sobreviven, y que están conectadas al cuerpo con un “cordón” que al morir se rompe (como cuentan las leyendas de los viajes astrales). Es más, llegó a vaticinar que dicho cordón sería fotografiado en años venideros gracias a la “cámara Kirlian” (una cámara de la que se dice que fotografía el aura de las personas, lo cual ha resultado un fraude de tantos).
Sus ideas eran anhelos personales y nacían del deseo de trascendencia del ser humano, y también por la piedad y empatía que sentía hacia “sus enfermos”.
Su imaginación y humanidad son loables, y tal vez fueran también la causa de su caída junto a charlatanes y timadores que la arrastraron al descrédito en sus últimos años. Unos cuantos médiums que la rodearon y acapararon, aprovechándose de ella. Estuvo implicada en un sonado escándalo con un médium que, con la excusa de “conectar” a viudas con sus maridos, era el “medio” para que ellas tuvieran relaciones sexuales con los difuntos (a través de él, claro). Previo pago, claro.
Elisabeth reunió dos cualidades - sensibilidad e inteligencia - que abren la puerta de la genialidad o de la irracionalidad. Ella eligió lo segundo.
Quizás de esta manera esperó la muerte con la serenidad que merecía… aunque nadie más que ella recogió el testimonio de lo que vio después (si es que vio algo…)


Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

14 Sep 2007

Envenenados por la Homeopatía

Escrito por: Ione M. Christensen el 14 Sep 2007 - URL Permanente

James Randi se dispuso a dar su conferencia, que versaba sobre la efectividad (o no) de la homeopatía. Pero antes de comenzar, mostró a la concurrencia un frasco de somníferos homeopáticos “Calms Forte”, leyó en alta voz (y mostró) el prospecto, que indicaba el número de pastillas para una dosis efectiva (caer dormido como un tronco): 3 tabletas.

James Randi ingirió el frasco entero (32 pastillas) y dio su conferencia como si nada. Doce horas después, aún seguía su ciclo de conferencias, tan fresco.

Esta demostración la ha efectuado en sus apariciones públicas en Florida, Canadá, Finlandia, Noruega, Inglaterra y otros lugares.
En Bélgica, 23 voluntarios (médicos, periodistas, asrtistas y otros ciudadanos) ingirieron ante las cámaras de televisión una combinación de venenos mortales, preparada según las directrices homeopáticas. La atractiva dosis contenía veneno de serpiente, arsénico, belladona y un toque de leche de perro (porque la Homeopatía dice que esta leche, no diluída según sus prescripciones, causa mareos y vómitos, secreciones de sangre y pus, ciática y “sueños de serpientes”.
Pues bien, estos temerarios mezclaron los ingredientes según el nivel homeopático “30C”, que supone una parte de la sustancia original diluída en 100 partes de agua o alcohol, agitarlo y diluírlo en una nueva proporción de100 a 1, proceso que se repite 30 veces. Según la Homeopatía, cada vez que una dilución se agita, las propiedades de la sustancia original se transfieren milagrosamente al resto (al agua o alcohol), aumentándose cada vez más: cuanta menos sustancia original – al estar más diluída – más efectividad tiene.

¡Los voluntarios sobrevivieron! (http://www.homeowatch.org/)

James Randi (www.randi.org) ha lanzado desde hace años un desafío mundialmente conocido: ofrece un millón de dólares a quien le demuestre un hecho, fenómeno o capacidad paranormal (de forma controlada científicamente).

Dice que es el dinero mejor guardado que he tenido jamás… no hay quien lo gane.

Para terminar, un ejemplo práctico de “medicamento” homeopático: la fórmula de las tabletas de dentición homeopáticas de la firma Hyland (http://www.hylands.com/products/teething.php)

  • Calcarea Phosphorica 3X HPUS – apoya la dentición (fosfato de calcio – 1 parte 1 en 1000)
  • Chamomilla 3X HPUS – para la irritación (1 parte en 1000)
  • Coffea Cruda 3X HPUS – para vigilia y diuresis (1 parte en 1000)
  • Belladona 3X HPUS (Alcaloide 0.0000003%) – para rojez e inflamación
  • En una base de lactosa (azúcar de leche) NF
  • Disponible en botellas de 125 pastillas de rápida dilución

Es una suerte que sean un grupo de tonterías homeopáticas… ¿quién le querría dar una verdadera y real dosis de belladona a un bebé?
"Coffea Cruda" es la jerga farmacéutica –y homeopática- para "grano de café." Ahora, ya que entre el 8 y el 2,5% de un grano es verdadera cafeína, ¡quiere decir que entre 8 y 25 millonésimos de cada tableta es cafeína! ¡Eso es una dosis de 0.0000005 a 0.000002 gramos de cafeína en cada dosis! Es una cantidad diminuta, ¡sólo podría tener cero efecto sobre un paciente! Esas dosis ascienden de 1 / 4.540.000 a 1 / 1.135.000 del peso de una moneda de diez céntimos…
Pero ¿cuáles son los dos resultados más importantes de la ingestión de cafeína? Estimular al estado de vigilia, y un efecto diurético. Es decir, que para sedar al bebé y que sienta menos el dolor de la dentición, le administran cafeína. Menos mal que en dosis tan ridículas que no hacen nada.
Por supuesto, una de las reglas de la homeopatía es que se debe administrar cero dosis del ingrediente opuesto exactamente al que un verdadero doctor usaría…de modo que los somníferos homeopáticos generalmente tienen cafeína como el ingrediente más importante...
Así, tomar cualquier preparado homeopático es como tomar agua. Sin más. Pero soltando el dinerito para el estafador de turno.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Sobre este blog

Avatar de Ione M. Christensen

CUARTO MILENIO Y MÁS



Contra la "iluminación" de religiones, supersticiones y supercherías, utilicemos el pensamiento crítico y el escepticismo.

Soy amante de las ciencias y las artes y defensora de la capacidad constructiva del pensamiento humano, a pesar de la destrucción que en el raciocinio están causando la desinformación, la incultura, las creencias mágicas y la religión.

ver perfil »

Amigos

  • johnny-salomon
  • narcisodelrio
  • amintas
  • rusbel
  • Dolors de Gual
  • LUIS MANUEL TOLMOS
  • madrid-idiomas

Fans

  • johnny
  • Jonathan Juan Ian
  • rusbe22222
  • apolvorinos
  • juan-calleja
  • Francisco Peiró Gimenez
  • Carlos M. Corchado
  • corchadocarlos

Ídolos

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):