29 Jun 2012

Rubén Darío, Margarita y María Galiana

Escrito por: merhum el 29 Jun 2012 - URL Permanente

No voy a tratar sobre esta poesía o cuento en verso y para un público infantil, ni voy a hablar sobre el poeta. Y uds. dirán ¿y qué pinta aquí María Galiana? Para mí, pinta, y mucho. Hace mucho, mucho tiempo, María Galiana, actriz por todos conocida (sobre todo por una serie, que yo no veo porque no me gusta la pareja protagonista, y por "Solas") era mi profesora de Lengua y Literatura Castellana en 1º de Bachiller, en un instituto de Sevilla. Ella nos enseñó "Margarita..." Nunca olvidé esta poesía, larga, y que nos aprendimos en clase. Yo no sabía quién era su autor aunque si conocía a Rubén Darío (precisamente, en aquellos tiempos, los profes explicaban hasta el romanticismo porque lo demás era muy comprometido)´.

A María Galiana no la olvidé: estupenda profesora, de una calidad humana y una dulzura impresionante. Con ella fuimos de excursión a la playa de Matalascañas -todavía salvaje- y fue la primera vez que ví el mar, el océano Atlántico y la única vez que he visto la ermita del Rocío... Por cierto, ¡me puso matrícula de honor!

Cuando ella empezó a trabajar como actriz -es catedrática de Historia, ya jubilada- me sonaba su cara, su voz, sus labios pintados de rojo, su coquetería, su sencillez, pero no la relacionaba con mi profesora, hasta que un día leyendo los créditos de una de sus películas leí su nombre y entonces fué cuando me acordé. ¿Cómo no me había dado cuenta si a pesar de los años conservaba toda su vitalidad? Cuando la veo la recuerdo en la clase...

Y nos enseñó este poema, infantil dedicado a una niña -como nosotras, el insti era de niñas-, que hoy me parece algo cursi, pero que entonces me gustó mucho.

¡Gracias profe!

Margarita (del griego μαργαρίτα, "perla") es un poema que en 1908 Rubén Darío dedicó a una niña de cinco años: Margarita Debayle, hija del médico Luis H. Debayle.

Margarita
Margarita, está linda la mar,
y el viento
Ileva esencia sutil de azahar;

yo siento
en el alma una alondra cantar
tu acento.
Margarita, te voy a contar
un cuento.

Éste era un rey que tenía
un palacio de diamantes,
una tienda hecha del día
y un rebaño de elefantes,
un kiosco de malaquita,
un gran manto de tisú
y una gentil princesita,
tan bonita,
Margarita,
tan bonita como tú.

Una tarde la princesa
vio una estrella aparecer;
la princesa era traviesa
y la quiso ir a coger.

La quería para hacerla
decorar un prendedor,
con un verso y una perla,
una pluma y una flor.

Las princesas primorosas
se parecen mucho a ti:
cortan lirios, cortan rosas,
cortan astros. Son así.

Pues se fue la niña bella,
bajo el cielo y sobre el mar,
a cortar la blanca estrella
que la hacía suspirar.

Y siguió camino arriba,
por la luna y más allá;
mas lo malo es que ella iba
sin permiso del papá.

Cuando estuvo ya de vuelta
de los parques del Señor,
se miraba toda envuelta
en un dulce resplandor.

Y el rey dijo: "¿Qué te has hecho?
Te he buscado y no te hallé;
y ¿qué tienes en el pecho,
que encendido se te ve?"

La princesa no mentía.
Y así, dijo la verdad:
"Fui a cortar la estrella mía
a la azul inmensidad".

Y el rey clama: "¿No te he dicho
que el azul no hay que tocar?
iQué locura! iQué capricho!
El Señor se va a enojar".

Y dice ella: "No hubo intento;
yo me fui no sé por qué;
por las olas y en el viento
fui a la estrella y la corté".

Y el papá dice enojado:
"Un castigo has de tener:
vuelve al cielo y lo robado
vas ahora a devolver".

La princesa se entristece
por su dulce flor de luz,
cuando entonces aparece
sonriendo el Buen Jesús.

Y así dice: "En mis campiñas
esa rosa le ofrecí:
son mis flores de las niñas
que al soñar piensan en mí".

Viste el rey ropas brillantes
y luego hace desfilar
cuatrocientos elefantes
a la orilla de la mar.

La princesita está bella,
pues ya tiene el prendedor
en que lucen, con la estrella,
verso, perla, pluma y flor.

Margarita, está linda la mar
y el viento
Ileva esencia sutil de azahar:
tu aliento.

Ya que lejos de mí vas a estar,
guarda, niña, un gentil pensamiento
al que un día te quiso contar
un cuento.

Rubén Darío.



Rubén Darío.
(1867 -1916)

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

10 comentarios · Escribe aquí tu comentario

merhum dijo

Sí que tuve mucha suerte y me dió pena no tenerla al año siguiente, pero hay personas que aunque estén poco tiempo contigo dejan una huella imborrable. Hace un par de años fuí a ver una obra de teatro en Sevilla y allí estaba ella también como una espectadora más. Saludos y gracias por la visita.

fernandomaria dijo

Bueno, pues mira si es casualidad que acabo, ahora mismo, de ver en la televisión una entrevista a María Galiana. Me encanta como mujer y como actriz.Mira por donde tú eres una exalumna de ella, estupendo..y si tepuso matrícula de honor es mejor que mejor. Por la forma de ser me imagino a una profesora paciente y de buena explicación. ¡¡Enhorabuena!!!!
Un beso.

merhum dijo

Y además es muy cariñosa. Una amiga mía la tuvo de colega en el insti y como compañera sólo tiene elogios para ella. Un abrazo

rafa

rafa dijo

Precioso poema.
Tengo una duda: en algunas versiones leo "una tienda hecha de día"; en otras, "una tienda hecha del día".Creo que la correcta es la segunda. En cualquier caso ¿qué significado se le ha de dar?
Muchas gracias.

merhum dijo

Bueno, creo que quiere decir que está hecha de luz, que es luminosa. Utiliza el dia como símbolo de la luz. Y gracias a tí por visitarme.

framulaverde dijo

Mercedes, María Galiana es una grandísima actriz muy realista en todos sus papeles y actuaciones, y además es de nuestra tierra, para que vean "algun@s" de los que critican a los andaluces, que aquí hay gente muy culta y con mucha educación. Un abrazo.

merhum dijo

Framula, la sra. Galiana es una persona de una calidad humana admirable. El año pasado la ví en una obra de teatro en Madrid y es muy buena. Un abrazo.

merhum dijo

Buenas noches, alf. En ambas películas está genial, y es que además lo hace tan natural que le da autenticidad al personaje, ahí es donde radica su maestría. Saludos.

Escribe tu comentario


Si prefieres firmar con tu avatar, haz login
Inserta un emoticono

Sobre este blog

Avatar de merhum

Free Like The Wind

Me siento libre y soy rebelde, con causa. Escribiré sobre diversos temas, según me inspiren las musas e incluiré fotos, de paisajes en general. Sed pacientes conmigo y espero ir aprendiendo de blogueros más experimentados.

ver perfil »

Nota

La sección contacto de este blog no funciona desde 2009, por lo que no recibo correos y por tanto ignoro si me los mandáis. Afortunadamente lo demás funciona con normalidad. No sé cuál es el problema ni por qué no me lo han solucionado, lo que sí sé es que la dirección de correos está operativa para todo, excepto para este blog. Gracias. Mercedes.

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):