04 Jun 2012

Todo lo que pinto lo hago de memoria. Entrevista a Agustín Bejarano

Escrito por: Orisel Gaspar Rojas el 04 Jun 2012 - URL Permanente

Entrevista realizada a Agustín Bejarano por Aniuska Alemañy periodista y profesora de Medios Audiovisuales del Instituto Superior de Artes (Universidad de las Artes), Cuba.

Pintar de memoria

Aniuska Alemañy

Desde pequeño le encantaba pintar, “tenía 4 ó 5 años”, “me gustaba mucho jugar a las bolas, al trompo… pero al rato me aburría y me sentaba de nuevo con una hoja y un lápiz y me ponía a dibujar, a veces mis amiguitos se burlaban, pero no les hacía caso”.

Agustín Bejarano es hoy uno de los más reconocidos pintores no sólo de nuestro país, sino del mundo, sus obras han sido admiradas en Suiza, Japón, Estados Unidos, México, España, pero sigue siendo un hombre afable, es buen conversador, sonríe mucho y sigue trabajando con una energía casi inagotable.

¿Cómo fueron tus años de estudiante?

Imagínate, yo era un guajiro que llegó a La Habana con muchas ganas de estudiar. No era indisciplinado, pero estaba obsesionado con pintar, lo demás era secundario. Trataba de aprovechar mi tiempo al máximo, casi ni podía leer y eso que me encanta, fíjate que hice algún que otro poema. Entré a la ENA (Escuela Nacional de Arte) en 1980 y ahí empecé a trabajar luego del horario de clases, me regañaban, pero yo seguía, luego en el ISA (Instituto Superior de Arte) constantemente trabajaba horas extras y eso estaba prohibido. Me castigaron por entrar de noche a las aulas, me colaba por las ventanas. Fue una época maravillosa, tenía todo el tiempo del mundo y trabajaba sin cesar.

¿Influencias?

Yo no le diría así, más bien cuándo comencé a estudiar tenía mis propios modelos estéticos y técnicos, por ejemplo, Murillo, Durero, Da Vinci y Miguel Angel, siempre me encantó la escuela clásica occidental. De hecho en mi discurso artístico la estructura es clásica, la ruptura viene en el uso de los colores, en la perspectiva gráfica que empleo. De los cubanos, Carmelo González, sobre todo su etapa surrealista.”

Mientras conversamos, paseamos por su taller, me muestra alguno de las obras en las que está trabajando, son lienzos de grandes dimensiones, le pregunto sobre el proceso de creación.

“Te confieso que todo lo que pinto lo hago de memoria”, lo miro asombrada y vuelve a la carga “de verdad, no uso modelos, a veces hago un bosquejo de la idea que tengo, pero a veces voy directo al lienzo”

Nos tomamos un café que nos brinda su esposa, la también artista de la plástica Aziyadé Ruiz. “Nos casamos en 1992”. Aprovecho y le pregunto cómo transcurre su vida familiar y vuelve a sonreír: “Mi relación con mi esposa es de mucho diálogo. Es también mi musa, muchas de mis obras están inspiradas en ella, que es pintora y camagüeyana, igual que yo y entre los dos existe una buena comunicación, educamos a nuestros hijos José Pablo, que ya tiene 13 años y Ernesto de 8, cuando el trabajo lo permite, vamos de vacaciones a nuestro terruño o invitamos a la familia a que venga, para mi es eso es importante”.

Le digo que Martí es una constante en su obra, su acercamiento le confiere una dimensión más humana, aunque no despojada de respeto. En Metáforas de la salvación del 2001, cuenta en siete piezas un sueño del Apóstol y en Imágenes en el tiempo del 2002, vuelve a recrear a Martí con su particular visión, alejada de la retratística convencional. “Martí es una figura histórica que he admirado desde mi infancia, sus ideas y su obra han dejado una huella en mi. Cada vez que puedo lo leo. Es un motivo de inspiración a lo largo de mi vida y trato de inculcarle a mis hijos ese mismo amor”.

El pequeño Ernesto llega de la escuela y nos interrumpe para darle un beso a su papá, el mismo que en el 2005 recibió la “Distinción por la Cultura Nacional” y que termina diciéndome a manera de disculpa “en mi obra lo humano tiene un verdadero protagonismo”.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Escribe tu comentario

Si prefieres firmar con tu avatar, haz login

Sobre este blog

Avatar de Orisel Gaspar Rojas

Orisel Gaspar, para servirle

"Escribo para decir lo que la vida me asusta, lo que la vida me gusta, escribo para vivir. Escribo para que sepas lo que no cuenta mi boca, escribo si me provoca sencillamente escribir."
Orisel Gaspar

ver perfil

Tags

Amigos

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

Texto

Twitter

Oops! Este módulo parece que todavía está sin configurar..