16 Dic 2008

¡¡¡VIVIR LA RADIO!!!!!

Escrito por: Phanor Humberto Ramírez Peña el 16 Dic 2008 - URL Permanente

¡¡¡CON CARACOL RADIO,...

MIS 1.893'456.000 SEGUNDOS DE FIDELIDAD,...

SON MÁS COMPAÑÍA!!!!!

¿Cómo y cuándo me hice Caracolero?,...

¿A qué hora y en qué momento nació en mí y brotó desde lo más íntimo de mis entrañas, esta dedicación, pasión, convicción, convivencia, permanencia, identidad, apego, disfrute, oasis, remanso y gusto excelso por escuchar La Radio Caracol?,...

¿Por qué y para qué el vivir La Caracol Radio de día, tarde, noche y de madrugada es para mí la más exquisita de las motivaciones?,...

¿Dónde está el sabor, la salsa, el picante, el ají, el aderezo, el swing, la sensación, la seducción, lo atractivo, lo deleitoso, lo halagueño, lo imantino, lo magnético, lo genial y lo gracioso que me atrae y que me atrapa la voluntad para querer oir siempre La Radio Caracol?,...

Quiero dejar volar al corazón y a la mente misma; así como al espíritu y a todo mi ser tanto interior como exteriormente; para que mis neuronas evoquen libre, incondicional, transparente, vívida, plenamente como sublime; todas las grandiosas y multitudinarias páginas de recuerdos, evocaciones y emociones acumuladas, que hoy me bullen como manantiales de vida, que quiero dejar fluir y disfrutarme a perpetuidad al transcribirlas y confesarlas con el alma henchida y ardiente, en la presente crónica de mi intensa e intransferible experimentación personal.

Empezaré por decir que simplemente soy un hincha tanto dedicado como apasionado de todo lo que hago; y así con emoción sentida y con gusto placentero, vivo hoy día todo lo que pasa, todo lo que ha pasado y todo lo que pasará por las Ondas Sonoras (Hertzianas) de Caracol Radio, y hasta que me asista -garantizado que así será- el último hálito de vida.

Es quizá aquel primer grande ingrediente de mi aceptación total hacia sus emisiones, el que Caracol Radio sea una Compañía Neta y Orgullosamente Colombiana, aunque ahora mismo, en la plenitud del siglo 21; sean Inversionistas Españoles sus dueños actuales.

Y mi dedicación y mi pasión se dió inicio desde cuando era un chiquillo; pues en mi casa de campo, en el bolo alizal, (entre Palmira y Candelaria) mis padres y mis papitos, (abuelos) oían con fidelidad la radio, en sus sendos aparatos de botones, marca philips y de color caoba, de grande dimensión. Y de una casa a la otra, el eco de sus sonidos nos llevaban por entre la anchurosa como rebozante acequia que las cruzaba y el reverdecido campo de fútbol que las unía; todas las audiciones noticiosas, musicales, novelísticas y deportivas; que hacían vibrar de dicha aquel entorno apacible de nuestras vivencias.

Pero fue la ciudad; primero Palmira mi patria chica, y después Cali mi patria adoptiva; la que me fue inyectando día a día y programación tras programación la palpitante vena del gusto de mi hinchismo Radial Caracolero.

Fue lo musical, (por los tangos, los boleros y la música bailable) lo novelístico, (por sus temáticas apasionadas y las cautivadoras voces de unos actores consagrados y dedicados que le imprimían toda su pasión) y lo deportivo, (por las narraciones del fútbol dominguero, y muy especial los partidos del Deportivo Cali) lo que me fue vacunando hacia lo radial. Y aunque las emisoras se distinguían más por su nombre de pila, (casi identificando con él la ciudad de orígen) que por el nombre de la cadena filial, y mis gustos de inquieto muchacho variaban como el que estaba en la búsqueda de la novia ideal; (Radio Libertador, Radio El Sol, La Voz de Cali, Radio Pacífico, Radio Reloj y La Voz del Río Cauca) prevalecía mi fidelidad hacia las emisoras adscritas a la llamada Cadena Caracol.

Entonces Álvaro Muñóz Cuellar, "Panelita", (el del saludo jovial: "¡¡Salud amigos, les habla su locutor deportivo AMC") y Mario Posso Posso; el primero narrando y el segundo comentando, llenaban mi mente de elixir y eran mi deleite total cada tarde de domingo futbolero; a quienes oía por la Voz del Río Cauca; desde la fuente de soda palermo del barrio San Nicolás, (Carrera 8a con calle 21) donde vivíamos, en la que les colaboraba a mis padres, moliendo el queso para el pandebono, horneándolo y además vendiendo jugos, avenas, kumis, pasteles y gaseosas como parte de la tarea diaria de atender al público.

Y fue tanto mi apego de niño-adolescente-jóven por lo que me significaba la radio; que hubo dos hechos trascendentales como extraordinarios, que tejieron para siempre a mis entrañas y riñones, la fe, el amor y la dedicación total por todos los canales auditivos y las ondas receptoras de la radio.

Primero: Aquella vivencia luctuosa, penetrante e imborrable del año 1963, (a mis l4 años) con la noticia del asesinato del Presidente John Fitzgerald Kennedy, el nublado mediodía (como a la una y cinco de la tarde) del nefasto viernes 22 de Noviembre, en Dallas, Texas; que sacudió de congoja al mundo entero, y a mi espíritu y a mi alma entristeció profundamente.

Segundo: La felicidad insuperable de la primera estrella alcanzada en nuestro fútbol profesional, por el Deportivo Cali; aquella soleada tarde del domingo Diciembre 12 de 1965, (a mis 16 años) al vencer 3 goles por 1, al Cúcuta Deportivo, en el Estadio General Santander, y Coronarse Campeón por primera vez para el Valle del Cauca, una fecha anticipada a la finalizaión del torneo. Esta soberana dicha y alegría inigualables que pude disfrutarme con satisfacción plena a través de la trasmisión radial que hizo desde la tarde dominguera hasta bien entrada la madrugada del lunes, La Voz del Río Cauca; logró de una vez por todas, cubrirme con el manto prodigioso de éste enamoramiento tanto indeleble como indeclinable por aquella infinita riqueza, que solamente puede provocarnos el recibir la noticia al instante y el tener la vivencia al detalle con sus protagonistas; con las que nos atrapa y nos cautiva la sublime y genial esencia de la radio: ¡¡Informarnos ya, inmediatamente, y en vivo y en directo!!. ("Porque cuando la noticia se produce Caracol nos la comunica").

Palpar, Tocar y Vivir La Radio

Me propuse entonces alcanzar la meta de entrar a palpar, a tocar y a vivir la radio.

Fue Nestor Arturo Parra, un veterano hombre de la radio caleña; de una sonora, prodigiosa, gruesa, agradable como audible voz, y de una amabilidad diamantina; quién me abrió las puertas de su programa "El Tango", por La Radio Libertador, (ubicada por la carrera 5a entre calles 16 y 18) y el domingo 26 de junio de 1966, (a mis 17 años) pude recitar mi poema "Evocando a Gardel",... "Nació en la vieja Francia/ ciudad (sic) que a todos ilumina/ pero Gardel desde su infancia/ se enamoró de la Argentina/,...". (Cometí el craso error de identificar en el poema a Francia como una ciudad y no como un País. ¡¡Qué tamaña metida de pata!!!!,...jajajajajajajajajajajajaja).

Más fue en el mes de Febrero de 1975, (a mis 26 años) cuando pude entrar de lleno a cumplir con mi deseo, sueño y meta. La Radio Súper Caleña; íntegra de juventud, de dinámica y de ansias de logros me abrió sus puertas; participando poco a poco con Humberto Quiceno Hernández y con Diego Galvis Rivera, en la audición del programa deportivo todas las noches, de lunes a viernes. Después llegaron las trasmisiones domingueras de los partidos desde el Pascual Guerrero, y ya fuí al estadio y pude entrar como integrante del elenco de deportes. Hice camerinos, concentraciones, entrevistas de jugadores, técnicos, directivos, utileros, médicos, público, artistas e invitados. Comenté con placidez sus pormenores y me fascinó practicar estos ejercicios continuados porque me los viví a plenitud.

Conmigo, pero desde las graderías del primer piso de occidental, se gozaban mi dicha; el tío Hoover, Nur Marina, Doña Mary y mis entrañables Junior y Pocho; vivando con toda su ardentía, por El Cali, partido tras partido.

Pude además tener la suprema fortuna de palpar cara a cara y frente a frente al ícono y a la máxima autoridad deportiva como de la narrativa de entonces; al Campeón Carlos Arturo Rueda Calderón, "El Colorado"; (a quien admiré profundamente por su calidad, su sencillez y por su humanidad) y quien era el Jefe Nacional de Deportes, autor de "Su Momento Deportivo", y narraba para Súper desde Bogotá. Se le rindió Honores en el Pascual Guerrero, en un clásico Millonarios/Deportivo Cali, donde él hizo el saque del balón en el centro del campo, y ahí a su lado, con los capitanes y para enmarcar la foto, (que publicó el Diario El País) estuve y quedé esculpido junto al Campeonísimo Narrador Tico, pero de Intenso Corazón Colombiano.

Este hecho supo otorgarme la satisfacción total de haber tenido en vida la palpitante emoción de poder compartir aunque por unas cuántas horas con "El Campeón Rueda", toda su versatilidad, capacidad, brillantez, sencillez, humildad y dominio auténtico del micrófono y de la narración; (que repetía domingo a domingo recreándonos con las jugadas y con los goles de los equipos, que él mismo inventaba y narraba, a través de su "Momento Deportivo") pues lo seguía en la radio desde la RCN, donde él actuó con las trasmisiones del Mundial de Fútbol jugado en Arica Chile del año 1962, en el que nuestro país participó por primera vez; alcanzando aquél histórico empate 4 X 4 con los Rusos, donde su fenomenal arquero Lew Yashin, se comío los 4 goles colombianos para quedarse así esculpido en la leyenda futbolera universal, tanto por el resultado obtenido como por el famoso gol olímpico logrado esa tarde por Marquitos Coll.

El Primer Tridente

En aquella época, (de los sesenta) había un tridente excepcional de maestros y narradores deportivos, sinigual; que siempre se robaba todos los shows entre sus oyentes. El Maestro Rueda Calderón lo hacía para la RCN, (Radio Cadena Nacional). El maestro Gabriel Muñóz López, (vivo aún y fiel y firme a Caracol Radio, y con una excelente capacidad de trabajo y de recordación, emitiendo hoy día sus espacios de boleros, -por "La Luciérnaga"- como los de nuestra excelsa música colombiana, -en "Así canta Colombia", los lunes a la medianoche-) por La Radio Caracol, y el Maestro Jaime Tobón De La Roche, (el del famoso, "¡¡¡Minuto Treinta!!!!!") por El Circuito Todelar.

Fueron años de gloria auténtica para Nuestra Radio Colombiana, que legaron en los profesionales vigentes de hoy día, profundas raíces, para que La Misma, (La Radio) siga siendo exquisita, placentera, auténtica, oportuna, informativa, íntima, humana, vívida y gozoza; que es como yo siento disfrutármela segundo a segundo a través de La Radio Caracol.

Multiplicando el Tiempo

Toda esta íntima experimentación de haber aprendido a vivir con La Radio Caracol a mis oídos, reitero; a mañana, tarde, noche y de madrugada; y que ha sido y es como mi excelsa e inigualada amiga, novia, amante, esposa, compañera, confidente, partner, consuelo y sublime cómplice; a través de estos 60 años, (1948/2008) de los cuáles 15 fueron bisiestos, (o sea de 366 días cada año) y que al multiplicarlos nos arrojan un total de 5490 días; más los restantes 45 años x 365 días cada uno, nos registran ahora que son 16.425 días, para que nos otorgue un total de días de 21.915.

Si los multiplicamos por 24 horas, tenemos que son 525.960 horas. Y si estas a su vez las multiplicamos por 60 minutos, nos resultan 31'557.600 minutos consumidos, y si los mismos los multiplicamos una vez más, esta vez por 60 segundos que tiene cada minuto; tenemos entonces la excelsa cifra de 1.893'456.000 segundos vividos al aire.

Puedo transcribir entonces, y sin que me tiemble el pulso, ¡¡Que es esta la cifra total, (1.893'456.000 segundos) la de mi permanencia indeclinable como instranferible fidelidad hacia La Radio Caracol; más que nunca para mí hoy día, -año 2008- toda una sublime compañía!!!!!!!.

Y en este devenir infinito de los recuerdos, de las evocaciones y de las imágines vivientes, fluyendo desbordadas y con intensidad por mi mente caliente; empezarán ahora a aparecer las figuras y los programas que con tanto amor y plena satisfacción acumulan mis neuronas, para dejarlas vivir sin límites y así poderles rendir mi profundo homenaje,....

Lo que Oía


Así hablé del "Panelita" Álvaro Muñóz Cuellar y de su partner Mario Posso. También lo hice del Campeonísiomo Carlos Arturo Rueda Calderón, y sus estelares "Momentos Deportivos".


A continuación dejaré volar y recordaré a aquel primer gran tridente erigido en nuestro excelso humor colombiano, con Víctor, Mario y Augusto, "Los Chaparrines", que tantas carcajadas me arrancaron noche tras noche. Con ellos, salta plácida la sabrosura del "Show de Heber Castro"; humorista uruguayo arraigado en nuestro país, el hombre de las mil voces, y el de su insufrible Peraloca: "Se le dijo, se le advirtió, se le aconsejó, se le puso de presente,... y no hizo caso". A su lado no pueden faltar, el fenomenal ingenio y la gracia indiscutida del paisa Guillermo Zuluaga, "Montecristo", y sus especiales caracterizaciones y el majestuoso dúo de los innolvidables paisanos Emeterio y Felipe, "Los Tolimenses", que con su intenso picante y el mordaz doble sentido de sus cuentos e historietas nos preñaron de bastísimo humor.


Luego emergen las audiciones de La Hora Philips; con música, orquestas y shows por doquier que nos otorgaron poder vivir las noches más placenteras.

¿Cómo olvidar aquel único show, "que nunca tuvo cover"?, que trasmitía con gozo y con goce total las noches del sábado, Jaime Ortíz Alvear; y que hoy evoco, recuerdo y comparo con "Ley en su salsa", de Ley Martin, emitido desde la capital del caribe.

Y si nos volvemos a profundizar en lo deportivo; recordaremos a La Radio Caracol, como a La Cadena de todos los mundiales de fútbol, y su cubrimiento completo en todos los estadios y de todos los partidos; con las voces inigualables, de quienes hicieron además de "La Polémica de los Deportes", en las décadas de los 80'S/90'S, una exquisitez total, (Hernán Peláez Restrepo, Jaime Ortíz Alvear, Wbeimar Muñóz Ceballos, Javier Giraldo Neira, Oscar Rentería Jiménez, Edgar Perea, y el Profesor Juan Manuél González, desde Bucaramanga).

Prosiguiendo con los deportes; La Radio Caracol nos ha hecho vibrar profundas veladas del boxeo, cuando con el patriotismo a flor de labios de Edgar Perea, íbamos en alma y espíritu hasta los propios tinglados y vivimos gozándonos los títulos de Kid Pambelé y del Rocky Valdés. También el beisbol nacional como mundial, y que aprendí a entenderlo a partir de las trasmisiones de los Juegos Panamericanos de 1971, originados en la Sultana del Valle; furor este de la pelota caliente que se consolidó cuando Edgar Rentería, ganó con los Marlyns de Nueva York el título de las grandes ligas entre 1996/97.

A su vez, el ciclismo también nos ha entregado grandes y heróicas jornadas, a través de las trasmisiones de las Vueltas a Colombia; cuando los amos y señores eran Don Ramón de Marinilla, Ramón Hoyos Vallejo; Roberto "Pajarito" Buitrago; Hernán Medina Calderón, "el príncipe estudiante"; Javier "El Ñatico" Suárez; Pablo Hernández; Rubén Darío Gómez; Miguelito Samacá; Álvaro Pachón; Pedro Julio Sánchez, "el león del tolima"; y el legendario guerrero y combatiente solitario por el Valle del Cauca, Carlitos "Cumbamba" Montoya; quien fue el único de todos estos gigantes que no pudo ganarse nunca la Vuelta Patria.

Después vino y apareció el monstruo, y los dejó a todos mirando un chispero. Hablo de Martín Emilio "Cochise" Rodríguez; ganador de los 4000 metros en persecución individual a nivel mundial, en Varese Italia. "Cochise" le legó su potencial campeonil a Rafaél Antonio Niño; quién lo emuló al ganarse reiteradamente los Giros Colombianos.

Más adelante, fue el turno para "el viejo Patro", Patrocinio Jiménez, Lucho Herrera y Alfonso Flórez; quienes nos cubrieron de toda la gloria mundial desde los alpes franceses compitiendo en el Tour, y desde los pirineos españoles, con la Vuelta a la Ibérica, que la ganó Lucho Herrera. Las voces "del incomparable padrino", Alberto Piedrahita Pacheco, Julio Arrastía Brica y Edgar Perea; nos esculpieron el Orgullo Colombiano, de ser descendientes auténticos de los poderosos escarabajos quienes se dosificaban en las bravas cuestas y entre las agotadoras escaladas y supremas pendientes, comiendo panelitas.

En este año 2008, se reeditó con solemne éxito, el Caracol de Pista, desde la capital montañera; y al frente de la narración estuvo el ícono de estos tiempos; el Maestro Alfredo Castro; quien después de hacernos vivir la plenitud de los Juegos Nacionales/2008, desde Cali, se prepara allí mismo para darnos cuenta ahora de la Tercera Parada del Mundial de Pista, a partir del jueves 11 de diciembre y a desarrollarse con 42 países invitados; donde 15 de nuestros deportistas buscarán colgarse las mejores preseas; en el velódromo "Alcides Nieto Patiño".

La Radio Caracol, nunca ha sido ajena a las preferencias, ni a los gustos de sus oyentes; pues siempre su dinámica informativa ha sabido enfocarse con total acierto y sabiduría para lograr satisfacernos y poder regalarnos "lo que más nos agrada y nos apetece".

La misma Hípica con sus carreras de caballos, nos regalaron igual soberbias jornadas y temporadas gloriosas desde Hipotecho primero, (en Techo-Kennedy) y luego desde Hipoandes, (en la Autpista Norte); haciéndonos siguir con delirio las competencias de "los Burros", y el juego del cinco y seis.

El Maestro, Gonzalo Amor, (cantante de tangos primero y luego comentarista hípico; quien igual se arraigó entre nuestras tierras) supo perpetuar a través de su programa "¡Así ví las carreras!", este sublime significado que tienen entre nosotros los amantes (como los aman las yeguas mismas,... jajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaja) por los pura sangre.

Hay dos caballos que jamás olvido: O'cangaceiro, (uno grandote con parches blancos y/o cremas) y Karachi, (un hermosísimo carbón) ganador de una triple corona; que fue conducido al tridente de su gloria por el excepcional jinete, José "Chepe" García. Y junto a él, ¿cómo olvidar las hazañas de Don Pablo Alquinta, Hélman Román, José Luís González, Ramón Cornejo y René Cruzat; ganando carreras por montones?. ¡¡Quedaron plasmadas en mi memoria para siempre!!.

Cuando Juan Pablo Montoya, fue a correr en la fórmula uno, también La Radio Caracol, nos pegó con sus transmisiones a las hazañas del bólido bogotano.

Igualmente, las ondas sonoras caracoleras han sabido cubrirnos con lujo de detalles nuestros Juegos Nacionales, (como los de este año, originados desde Nuestra Excelsa Capital Deportiva de Colombia, donde pudimos palpar y vivir a diario el cabeza-a-cabeza entre los Paisitas y los Nuestros, por cubrirse del monumental oro; en el que finalmente ellos lograron aventajarnos y ganarse en franca lid el certámen; 163 x 149, medallas doradas) los Departamentales y los Locales. (Recuerdo que con La Súper Caleña, cubrinos unas jornadas de los Juegos Departamentales Vallecaucanos desde Sevilla Valle, de 1975/76; y lo más trascendental para mí fue comentar el partido final de baloncesto femenino donde mis paisanas Palmiranas les ganaron a las Caleñas, en un vibrante juego, la medalla de oro, ¡¡¡para vivir el éxtasis de la locura total!!!!!).

¿Y qué manifestar de las trasmisiones de los Juegos Olímpicos y/o de los Mundiales de Patinaje?????,... Nuestra Radio Caracol, siempre ha dicho: ¡¡Aquí estamos presente!!!!!!.

Un Toquecito de Caracol

En las décadas de los 70'S/80'S; Caracol Radio, contó en su staff deportivo en Cali, con otro tridente de renombre: Óscar Rentería Jiménez, Mario Alfonso Escobar, "el Doctor Mao" y Rafaél Araújo Gámez. Los dos primeros comentando y el tercero narrando su memorables: ¡¡¡¡¡Cali,...cali,..cali,..cali,..cali,...cali,.... cali,...!!!!!!,.. y, ¡¡¡¡¡¡América,... américa,... américa,..... américa,... américa,.... américa,....américa,...!!!!!!; cuando nuestros equipos anotaban sus goles. Con ellos alternaron, Jairo Aristizabal Ossa; quien con su voz exquisita haciendo la parte comercial, supo ganarse más adelante la oportunidad de poder narrar, llegando a ser un locutor consagrado, que logró esculpir su identidad, a través del famoso grito de: ¡¡¡¡¡La metiíóóóóóóóóóóó´!!!!!.


A su lado, otra voz sencilla y puntual emergía y se cuajaba para llegar a ser de las grandes voces del país en el comentario deportivo.

Pero fue mucho más allá. Un día, llegó a La Presidencia de la Cadena Caracol. Me refiero a Ricardo Alarcón.

Se queda en mi haber, el gratísimo recuerdo de saber, que con ellos, (con Jairo y con Ricardo) pude alternar anque por unos pocos espacios desde el Estadio Panamericano, cuando se trasmitían los partidos de la segunda, (hoy día los de la B). Jairo narraba y Ricardo y yo comentábamos. No me quedé trabajando en fijo con Caracol Cali, (año 1976) aunque después sentí que hice un mal negocio. Óscar, me ofreció $6.000.oo de sueldo mensuales; pero me ganaba en ese entonces $7.000.oo con el Municipio de Cali, y por la diferencia de los $1.000.ooo, desistí, y preferí al Municipio, de donde me botáron en noviembre de 1978.

Reitero, que entendí, -años después- el equivocarme al escoger y perdí. Más siento también que aprendí de la pérdida, con este toquecito placentero que viví, al poder pasar por sus micrófonos, para después ganar: ¿Cómo?,... ¿Cuándo?,... ¡¡Hoy día; cuando puedo escribir para la posteridad, esta intransferible experimentación personal, por mi apego a Caracol Radio; y porque oigo a quienes hablan y son los partícipes de las emisiones como de la programación diaria; ya que siento que llevan un pedazote muy mío, -dentro de sus voces- que me hace profundamente feliz, al comprender que esto es lo que estoy haciendo: ¡¡¡¡VIVIR LA RADIO!!!!!!.

La Feria de Cali, siempre nos trajo por La Radio Caracol, las corridas de toros desde "Cañaveralejo". Allí plasmaron todo su profesionalismo y toda su pasión por los astados; Paco Luna, Manolo Molés y hoy día lo hace, Iván Parra. El punzante Ramón Ospina, nos legó igualmente sus notas más irreverentes como sus cátedras comentadas más exquisitas; con las que siempre nos hacían sentir presentes en la propia plaza. ¡¡Veíamos las corridas por la radio!!. Este hecho renovador e inspirador de cada fin y comienzo de año, se haya extendido en nuestros tiempos de hoy y con sintonía total a la misma Feria Caleña, así como a la Feria de Manizales, y a las Plazas de "La Macarena" en Medelllín, de la amurallada en Cartagena y culmina exitósamente en "La Santamaría", de Nuestra Capital.

Volver al Fútbol

Y para volver al fútbol, a nuestro bendito fútbol, -un pan riquísimo de cada día- y su entrañable pasión anidada en cada corazón colombiano, de hombre y de mujer; Caracol Radio, nos ha sabido enganchar de palmo a palmo y sin reversas ni reservas, a los exquisitos programas; TODOFUTBOL, (que me placía escuchar junto con mi padre, cuando compartí con él y con mi madre, entre el 2003/2004, allá en Cali) surgido a finales de los 90'S y postergado hasta el 2005, (con la conexión total de todos los estadios que tienen partidos, en una sola trasmisión, y con los goles al instante). Hoy se llama CARRUSEL DEPORTIVO, desde donde nos hacen vivir la placidez de cada jornada balompédica.

El Maestro Hernán Peláez Restrepo, fue su primer moderador. Después lo siguió Adolfo Pérez, y hoy día lo conduce César Augusto Londoño, (el hijo mimado y consentido de Darío Arizmendi) con algunos palomazos que le cubre -entre semana y las tardes-noches de los sábados- Antonio Casale.


A ellos se suman las estadísticas que editó con excelsa narrativa documentada en primera instancia Fabio León Naranjo; y que hoy nos entrega con lujo de detalles, Guillermo Ruíz; a quienes se les adhiere la veteranía y pasión "Juniorista" de Hugo Illera, con sus expresiones y dichos populares como "La Catajarria", (Montón de Gente) la jocosidad y el mamagallismo de Tuto Camargo; los aportes y apuntes de Maroco, la apreciación arbitral de Rafaél Sanabria y la participación de los demás comentaristas en las distintas plazas: Pacho Benitez, Duván Marín, José Alberto Ortíz, Camilo Pinto, Iván Darío Estrada, Gilberto Arenas, Jair Mosquera Di Perea, Henry Sánchez, y Eugenio Baena, (el Papi de "La Chechi"; nuestra excepcional patinadora) de quien me agrada y me alegra muchísimo, que su Real Cartagena vuelva en el 2009 a la A.

Lo recuerdo vívido, cuando entristecido le gritaba a César Augusto, ("¡¡¡¡¡César, nos acaban de arreglar en el último minuto!!!!,......") pero confiado se decía y se tenía toda la fe del mundo, augurando; ¡¡¡¡¡que volverían en un año y así será!!!!!!.

Otros Tridentes

Junto a toda "esta Selecta Banda, de La Selección Colombia de Fútbol, -trasmitiendo-", como la llama Ley Martin; aparece otro tridente maravilloso. ¿Cuántos tridentes llevamos ya?,... ¡¡Y los que faltan!!!!!.

Me refiero a los narradores , Benjamín Cuello Henríquez, "El Viejo Benja", -este hijo mimado de Aracataca, a quien se llamar con total admiración, "El Zorzal del Gol"-; quien con su guacaqueo, su sabor, su swing, su versatilidad y su infaltable,... "¿Dónde está la bolita?",... se ha ganado un espacio grandioso y perenne en el corazón de los oyentes. Es además "el Mandacallar" del Pascual; donde sus incomparables gritos de: ¡¡Veeeeeeeeeerrrrrrrrrdeeeeeeeeeeeeeeee!!!!!!!!!!!, y/o, ¡¡Roooooooooooooojooooooooooooooooooooooo!!!!!!!!; nos hacen trepidar de alegría tanto a caleños como a americanos, al celebrar los goles.


El segundo componente de este tridente excelso, es el bugueño, Jorge Eliécer Campuzano, (el amado primo hermano del innolvidado, Armando Moncada Campuzano; otro maestro que nos legó las excelencias de su narración; como también lo hiciera en sus momentos, Marco Antonio Bustos, el recordado "Emperador"). Es "El Espectacular del Gol". El del consabido y eterno,.... "¡¡¡¡... 29:20, como el viejo teléfono...!!!". Es el poeta inspirado que sabe impregnarle a ese momento pasional de la conquista del gol, la descripción precisa, justa, hermosa, con lujo de detalles, bellamente dibujada y llena de loS profundos malavares; -"¡¡¡... en la ratonera izquierda!!!!!...."- con que sabe preñarnos de la esencia: ¡¡Su majestad el gol!!!; este deporte de las insufribles multitudes.

Cierra el tridente, el inmejorable discípulo y el exquisito "Caballero de la Jugada", Gustavo "El Tato" Sanín; una voz fresca, limpia, alegre, potente; de tonos altos nítidos y de tonos bajos audibles; que sufre en silencio las afugias de Su Amado Deportivo Pereira; aunque en esta temporada 2008 ha cumplido a cabalidad, salvándose del descenso y participando de las semifinales, con acierto y capacidad; dándonos a mostrar además las excelsas pericias y los talentos de crack que tiene ése "Huracán", llamado Carlos Darwin Quintero.

El Pulso del Fútbol Me Apasiona

Deseo concluir por ahora lo deportivo; con mi reconocimiento incondicional al programa que logra cada mediodía producirme el mejor de los elixir y la más exquisita digestión, a la hora de tomarme el almuerzo. ¡¡Es El Pulso del Fútbol!!. Los Maestros y Colosos, Hernán Peláez Restrepo e Iván Mejía Álvarez; nos provocan, -incluídas sus innumerables fans femeninas- la razón de ser del fútbol que amamos: ¡¡la manera sabiamente comentada que ellos hacen con conocimientos, autenticidad, chispa y fino humor, de todos sus pormenores!!!.

En mi niñez; Joaquín Marino López, con su "Estadio", por La Voz de Cali, y José Pardo Llada, con "sus Panegíricos", a favor del Cali, por Radio El Sol; ambos sobre horarios del mediodía; fueron mi delicia. Más El Pulso del Fútbol, llena hoy día mis entrañas de placer y de plenitud, porque me siento identificado con sus contenidos hasta mis tuétanos. ¡¡Qué sabroso reconfort me otorgan!!!!.

Las Audiciones de Hoy

Y para ir cerrando este intenso rememorar y estas infinitas vivencias preñadas de realidad; voy a irlo escribiendo, con un recorrido gradual por la actual programación, (2008) desde cuando empiezo a disfrutármela y hasta cuando me quedo plácidamente dormido entre sus voces.

Todo depende de mi diaria actividad.

Pero confesaré, que siempre deseo estar listo para llegar a tiempo a la hora del almuerzo y tomarlo en el apartamento. Entonces inicio con el Noticiero del Mediodía, que conduce la dinámica Yanelda Jaimes. Esta voz grave femenina, (porque nuestra radio se tomó hace ya muchas décadas la voz sublime de la mujer) graciosa, jocosa, concreta y directa, a la que se le nota cómo y cuánto le gusta su trabajo; -pues arranca desde las 4 de la mañana, con el primer sorbo de noticias; al lado del Maestro Alfredo Castro, y/o de Juan Manuél Rodríguez- y que comparte algunas veces con Fiel Franco y Jorge Eliecer Campuzano; me proporciona actualidad al instante, pues quedo enterado de lo que ha sucedido en mi país y en el mundo, hasta esta hora del mediodía.


Después de la última hora caracol; que se emite hora tras hora, las 24 horas; a partir de las 1:06 y/o 1:07, arrancan Peláez y Mejía, con su Pulso. Con nuestros correos que les enviamos, nos permiten participar, aportar y sobre todo aprender los unos de los otros, al compartir e interactuar conocimientos. Me lo gozo con todo y en pleno y me río con satisfacción total, porque siempre aparece -en ambos: Peláez y Mejía- la chispa, la gracia, el apunte jocoso y de fino humor, que arranca mis carcajadas; que disfruto a solas casi siempre o en algunas ocasiones con mi hija, cuando ella comparte conmigo el almuerzo.

El "Maestrico, Fracasado, Perdedor"; que ha esculpido Iván, -para enrostrarle la incompetencia dirigencial al presidente López, de millonarios- es un arquetipo genial de nuestros días, que consagra su excelsa capacidad de saberse aplicar con tino y precisión toda su ingeniosa mordacidad; que Hernán, le capotea con singular pericia, al mejor de los estilos de Santiago Martín, El Viti; Paco Camino y César Rincón.

Pasadas las dos de la tarde, "La Ventana" se abre, y aparece el paseo de turno por los micrófonos de Iván Parra, junto con la reinaza Patricia López Ruíz y Frank Solano; de quien confieso, me hacía cambiar el dial o apagar el equipo y/o el radio; porque me parecía mamonsísima -como dicen los muchachos de hoy- su voz, pero quien -sin querer queriendo- me cambió el concepto después de tenerlo que oír, -casi que obligado por las circunstancias- junto a la sublime y candorosa PLR, desde Cartagena, en la pasada velada novembrina de elección y coronación de la Señorita Colombia/2008.

El hombre, -Frank- me dejó sorprendido por sus conocimientos y además me convenció y me fascinó su ingeniosa ironía y su cruda mordacidad. Recuerdo, entre todas las expresiones ruidosas que acuñó aquella noche; su tajante descripción que me hizo carcajear, que parecían "Un congreso de enfermeros"; cuando se refirió a quienes continuamente se paseaban de blanco por el recinto.

Sobre las cuatro de la tarde; llega a mis oídos el segundo programa que acapara todas mis simpatías: "La Luciérnaga", que con su versión auténtica de ser "una mezcla de realidad y ficción"; ha logrado, logra y logrará emisión tras emisión, y desde que se inició con el apagón famoso, recuerdo; a partir de finales de Febrero/1992; cuando el Presidente Gaviria nos puso a madrugar una hora antes, y yo había asumido mis funciones de Administrador del Programa Algodonero, en Puerto Carreño Vichada; ha logrado repito, ¡¡Esculpirse para siempre en el corazón de todos los Colombianos!!!!.

Una Prueba de Fuego

Cuando Guillermo Díaz Salamanca, con todo su ingenio y junto con el grupo "Salpicón"; aceptaron irse a la competencia, a RCN, y crearon "El Cocuyo"; pensé que "La Luciérnaga", sufriría mella y podría tambalear. Para mí fue un reto grande y de medición profunda de mi auténtica fidelidad. Pero el Cerebro se quedó en casa, y apareció su genialidad y su visión. El Maestro Hernán Peláez Restrepo, como el sabio conocedor que es de los intríngulis de la radio, aplicó toda su sapiencia y accionando como el más consumado de los técnicos, una estrategia precisa, infalible y ganadora, supo contrarrestar la gigantísima ausencia del "coloso valluno" de las mil voces, GDS. Y jugándosela íntegra y al extremo, acuñó -y también del Valle del Cauca- para el elenco, la figura del mordaz, documentado, ingenioso e inteligente Gardeazábal; el escritor Tulueño de "Cóndores no se entierran todos los días".

¡¡¡¡Y el Cóndor no se dejó enterrar!!!!. "La Luciérnaga", asumió el reto e innovó. Es una jugada maestra que saben jugarse los osados y los visionarios: ¡¡Ante una dificultad, hay que saber superarla, aplicándose una oportunidad para mejorar!!. Ahí, se paró el tren, se solidificó el grupo, se motivó al mismo; apareció la ocasión propicia para "el Grupo Revolcón", y este respondió; y además la nueva adquisión, Gardeazábal; fue un acierto total.

La Calidad y la Calidez siguieron y la Sintonía respondió.

¿Saben amigos?,.... No he podido escuchar hasta ahora, -y sinceramente creo que nunca lo haré- un solo programa completo "del Cocuyo"; porque no me llena, ni cumple mis expectativas.

Con respeto por RCN, así como por

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

Phanor Humberto Ramírez Peña dijo

Me ha gustado muchísimo,...
porque relata una vivencia personal e intransferible

Juan Guillermo

Juan Guillermo dijo

Excelente Articulo, a mis 23 años para cualquier persona es dificil creer que solo escucho Caracol en la oficina y en casa, cuando cualquier muchacho de mi edad solo piensa en musica electronica, reggetton y otros "ruidosos" ritmos.

Yo tambien empiezo escuchando a Yanelda a las 4:30, solo que de 6:00 am a 12:00m, escucho la W de Julito Sanchez. Sin embargo a las 12:00, regreso a Caracol radio, para, igual que usted, disfrutar del pulso del futbol, de la ventana y despues alegrarme el dia escuchando la luciernaga.

Phanor Humberto Ramírez Peña dijo

Gracias Juan Guillermo por tus conceptos,..
y te felicito porque a tan temprana edad,..
ya cultivas este hermoso hábito de ¡¡¡¡VIVIR LA RADIO!!!!!,..

Siempre te hará feliz,..
y te enseñará grandes cosas,..
¡¡¡Bienvenido!!!!,..

Y tendré encuenta tus recomendacviones sobre la W,..
Cordial saludo,...
Phanor Humberto

Gustavo Gómez

Gustavo Gómez dijo

Miércoles!!!!!! De verdad que no duerme. Gracias por el cariño.

Joel

Joel dijo

ZSe te olvidaron dos maestros del beisbol: Melanio Porto Ariza (Meporto) y Napoleon Pefrea Castro.

Phanor Humberto

Phanor Humberto dijo

Hola Joel, gracias por recordármelo,..
seguro q sí,.... Ellos, Melanio Porto Ariza y Napoleón Perea Castro; son como decís vós,.... dos maestros de la narración del beisbol. Gracias una vez más. Saludos

Elizabeth yano s

Elizabeth yano s dijo

huuyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy phanor me quito el sombrero,.... espectacular, y qué memoria. felicitaciones,....

Phanor Humberto

Phanor Humberto dijo

EXCELENTE ENTREVISTA ESTA MAÑANA DEL LUNES FESTIVO 2 DE JULIO DE 2012, DE RAFAEL VILLEGAS, POR CARACOL RADIO, A BENJAMÍN CUELLO HENRÍQUEZ, "EL ZORZAL DEL GOL", EN SU DESPEDIDA DE LA CADENA, AL SALIR JUBILADO.

Escribe tu comentario

Phanor Humberto Ramírez Peña

ver perfíl

Amigos

  • cauci66

Fans

  • raravis
  • juangui30
  • THE SAVE LIFE
  • Peterson Correa Pimentel vidaloca

Ídolos

  • zona fútbolcs gabriel garcía

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):