08 Nov 2011

KAROL WOJTYLA: EL LADO OSCURO DE JUAN PABLO II

Escrito por: sibyllanetcom el 08 Nov 2011 - URL Permanente

A mediados de los 60' se fue gestando un descontento creciente que desembocó en el auge revolucionario de la década del 70'. En Latinoamérica florecían las guerrillas, incentivadas por la revolución cubana y hubo grandes acontecimientos de la lucha de clases que tenían como meta el socialismo. En Europa del Este los regímenes estalinistas comenzaban a sufrir fuertes crisis económicas y políticas y a ser cuestionados por las masas. En Polonia, por ejemplo, se sucedieron grandes huelgas, con planteamientos cada vez más radicalizados. Producto de esta movilización de los trabajadores surge el nuevo sindicato independiente Solidaridad, dirigido por Lech Walesa, que fue creciendo rápidamente y a comienzos de 1981 ya organizaba 10 millones de afiliados. En este contexto no es casual que Karol Wojtyla, de nacionalidad polaca, en 1978 sea nombrado el primer Papa no-italiano desde la Edad Media. Tampoco es casual que el Papa elegido sea miembro del Opus Dei y se halla opuesto siempre al Concilio Vaticano II. Así como los gobiernos capitalistas que se sucedían giraban sus políticas a la derecha, Juan Pablo II se encargó de que esto sucediera dentro de la Iglesia. Tal es así que durante su papado se dedicó a perseguir a los Teólogos de la Liberación y a centralizar nuevamente el poder en el Vaticano y en su propia figura, retrocediendo de este modo los avances reformadores que la Iglesia había alcanzado luego del Concilio. Este Concilio intentó adaptar a la iglesia a los avances de la ciencia por un lado y a los cuestionamientos sociales por el otro. Juan Pablo II, además de borrar estos avances, se quedó y llevó a la Iglesia al Siglo V, con su pensamiento retrógrado hacia ciertos temas como el aborto, divorcio, etc., incluso con su autoritarismo impidió toda clase de discusión al respecto, también entre los propios miembros de la Iglesia. Parte de su pensamiento retrogrado era su concepción de la familia monogámica y patriarcal como núcleo de la sociedad, que lo llevó a oponerse férreamente al divorcio y la homosexualidad. Su concepción de que la mujer tiene como única función social reproducirse, y por ende comete pecado de lujuria si sólo tiene sexo por placer, hizo que se opusiera a cualquier tipo de anticoncepción y más aún al aborto. Su oposición a la anticoncepción hizo que millones de mujeres tengan hijos no deseados. Su oposición al aborto ha producido gran cantidad de muertes a mujeres víctimas de abortos mal realizados. Su oposición al preservativo, uno de los métodos más eficaces para prevenir diversas enfermedades, entre ellas el SIDA, llevó a la dispersión de dicha enfermedad que causa millones de muertes al año. Otro ‘aporte' a la ‘actualización' eclesiástica fue su apoyo a la conservación del celibato. Su oposición a que los curas tengan relaciones sexuales y se casen, llevó, en el mejor de los casos, a que cada vez menos hombres quisieran dedicarse al sacerdocio y, en el peor de los casos, esta represión de la sexualidad como actividad natural humana, generó su expresión por vía perversa, llevándolos a cometer abusos sexuales, en especial a niños. Para fortalecer estas posiciones el Papa concedió al Opus Dei un estatuto legal especial, y con ello liberó a la organización de la supervisión de los obispos, e incluso beatificó al fundador del Opus Dei, Escrivá de Balaguer. Esta política hacia dentro de la Iglesia, fue la misma que tuvo fuera.

Los pecados de Juan Pablo II

No matarás: Juan Pablo II es el responsable intelectual de la muerte de una cantidad innumerable de hombres y mujeres durante su papado. Su oposición al aborto hizo que: De los 20 millones de abortos que se realizan cada año en el mundo, mueran por abortos inseguros 70 mil mujeres; y del 10 al 50% de las que lo realizan en condiciones de riesgo requieran atención médica para el tratamiento de las complicaciones (abortos incompletos, hemorragia, enfermedades infecciosas, etc.), quedando muchas de ellas con secuelas irreversibles como la infertilidad. En el mundo, el 13% de las 600 mil muertes relacionadas a embarazos resulta de abortos. En Latinoamérica y el Caribe mueren 5000 mujeres cada año por esta causa, esta cifra representa el 21% de las muertes relacionadas a embarazos. La hipocresía de quienes dicen defender la vida prohibiendo el aborto estalla contra la realidad, porque aunque esté prohibido se realiza de todos modos.

Su oposición a uso del preservativo hizo que: En el mundo mueran por SIDA 8000 personas por día. La epidemia del SIDA se sigue expandiendo por toda el África subsahariana, y avance a través de Europa del Este y Asia central. Cerca de 40 millones de personas en todo el mundo están viviendo con SIDA, incluido un número estimado de 2,5 millones de niños menores de 15 años. El 30% de las personas que tienen SIDA vivan en el África subsahariana. 1 de cada 5 mujeres que están embarazadas, en algunos países de África, esté infectada con SIDA.

En el caso del SIDA, Juan Pablo II no sólo hizo oídos sordos a la creciente epidemia, sino que también organizó grupos de choque que con argumentos seudo científicos intentan convencer a la gente de que el virus del SIDA es de menor tamaño que los poros del preservativo y por ende lo atravesaría. Esto generó que mucha gente lo desechara como un medio útil de prevención. Sin embargo, este argumento no resiste un análisis profundo y es fácilmente comprobable que se trata de una absurda mentira para impugnarlo como método anticonceptivo y preventivo.

Uno de los consentimientos más horrorosos de Juan Pablo II fue el de ir de la mano de las dictaduras militares en muchos países de Latinoamérica. Además de bendecir a los dictadores los ayudó, dándoles apoyo financiero a través del Banco Ambrosiano. Un episodio digno de destacar es la actitud de Juan Pablo II ante Monseñor Romero, Arzobispo de El Salvador. Este hombre, intentó por todos los medios conseguir una entrevista para comentarle la situación que estaba viviendo su país. Cuando finalmente lo logró, le presenta una serie de informes con lo que estaba sucediendo a lo cual Juan Pablo II respondió "¡Ya les he dicho que no vengan con tantos papeles! Aquí no tenemos tiempo para estar leyendo tanta cosa". Poco tiempo después, Monseñor Romero fue asesinado por un General del Ejército.

No cometerás actos impuros: El abuso sexual en el ámbito eclesiástico se ha transformado en una plaga. Juan Pablo II no solo encubrió a los abusadores, sino también los colocó entre sus hombres de confianza. Como Hans Herman Groen que dejó su puesto de Cardenal de Viena en 1995 tras varias acusaciones de que años antes había abusado sexualmente de unos alumnos; el obispo de St. Poetin, Kurt Kreen, que recientemente perdió su cargo luego de que estallara un escándalo sexual en su Seminario; y el Cardenal Bernard F. Law, que debió renunciar en el 2002 como arzobispo de Boston por encubrir a los curas abusadores de ese lugar. El caso de Boston fue uno de los más relevantes debido a que: al menos 1000 niños fueron victimizados, se encontró que más de 150 curas tenían antecedentes de ser abusadores, y La Iglesia de EEUU tuvo que pagar más de 90 millones de dólares por demandas. Frente a esta caso, Juan Pablo II recompensó a Law nombrándolo en al puesto de Arcipreste de la Basílica de Santa María Mayor, una de las Iglesias más importantes de Roma.

No robarás: En el Vaticano existió siempre un Banco: el Instituto para las Obras de Religión (IOR), cuya función era teóricamente dar préstamos a los más necesitados a bajo interés. Éste fue vendido al banco Ambrosiano de Roberto Calvi, en un acuerdo para aprovechar el amplio margen de maniobra que tenía el Vaticano para evadir impuestos. Este Banco tenía relaciones con la mafia italiana y le servía a ésta para lavar dinero proveniente de operaciones ilegales. Juan Pablo I (el antecesor de Juan Pablo II), que duró solo 33 días en su papado y cuya postura ideológica era continuar las reformas del Concilio Vaticano II, estaba en desacuerdo con esta venta. Casualmente Juan Pablo I falleció concluyendo el segundo papado más corto de la historia. Se cree que hubo un atentado contra su vida por parte de los sectores más conservadores de la Iglesia, y luego pusieron a su hombre: Juan Pablo II. Durante el papado de Juan Pablo II se produce el mayor escándalo financiero de la posguerra en Italia: la quiebra del Banco Ambrosiano. Esto llevó a que Roberto Calvi fuese asesinado, simulando un suicidio, por orden de la mafia italiana en 1982. Actualmente el Banco del Vaticano es una de las 10 principales plazas financieras y bancarias, recibiendo 55 mil millones de dólares de dinero negro italiano.

Con este panorama se quiere mostrar una parte del verdadero rol de Juan Pablo II durante su papado. El nuevo Papa Benedicto XVI (Ratzinger), que sigue el mismo camino reaccionario y conservador que el anterior, e incluso peor, ha comenzado el proceso de beatificación de Juan Pablo II, poniéndolo como ejemplo a las futuras generaciones, tapando las verdaderas atrocidades que éste y la Iglesia Católica cometieron.

Compartir

  • Eskup
  • Tuenti
  • Meneame
  • Bitacoras
  • iGoogle
  • My Yahoo
  • My Live

23 comentarios · Escribe aquí tu comentario

santosinsentido

santosinsentido dijo

Juan Pablo II. Desde el principio destaco por sus ideas ultra conservadoras y reaccionarias, dentro y fuera de la iglesia. En el Vaticano fue desplazando a todos aquellos que el veía como progresistas, que fueron cambiados por todos aquellos elementos que destacaban por ser los más reaccionarios en la Jerarquía eclesial. Fue de la opinión de que ya no le valían los franciscanos, dominicos o jesuitas, a los cuales veía como demasiado comprometidos con los pobres e influenciados por las ideas del marxismo.

Por eso desde el principio Wojtyla encontró sus nuevos reclutas en el Opus Dei, los Kikos, Lumen Dei, los Carismáticos, Comunicación y Liberación, Schoenstantt, San Egidio y la Legión de Cristo. Todos aquellos que destacaban por sus ideas más retrogradas fueron ascendidos en el Vaticano de la mano de Juan Pablo II y todos juntos ‘montaron una gran máquina del tiempo’, en su empeño de volver atrás en la historia y situarnos en los tiempos de la Inquisición.

noncredum

noncredum dijo

La beatificación de Karol Wojtyla se dio muy rápidamente y sin una investigación a fondo; apenas seis años después de su muerte y luego que la monja francesa, Marie Simon Pierre, asegurara que se curó inexplicablemente del mal del Parkinson tras rezarle al papa anterior.

Es totalmente arbitrario atribuirle un milagro a Juan Pablo II tras su muerte y sin ninguna prueba científica que demuestre su intervención directa en la curación de la monja. Eso es tan
absurdo como achacarle el supuesto milagro a Pelé o a Elvis Presley.

Creer en milagros y otras invenciones es una cuestión de fe. Pero lo grave es que la iglesia católica quiera convertir en beato (y luego en santo) a un hombre de carne y hueso que fue líder del Vaticano durante uno de los peores escándalos sexuales y de violación a los
derechos humanos de cualquier pontificado.

No estamos hablando de una o dos víctimas. Estamos hablando de miles de víctimas en todo el mundo. Esto significa que dentro del Vaticano hubo una sistemática política que ignoró, encubrió y protegió a sacerdotes criminales y que rechazó, estigmatizó y culpó a sus víctimas sexuales, en su mayoría niños y menores de edad.

El argumento de que Karol Wojtyla no se enteró de nada es indefendible. Es imposible creer que durante su papado, de 1978 a 2005, fue ajeno a las múltiples acusaciones contra sus sacerdotes. Aquí hay varios ejemplos.

El papa Juan Pablo II tuvo como protegido al criminal Marcial Maciel, fundador de los Legionarios de Cristo. Los abusos sexuales y violaciones cometidas por Maciel están documentados y obligaron al actual papa, Benedicto XVI, a separarlo de cualquier función
oficial. El verdadero lugar de Maciel era la cárcel. Pero Juan Pablo II lo prefirió a él que a sus víctimas y nunca, siquiera, lo reprendió.

He escuchado el argumento que la beatificación de Juan Pablo II va más allá del caso Maciel. ¿Pero por qué? ¿Acaso el papa no protegió a un criminal violador? Que Juan Pablo II haya contribuido a la caída de los regímenes comunistas en Europa del este, que buscara un acercamiento con el judaísmo y los musulmanes, y que haya viajado por casi todo el planeta no lo exonera por proteger y encubrir a abusadores sexuales de menores de edad. Si el papa no sabía de estos abusos, como sugieren muchos de sus defensores, fue entonces un líder negligente y apático que no cumplió con sus responsabilidades de vigilar y cuidar a los más débiles. Y si lo sabía fue, entonces, un cómplice de sus crímenes.

Hay tantos casos que resulta impensable que Juan Pablo II no haya sido notificado.

Cinthya Romero Taboada

Cinthya Romero Taboada dijo

Entre las sombras, Juan Pablo II nos dejo un triste haber al imponer una iglesia vertical, jerárquica y vinculada con el poder, los lobbies de presión, los mercados y la corrupción (no olvidemos que fue él quien respaldó y trató de ocultar el mayor escándalo financiero de la historia de la Iglesia : el caso Marcinkus, muy mal llamado el “banquero de Dios”).

Otros datos que también quedarán para la historia serán sus posturas reaccionarias con la nueva ética sexual, el celibato opcional, el papel de la mujer en la Iglesia , la falta de derechos y de democratización interna, sus sempiternos castigos al medio millar de teólogos aperturistas, su censura a todos los teólogos de la liberación, su desautorización de las comunidades cristianas de base, o el escamoteo de la pederastia, (como hizo al proteger al fundador de los legionarios de Cristo, Marcial Maciel).

Saludos y admiración por el atrevimiento sano de meterse con este santo de corcho

XILENA

XILENA dijo

¿Puede ser beato quien, como fuera el caso de Karol Wojtyla o Juan Pablo II, mantuvo fluidas y muy cordiales relaciones con la dictadura de Augusto Pinochet, el general golpista chileno que se cargó -por la vía de la fuerza y la represión más cruel- el Gobierno democrático del presidente chileno Salvador Allende? Es una evidencia que así ocurrió y que, a pesar de ello, Juan Pablo II jamás exigió a su amigo Pinochet que pidiera perdón públicamente por los miles de chilenos asesinados y que dimitiera de la Jefatura de Estado, usurpada por él..

lowen

lowen dijo

Como presencia telegénica, Juan Pablo II fue un indiscutible triunfador, un personaje enormemente popular. Además del alma y el espíritu, expuso el cuerpo, su atractiva fisicidad y la piel en el envite. El 13 de mayo de 1981 sufrió un atentado a manos del turco Mehmet Ali Agca, que nunca se aclaró del todo (unos siguen la pista turca y otros la del KGB, pero Agca ha dado 51 versiones distintas) y del que se salvó de milagro (según señaló él mismo, gracias a la Virgen de Fátima). Por si no bastara, Wojtyla es visto como uno de los grandes artífices de la caída del bloque comunista. Sus éxitos se achacan tanto a su empuje espiritual como a la potencia financiera del Opus Dei y de los Legionarios de Cristo (sus dos principales sostenes y beneficiarios). Según libros como Vaticano S.A., de Gianluigi Nuzzi, también la mafia mantuvo relaciones privilegiadas con la banca vaticana en los tiempos de Andreotti, el arzobispo Joseph Marcinkus y los banqueros Roberto Calvi y Michele Sindona.

En el otro lado de la balanza, fue gestándose en la curia la famosa suciedad de la Iglesia, de la que tanto ha hablado Joseph Ratzinger en estos últimos años. La herencia legada por el Papa polaco a su amigo alemán, mano derecha y guardián de la fe, incluye necesariamente los escándalos de pederastia encubiertos durante décadas por la jerarquía vaticana, y el hecho de que Wojtyla dejara las parroquias históricas vacías de sacerdotes y de fieles.

Un abrazo

nescaru

nescaru dijo

Son varios los problemas que han acosado la Iglesia durante los últimos años. El más grande en este momento es el escándalo de la pedofilia. Según Hans Küng, reconocido teólogo católico, el Vaticano nunca ha estado dispuesto a aclarar a fondo los abusos de niños por sacerdotes. El caso más sonado es el de Marcial Maciel, cuyos delitos de pedofilia, Juan Pablo II conocía. Como para él los legionarios de Cristo eran "primavera" y "esperanza" de la Iglesia, simplemente fingió no conocerlos. A pesar de esta culpa, Juan Pablo II fue beatificado. El milagro que se requiere para la beatificación en el caso de Karol Wojtyla es muy dudoso. Se afirma que curó a una monja francesa de la enfermedad de Parkinson; sin embargo, los médicos no creen que ella haya tenido esta enfermedad.

La autoridad de los papas está en crisis y, lo que hace enferma a la Iglesia es el autoritarismo de Roma. El Vaticano no quiere escuchar las bases, las cuales cada vez menos quieren obedecer al Papa. Tres cuartas partes de los católicos norteamericanos creen que no es necesario obedecer al Papa para ser un buen católico. En Alemania cada vez menos católicos quieren identificarse con la Iglesia de Ratzinger, porque no comparten su concepto eclesiástico. Küng sigue dentro de la Iglesia católica, pero muchos otros la abandonan pensando que el Vaticano se está alejando del mensaje del Jesús histórico. No aceptan que el Papa se aferre a tradiciones obsoletas como el celibato que, desde la Edad Media es obligatorio para los sacerdotes católicos. En Europa hay cada vez menos vocaciones y un gran número de parroquias desaparecen, porque faltan sacerdotes. Küng se queja de que cada vez menos católicos asisten a misa y el número de personas quienes creen que la Iglesia es capaz de darles orientación moral, bajó en Alemania de un 35% a un 23%, entre 2005 y 2010. Todos estos fenómenos son culpa del absolutismo romano, porque el Papa escoge como obispos y cardenales los sacerdotes más tradicionalistas, quienes son incondicionales del Papa. Küng rechaza la obediencia absoluta y dice que jamás va a "creer que lo blanco que veo va a ser negro, cuando la Iglesia jerárquica lo define como tal."

qouter

qouter dijo

Eliminado (por "muerte súbita") el Papa Luciani, y con la promoción del polaco Wojtyla al trono de Pedro se favoreció, "casualmente", la salida que buscaban el Opus Dei y otros movimientos integristas vinculados a la mafia italo-norteamericana para seguir expandiendo su control sobre el cuerpo corrupto de la plana mayor del Vaticano.

El perfil "anticomunista" de Wojtyla, su apostolado "anti-rojo" en Polonia, calzaba a la medida de los intereses de Washington y de las mafias financieras y de las drogas que hacían sus negocios con los gobiernos ultraderechistas embarcados en la "guerra contra el comunismo", tanto en América Latina como en el resto de los llamados países del Tercer Mundo.

Con la muerte de Luciani, el polaco Juan Pablo II, el "Papa del Opus Dei", ya tenía el paso libre para acometer su involución doctrinal y perseguir los dos principales objetivos políticos trazados: impartir la extremaunción a los regímenes de Europa del Este y bendecir a los militares golpistas y represores que perseguían a los Teólogos de la Liberación en América latina.

En esa persecución feroz fueron asesinados, entre otros, monseñor Oscar Romero (1980) e Ignacio Ellacuría (1989), éste junto a otros cinco jesuítas de la UCA y dos mujeres, quienes fueron masacrados por los escuadrones de la muerte con complicidad del ejército salvadoreño.

Juan Pablo II, nunca escuchó a Monseñor Romero en sus súplicas para que intercediera ante sus verdugos.
Curiosamente, Juan Pablo II había despedido a Monseñor Romero, unos meses antes de su muerte, después de una audiencia en torno a las violaciones de los derechos humanos con un “no me traiga muchas hojas que no tengo tiempo para leerlas... Y además, procure ir de acuerdo con el gobierno”.

Como relata López Sáez en su libro, Monseñor Romero salió llorando de la audiencia papal, mientras comentaba “el Papa no me ha entendido, no puede entender, porque El Salvador no es Polonia”.

Una entrada excelente en medio de tanto sahumerio beatorro. Saludos

Valeria-unz

Valeria-unz dijo

Ahora que los medios ya no publican pródigos encomios a la grandeza indisputable de Juan Pablo II, ¿no será el momento de preguntarnos a qué tradición pertenecía este papa? Los partisanos que no estén familiarizados con la historia de la cristiandad pensarán que la pregunta es extraña. “Pues pertenecía a la tradición católica, por supuesto”, responderán. Pero es que no hay una sola tradición católica. Más bien hay tradiciones católicas, y éstas abarcan actitudes que van desde la pobreza voluntaria de san Francisco de Asís hasta la codicia ilimitada de los papas de Aviñón, desde la genial tolerancia a la diversidad del papa Gregorio Magno, en el siglo VI, hasta la egomanía de Pío IX en el siglo XIX, desde la medida sensibilidad histórica del cardenal John Henry Newman hasta la demencia desenfrenada de la Liga Católica por los Derechos Religiosos y Civiles en Estados Unidos, y desde el secretismo y las maquinaciones del Opus Dei hasta la apertura y el servicio humanitario de la comunidad de Sant’Egidio. Es más: en sus largos 2.000 años de historia, el catolicismo romano ha sido campo fértil para una inmensa variedad de tradiciones papales.

A pesar del nombre que eligió darse, Juan Pablo II tenía poco en común con sus predecesores inmediatos. Juan Pablo I duró solo un mes, pero en ese lapso se mostró como un típico italiano de tendencias moderadas. Incluso, antes de ser elegido, mandó un mensaje de felicitaciones a los padres del primer bebé probeta, haciendo con ello un gesto que llamó la atención de los fundamentalistas de la Iglesia, empeñados en oponerse a cualquier movimiento que parezca interferir con la “Naturaleza”, una construcción intelectual que poco tiene que ver con lo que el común de la gente entiende por el término. Pablo VI, a pesar de su extremada cautela, permitió el nombramiento de obispos (y especialmente de arzobispos y cardenales) que no eran en absoluto sumisos y que eran francos paladines de los pobres y oprimidos, y verdaderos representantes de las partes del mundo de donde provenían: el cardenal Joseph Bernardin de Chicago, por ejemplo, quien al final de su vida trató denodadamente de encontrar un territorio común con una iglesia transida por las divisiones. Su contrario, el cardenal Bernard Law, de Boston, reprendió públicamente al moribundo Bernardin por su piadoso esfuerzo, pues, según insistía, la Iglesia conoce la verdad y está por tanto exenta de incurrir en una actividad tan indigna como el diálogo. Law, que tuvo que renunciar después de que se puso en evidencia que era el Cardenal Encubrimiento (el cínico testaferro de un escándalo de pedofilia de alcances abrumadores), sobresale como un cardenal característico del papado de Juan Pablo II: neuróticamente protector de la institución eclesiástica pero desdeñoso de la exigencia moral de proteger y valorar a los seres humanos.

sin-cer@

sin-cer@ dijo

Desde que Karol Wojtyla asumió el papado, en octubre de 1978, inició una restauración de las tradiciones más conservadoras de la iglesia católica. La tradicional influencia de la Compañía de Jesús sobre el papado fue sustituida por la de la Secta Destructiva Opus Dei, punta de lanza para combatir a las corrientes modernizadoras de la iglesia. Por medio de una política de designaciones episcopales que no tiene en cuenta los deseos de las iglesias locales, Juan Pablo II lleva adelante su empresa de restauración, utilizando todos los medios a su disposición: doctrinales, disciplinarios y -sobre todo- autoritarios, con la ayuda de una cantidad de movimientos tradicionalistas “duros”, en general sectarios y políticamente de derecha, que le son totalmente adictos.

elagone

elagone dijo

¿Cómo, por ejemplo, puede ser puesto en los caminos de la santidad un Papa que consciente y sistemáticamente ha tapado durante toda la duración de su largo pontificado (27 años) el escándalo de los sacerdotes pedófilos?

Por no mencionar otro ejemplo, como el mantenimiento de vínculos estrechos con dictadores de América Latina por Karol Wojtyla en nombre de la defensa de la cristiandad. Al punto de aceptar censurar el Magnificat en una celebración en la Argentina, durante la dictadura del General Videla.

abcan

abcan dijo

Al beato-express se leidentifica como al Papa polaco que con su posición conservadora aupó el proceso de descristianización del mundo. Le acusan de a) la decadencia de la liturgia, b) la dejación de la aplicación y promoción del Concilio Vaticano II, c) ser «amigo» del fundador de los Legionarios de Cristo y de haber ocultado casos relativos al tema de los abusos, d) de la confusión suscitada tras el encuentro por la paz de Asís (1986 y 2002), e) de nombramientos episcopales disparatados, f) de la actuación en el caso del obispo cismático Marcel Lefebvre, del inefable Maciel y de otras boutades más que lo colocan más al lado del inferno que del ¡santo cielos!.

luiorsen

luiorsen dijo

Entre las pruebas por superar por Juan Pablo II para que le den su credencial oficial de santo, se encuentra la necesidad comprobar que ha realizado un milagro. Pero no es cualquier milagro de los que vemos en las esquelas del santo niño de Atocha. Este debe ser un auténtico milagro que supere con mucho las proezas de Houdini, Harry Potter o Chen Kai.

Ante la urgencia de canonizar “al papa viajero”, ¿qué milagro podríamos esperar que no constituya una herejía, que no contradiga las leyes de la naturaleza, que sea compatible con la razón y que no ponga en tela de juicio la omnipotencia divina? Realmente es un reto difícil de salvar por los promotores del beato polaco. Por eso muchos pensarán que es mejor no ocuparse de lo que dicen los filósofos y vivir tranquilos cantando con Miguel Ríos la canción “Amigo”, y orientar nuestros espejitos hacia la nube que le tocó don Karol Wojtyla.

Tantalox

Tantalox dijo

Se vincula al papa polaco con los dictadores. Los adeptos de este punto de vista dan muchas pruebas, por ejemplo, que el dictador de Guatemala Ríos Montt, al que se le imputa un genocidio de 200.000 indígenas, ejecutó a varios adversarios políticos una semana antes de recibir a Juan Pablo II en 1983. O que Juan Pablo II aceptara ser recibido por el general Videla, al que se le atribuye el asesinato de miles de argentinos.

Sin embargo, el argumento clave son las supuestas relaciones de Karol Wojtyla con el sangriento dictador chileno Augusto Pinochet. Se sabe que Pinochet comulgó de la mano del Sumo Pontífice. El 18 de febrero de 1993, Juan Pablo II mandó una carta al dictador, felicitándole a él y a su esposa por las bodas de oro matrimoniales. En aquel entonces el nuncio del Vaticano en Chile, Ángel Sodano, le agregó por escrito lo siguiente: "Su Santidad conserva el conmovido recuerdo de su encuentro con ocasión de su extraordinaria visita pastoral a Chile".

A principios de mayo de 1999 el papa Juan Pablo II envió un mensaje de apoyo al dictador a la Cámara de los Lores británica, que en aquel entonces estaba decidiendo sobre la extradición de Augusto Pinochet. También apoyó la tesis de que Pinochet tuviera el beneficio de inimputabilidad de la persecución judicial como exjefe de Estado. El portavoz del Vaticano, Joaquín Navarro-Vals, explicó este apoyo argumentando que "la Santa Sede apoyaba el arrepentimiento en todas partes, incluso en Chile". Más tarde el entonces secretario del Vaticano Angelo Sodano caracterizó las acciones de Pinochet como "un intento de conservar la integridad del país".

Manuel Mendieta Rodriguez

Manuel Mendieta Rodriguez dijo

Juan Pablo II fue el mas grande impulsor de los frutos del Concilio Vaticano II! estudien, por favor.

Anónimo

Anónimo dijo

me parece patetico lo que dicen del mejor papa del mundo es facil ablar cuando la persona de la que hablan no puede defenderse se creen poderos pero no lo son si quieren matar hijos pues antes preguntenles a sus hijos si quieren morir

anonomito

anonomito dijo

es mentiras juan pablo segundo es un santo para mi y por esto si peco en su vida sus pecados serán perdonados por Dios

nunca lo van a saber

nunca lo van a saber dijo

el perdón de Dios es infinito sus mentiras comerán al mundo así que dejen de ser tan vagos busquen empleos y dejen de envenenar a la gente con mentiras gentes no crean en esto son falsedades y mentiras están diciendo esto porque no son católicos nose ni me importa de que religion sean pero dejen de ser vagos ustedes diesen que juan pablo segundo esta en el infierno en el infierno van a estar ustedes mor mentirosos dejen de creerse la iglesia mas grande del mundo que la iglesia católica es la única iglesia que Dios escucha y ni los mormones ni los guevanjelicos ni los cristianos son verdaderas religiones ustedes son falsos profetas que están en la vida esta mentira de juan pablo segundo

los odio

los odio dijo

ustedes son unos vagos sin enpleo que se ganan la plata fingiendo que alaban a Dios ,el papa no es rico el papa vive en la riqueza el vaticano no es de el , el vaticano es un museo no es la cosa del papa asi que respeten y no se metan en lo que no les importa ustedes son ricos , ¿ que como se ganaron la plata ? se la ganaron FINGIENDO que alaban a Dios

Anónimo

Anónimo dijo

NO JUZGUES Y NO SERAS JUZGADO, NO HABLEN DE LO QUE NO SABEN, PARA ESO ESTA DIOS, EL ES EL QUE DIRÁ.
SI ESTUVO MAL O BIEN LO QUE HICIMOS EN ESTE PEREGRINAR POR LA VIDA, MAS BIEN ORA POR ESAS PERSONAS Y HACES MAS POR TI Y POR ELLAS.

olga lucia

olga lucia dijo

Es una falta de respeto, hablar de alquien que no se puede defender por estar muerto, si son tan versadps en la materia porque no hablaron e intrrogaron cuando él estaba vivo y se podía defender.
Todo lo que dicen solo demuestra la cobardía de los que lo escriben, si no se de hablar bien de alguien mejor no lo nombremos.

Cassandra

Cassandra dijo

No sean exagerados, no culpen al PAPA del contagio del SIDA o de los abortos, cada persona es libre de cuidar de su cuerpo de la manera que mejor le complazca. Por otra parte lo que SI ES responsabilidad de la IGLESIA son todos los casos de violaciones a menores etc. por parte de pedófilos que son pedofilos porque están enfermos mentales o sexuales y no porque son sacerdotes y deben ser castigados por la ley del hombre porque eso es lo que son y pues claro la ley de las iglesias no tiene porque defenderlos porque ha cometido un delito y un pecado para ellos. Yo creo que es importante separar una cosa de la otra, no defiendo a la iglesia, ni siquiera soy muy religiosa pero no creo que este texto este escrito de la manera en la que debería.

endogeno

endogeno dijo

el que escribio toda esta basura de articulo es una anticatolico resentido que tira espuma por la boca como toda basura endemoniada que quiere imponer su verdad diciendo mentiras, es un cobarde sin nombre y sin rostro que detras de un pseudonimo insulta a la iglesia catolica y se retuerce con maldiciones pero en la calle es tan cobarde que no se atreve a pararse frente a niguna IGLESIA CRISTIANA y decir toda la miederda que aqui dice. ERES UNA MIERDA Y COMO TAL DESAPARECERAS EN LA NADA COMO TODOS AQUELLOS QUE SE QUISIERON HACER FUERTES CON EL MAL, EL BIEN TRIUNFARA BASURAS.

maria elena

maria elena dijo

La vida de Juan Pablo fue sin duda dificil, pero en mi opinion, Dios lo ilumino y supo llevar reconciliacion a todos los hombres . Mis respetos para el y el perdon para todos los que estan manchando su nombre. Solo Dios sabe todo sobre nosotros y en el debemos poner toda nuestra confianza.
Juan Pablo II, "No hay lugar en el sacerdocio para quienes dañan a los jóvenes", 25.IV.02

Escribe tu comentario


Si prefieres firmar con tu avatar, haz login
Inserta un emoticono

Sobre este blog

Texto

"El argumento se semeja al disparo de una ballesta, es igual de efectivo dirigido a un gigante que a un enano." Francis Bacon

Ídolos

  • luferura
  • Alberto Zambade Entrenador Personal
  • mdgozalez
  • andre-ruiz
  • perezbarrero
  • lola-gj47
  • ... ....
  • <Juanra>
  • juan-manuel-jimenez-garcia
  • A.R. (Tucho) Novoa
  • merhum
  • moma200

Suscríbete

Selecciona el agregador que utilices para suscribirte a este blog (también puedes obtener la URL de los feeds):

RSS

MENSAJE NAVIDEÑO DEL PP EN SU SEGUNDO ANIVERSARIO

seguir leyendo >>

NO DEJES QUE NADIE APAGUE TU VOZ

A LO QUE MANDE Y ORDENE BRUSELAS (LEASE MERKEL)

Bruselas pide a Españásubidas de IVA y proseguir con la... seguir leyendo >>

HILO Y COSTURONES

Se evidencia sin florituras versallescas que el PP va a aprovec... seguir leyendo >>

EL BAILE MAGICO

Sacerdotisa, hada del Tiempo Druid... seguir leyendo >>

JOSÉ IGNACIO WERT Y SU MODA “RETRO” PARA LA EDUCACIÓN:

En el gabinete de el casi inexistente Rajoy no hay ministros “malo... seguir leyendo >>

del.icio.us

ElPais.com Ultima Hora

Esperando Contenido Widget ...

Feevy

Twitter

    Flickr